Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 29 de mayo de 2024


Escritorio

Las autoridades españolas reaccionan ante el racismo en el fútbol

Criticadas por un exceso de pasividad, las autoridades españolas aumentaron este martes la presión contra el racismo en el fútbol, dos días después de los insultos sufridos por la estrella del Real Madrid Vinicius.

RFI

  Martes 23 de mayo 2023 11:21 hrs. 
real madrid

Compartir en

Tras las primeras reacciones del lunes, cuando se sucedieron las condenas a lo ocurrido y la Fiscalía de Valencia (este) abrió una investigación por un presunto delito de odio, los movimientos no han dejado de sucederse.

La policía española anunció este martes la detención de tres jóvenes en Valencia sospechosos de “conductas racistas ocurridas” durante el partido del domingo en estadio de Mestalla, donde el atacante fue víctima de insultos y gritos de “mono”.

En paralelo, la Federación española de fútbol (RFEF) indicó que el árbitro de video del duelo que enfrentó al Real Madrid y el Valencia por la 35ª jornada de LaLiga, muy criticado por su gestión de un encuentro marcado por numerosos incidentes, fue sustituido para la próxima fecha.

La labor de Iglesias Villanueva fue muy cuestionada ya que, tras el choque que tuvieron el valencianista Hugo Duro y Vinicius hacia el final del partido, solo mostró al árbitro de campo la repetición del gesto que valió una tarjeta roja directa al delantero brasileño, omitiendo el agarrón previo de Duro.

El árbitro Ricardo de Burgos Bengoetxea habla con el futbolista brasileño Vinicius durante el partido liguero entre el Valencia y el Real Madrid disputado el 21 de mayo de 2023 en el estadio valenciano de Mestalla © José Jordán / AFP/Archivos

El árbitro Ricardo de Burgos Bengoetxea habla con el futbolista brasileño Vinicius durante el partido liguero entre el Valencia y el Real Madrid disputado el 21 de mayo de 2023 en el estadio valenciano de Mestalla © José Jordán / AFP/Archivos

La jornada policial arrancó temprano el martes con la detención de cuatro personas por presuntamente haber colgado de un puente de Madrid un muñeco con la camiseta de Vinicius Júnior el 26 de enero, día del derbi que conquistaron los merengues por 3-1 ante el Atlético de Madrid en cuartos de final de la Copa del Rey.

A estas cuatro personas, detenidas en Madrid, se les considera presuntas responsables de un “delito de odio”, precisó la policía española en un comunicado. Tres de ellas son “miembros activos de un grupo radical de aficionados de un club madrileño”, agrega la nota, sin identificar de qué entidad se trata.

La efigie, que llevaba una camiseta de Vinicius Júnior, apareció colgada simulando un ahorcamiento, junto a una pancarta en la que se podía leer “Madrid odia al Real”.

Tras este incidente, el Real Madrid denunció un “lamentable y repugnante acto de racismo, xenofobia y odio” hacia su jugador de 22 años.

Más Medidas

Objetivo frecuente de descalificaciones racistas desde su llegada a la capital española en 2018, Vinicius explotó el domingo, tras los insultos recibidos en Valencia.

“No era la primera vez, ni la segunda, ni la tercera. El racismo es normal en LaLiga. La competición piensa que es normal, lo mismo la Federación y los rivales lo alientan”, lamentó el atacante en sus redes sociales tras el encuentro.

El racismo en el deporte en España © Guillermo RIVAS PACHECO, Paz PIZARRO / AFP

El racismo en el deporte en España © Guillermo RIVAS PACHECO, Paz PIZARRO / AFP

España es “una nación linda, que me acogió y que amo, pero que aceptó exportar la imagen para el mundo de un país racista. Lo lamento por los españoles que no están de acuerdo, pero hoy, en Brasil, España es conocida como un país de racistas”, agregó.

Estas críticas suscitaron numerosas reacciones tanto en el extranjero como en España, donde la presencia del racismo en los estadios, y en una parte de la sociedad, lleva siendo denunciada durante años por jugadores y asociaciones antirracistas, que consideran que el problema no se ha tomado en serio.

Señalada directamente, LaLiga se defendió indicando que no tiene suficiente poder de sanción. La competición asegura haber transmitido ocho denuncias esta temporada por ataques contra Vinicius que, en su mayoría, no han generado consecuencias notables hasta ahora.

La mayoría de medios españoles llamaron igualmente a tomar acciones más firmes. “No es suficiente con no ser racistas, hay que ser antirracistas”, escribió el diario deportivo Marca en grandes letras blancas sobre un fondo negro, en la portada de este martes.

Vinicius (izq) habla con Cenk Ozkacar durante el partido liguero entre el Valencia y el Real Madrid disputado el 21 de mayo de 2023 en el estadio valenciano de Mestalla © José Jordán / AFP/Archivos

Vinicius (izq) habla con Cenk Ozkacar durante el partido liguero entre el Valencia y el Real Madrid disputado el 21 de mayo de 2023 en el estadio valenciano de Mestalla © José Jordán / AFP/Archivos

“Basta ya”, tituló de su lado Mundo Deportivo.

“Las autoridades no tienen consciencia real de lo que está pasando”, lamentó el martes el entrenador del Real Madrid, Carlo Ancelotti, en rueda de prensa. “Las instituciones tienen una oportunidad, sobre todo ahora, para tomar medidas radicales en este tema importante”, insistió.

En un comunicado, el Consejo Superior de Deportes (CSD) indicó que le propondrá tanto a la Federación española de fútbol como a LaLiga “el desarrollo de una campaña de concienciación” dirigida a las aficiones, así como “acciones puntuales” para luchar contra la “lacra del racismo” y “para combatir los discursos de odio en el deporte”.

Hay que decir claramente que somos antirracistas porque desde España estamos combatiendo este tipo de comportamientos, los condenamos y trabajamos para erradicarlos”, aseguró de su lado la portavoz del gobierno de izquierda, Isabel Rodríguez, tras el consejo de ministros de este martes.

Síguenos en