Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 17 de enero de 2022

Escritorio MENÚ

¿Distintos precios para un mismo mercado?

| Jueves 26 de noviembre 2009 16:56 hrs.

Desde hace cuatro meses se ha fijado la tasa de interés en 0,5% anual, que es el precio que pagan instituciones financieras por depósitos a
plazo. Este es un precio fijado, no se determina por el libre juego de oferta y demanda. A su vez en el mercado libre el dinero tiene otro
precio, que en el caso de una institución financiera es de 15% anual para préstamo y casi nulo en captación. O sea, el dinero tiene dos
precios: el normado y el de libre mercado.


Sr. Juan Pablo Cárdenas
Director
Diario Radio Universidad de Chile

    
Desde hace 4 meses se ha fijado la tasa de interés en 0,5% anual, que es el precio que pagan instituciones financieras por depósitos a
plazo. Este es un precio fijado, no se determina por el libre juego de oferta y demanda. A su vez en el mercado libre el dinero tiene otro
precio, que en el caso de una institución financiera es de 15% anual para préstamo y casi nulo en captación. O sea, el dinero tiene dos
precios: el normado y el de libre mercado.

Pareciera ser más justo que cuando la autoridad fija un precio tan importante, que es casi  único, se pudiera disponer de otros instrumentos  que pudieran fijar un precio más cercano al que determina el mercado competitivo. De otra manera se produce un tremendo desequilibrio, que afecta en el corto plazo en pro y en contra  a: los riesgos implícitos en cualquier transacción, a la transferencia de riqueza entre agentes económicos, al valor de casi todos los activos. Se altera así la racionalidad en el uso del dinero y se modifica los precios relativos de todos los productos nacionales e importados y se presta para especular si se dispone de grandes volúmenes de dinero barato y no se incentiva el ahorro.

La enorme brecha entre ambos precios debiera llevar a un aumento de la liquidez en la medida que se acelere el ciclo del crédito y a inducir un rápido aumento en los precios de activos que no se sabe si generaran retornos reales. En estas condiciones los proyectos se hacen más complejos y las estrategias quedan sujetas a  más incertidumbre, para las variables que a todos interesa: ocupación y certidumbre en el empleo, nivel de remuneraciones, volumen de impuestos y calidad de vida.

Comparativamente, no sería imaginable por ahora "un precio fijo" por una autoridad central para el productor de una libra de cobre y un
precio libre 30 veces mayor para las ventas a sus consumidores finales; aún a sabiendas que todos los mercados competitivos presentan
riesgos futuros.

Atentamente,
Omar Villanueva Olmedo
Director
OLIBAR Consultores Int´l

El contenido vertido en esta Carta al director es de exclusiva responsabilidad de su autor y no refleja necesariamente la posición de Diario y Radio Universidad de Chile.

Envíanos tu carta al director a: radio@uchile.cl