Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 24 de mayo de 2024


Escritorio

Catástrofes: ¿Quién las paga?


Lunes 30 de marzo 2015 9:30 hrs.


Compartir en

Sr. Director

Las catástrofes naturales siempre han sido el gran impedimento para mantener la poca infraestructura levantada por un país y su clase política, mas bien remolón, y pasivo ante las circunstancias.

El problema se recrudece durante la dictadura, y el periodo de los veinticinco años consiguientes. Pero el flagelo es anterior es solo que ha recrudecido.

Los chilenos somos un pueblo imprevisor, que vivimos solo el presente, ni el pasado, ni el futuro están en nuestra agenda. Es eso lo que impide que seamos considerados un pueblo en desarrollo, y aun menos un digno miembro de la OCDE.

Quién no oculta una muestra de disgusto cuando la gente pobre vivía en ranchas, y que arriba del techo estaba la antena de algún flamante televisor, que en sus tiempos costaba diez veces mas que la rancha?

O si no ahora, en los barrios humildes del Serviu, afuera de cada casucha están estacionados autos de 10-20-30 millones de pesos.

Eso es el pueblo, pero la misma imprevisión de se da en en todas las castas sociales. Lo cual se traduce en la misma imprevisión a nivel de política de estado.

Si decimos que habría un estado, porqué no se previeron a alto nivel, los incendios en La Araucanía, o la catástrofe del norte?

Decía que el problema ha recrudecido, porque al privatizar lo estatal, o lo publico, los dineros que debieran subsanar, previendo lo que tarde o temprano tiene que venir, catástrofes de todo tipo, incluso pandemias, están en manos de la especulación del sector privado.

Ellos desmienten diciendo que son los creadores de miles de fuentes de trabajo. Como cuales? El rubro minería? La pregunta es ¿Quién va a sanear el ecocidio creado por los los residuos, y relaves, consistentes en metales pesados arrastrados por las aguas, que envenenan todo su paso?

El estado va a sanear? Como? Si todo es privado!

La imprevisión, y corrupción de la clase política, fue entregar las concesiones a empresarios inescrúpulosos.
La gente equivocada las emprende contra la presidenta. la cual seguramente se percata de que las empresas mineras explotan sin entregar nada a cambio. Pero hace algo ella, o los congresales?

Resta el poder judicial en este asunto, el que al final tendrá que demandar a ambos, al estado y los privados, por delitos medio ambientales, y negligencia.

Ese es el problema de este maldito país, en que ciudadanos concientes o no, son todos depredadores del país sin importarles las consecuencias.

Donde está la política de embalses de este país, o la de prevensión de incendios? Porque prevensión en este caso, significa hacer políticas, o planes de 10 a 20 años. Donde están esos planes? Y quién los pagaría?

Si es el estado, los privados deben pagar por lo consecuente el valor del 30% de toda esta actividad depredadora de nuestro medio ambiente, el de todos los chilenos.

Atentamente. Enrique Salas.

El contenido vertido en esta Carta al director es de exclusiva responsabilidad de su autor y no refleja necesariamente la posición de Diario y Radio Universidad de Chile.

Envíanos tu carta al director a: radio@uchile.cl