Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 30 de mayo de 2024


Escritorio

Alcalde de Tiltil, Luis Valenzuela: “Asumimos los costos del desarrollo y beneficios de la ciudad”

El edil criticó que la aprobación de la nueva planta de residuos en la comuna haya sido aprobada en base a "un documento redactado desde el centro de Santiago”. Además, denunció que ningún ministro visitó la zona antes de aprobar el proyecto.

Camilo Vega Martinez

  Viernes 19 de abril 2024 18:29 hrs. 
Luis Valenzuela alcalde de TiltilLuis Valenzuela alcalde de Tiltil

Compartir en

Desazón, desesperanza y abandono son las sensaciones que ha dejado en Tiltil la decisión del Comité de Ministros de aprobar el proyecto de la empresa Ciclo, que busca levantar una planta de residuos industriales en el sector de Rungue

En conversación con Radio y Diario Universidad de Chile, el alcalde de la comuna, Luis Valenzuela, dejó en evidencia la afectación que ha sufrido la comunidad de la zona a lo largo de los años, ya que esta será la planta industrial número 50 que se instala en el sector. “La situación es catastrófica en nuestro territorio. Hay 49 empresas instaladas o abandonadas sin ningún plan de manejo, generando contaminaciones considerables en nuestras localidades”, denunció al ser consultado por nuestro medio.

“Lo hemos dicho un montón de veces y no solo nosotros, diferentes estudios y organismos tanto públicos como de instituciones privadas, que plantean que Tiltil es una de las zonas saturadas de Chile”, expresó Valenzuela. En la instancia enumeró otros sectores de Chile en situaciones similares, tales como Coronel, Tocopilla, Quinteros, que a su juicio “el Estado ha decidido sacrificar a costa del desarrollo, pero sin distribuir los beneficios de este para los territorios”.

El jefe comunal fue enfático en denunciar las condiciones de vida que la población de Tiltil debe enfrentar debido a la presencia de estas plantas contaminantes. “Recibimos el 70% de la basura domiciliaria de la Región Metropolitana. Recibimos los desechos orgánicos, recibimos la caca que produce la Farfana para que se hagan canchas de secano en los diferentes planteles para poder transformarlos. Todos esos desarrollos y beneficios de la ciudad, nosotros asumimos los costos”, sostuvo Valenzuela, recordando además la falta de transporte público y de acceso a salud pública en el sector.

La autoridad se refirió además al informe de la Comisión de Evaluación Ambiental (COEVA) que en febrero de este año se pronunció en contra del proyecto, pero que no fue considerado por el Comité de Ministros.

Me parece grave. Me parece inclusive, si fue un error, infantil. Desconoce una realidad. Porque cuando el COEVA rechaza este proyecto, es porque los seremis que votaron en esa época se dieron el trabajo de recorrer la comuna, de visitar Rungue, de conocer la realidad territorial. Hoy ninguno de los ministros vino a Tiltil, ni siquiera en alguno de los eventos que los invitamos, ninguna visita protocolar o extraoficial. Me parece una irresponsabilidad enorme basarse solamente en la decisión del SEA”, criticó el alcalde.

Respecto al Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), el cuál sí se pronunció a favor del proyecto y sí fue tomando en consideración por el Comité de Ministros, Valenzuela apuntó dicho entidad “inoperante y que está obsoleto”.

“No puede ser que la justificación sea ‘no, es que ahora vamos a ir a fiscalizar la comuna’, cuando tenemos menos del 0,4% de fiscalización anual por cada una de estas empresas contaminantes. Estoy casi seguro que ninguna de esas fiscalizaciones ha terminado en una paralización de faena, en una corrección, ni siquiera en una multa”, lamentó.

El edil además tuvo palabras para los compromisos que las autoridades tomaron en su momento con la comuna, las que fueron incumplidas. “En agosto del 2022 se decretó a Tiltil como una zona de rezago. Eso justamente buscaba detener el avance de las empresas contaminantes, como así se buscaba generar un desarrollo en nuestro territorio, aumentando los ingresos e inversión. Lamentablemente la mayoría de eso ha quedado en palabras de buena educación. La declaración de la zona de rezago fue simplemente un hueso para calmarnos”, denunció Valenzuela, recalcando que continuarán la disputa contra el proyecto al recurrir a tribunales ambientales.

“Me parece desesperanzador, me provoca mucha rabia porque a pesar de ser de un partido de Gobierno, primero y antes que todo soy vecino y alcalde de Tiltil. Lamento mucho que la ministra (Maisa Rojas) y los ministros en particular se escuden diciendo que el SEA recomendó. Hoy se vulneran los derechos de los vecinos de Tiltil solo por un acto administrativo. Ni siquiera revisaron ni evaluaron la verdadera realidad, más allá de un documento de un tecnócrata del Estado que lo haya redactado desde el centro de Santiago”, prosiguió el alcalde con su crítica a la decisión.

Finalmente, Valenzuela se refirió con aflicción a que este tipo de situaciones llevan a “perpetuar las desigualdades”. “Es argumentar y enterarnos como territorio de que en Chile existen ciudadanos de primera y segunda categoría. Y que los de segunda categoría no tienen acceso a la seguridad, no tienen acceso a la igualdad de trato y que nos tenemos que quedar callados solamente porque somos comunidades pobres”, cerró.

Foto: Aton.
Síguenos en