Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 29 de mayo de 2024


Escritorio

La estrategia que no funcionó


Viernes 21 de abril 2017 7:59 hrs.


Compartir en

Señor Director:

Recientemente, desde la Federación de árabes que se dicen “Palestinos” en Chile, se montó un escándalo mediático en relación a la ley anti BDS que fue aprobada recientemente por el parlamento Israelí.
Anuar Majluf, abogado de profesión, quien conoce perfectamente la contingencia en Israel, decide hacer un viaje que, obligatoriamente lo conduce a territorio Israelí, para – a mi criterio – generar un conflicto diplomático entre Chile e Israel, innecesario y absurdo. De inmediato lanzan una campaña propagandística, acusando “apartheid”, lo cual además de ser una falsa analogía y una ofensa para quienes realmente vivieron en carne propia este flagelo en Sudáfrica y Namibia, constituye la piedra angular del movimiento “BDS” (Boicot, desinversiones y sanciones contra Israel).
Luego de mucho revuelo político en la escena local, afortunadamente, ha salido a dar la cara el Canciller Heraldo Muñoz. El cual, además de aplicar paños fríos a esta situación, fue enfático en señalar (en reunión con la dirigencia de la Comunidad Judía de Chile) que nuestro país no apoya bajo ningún concepto el movimiento BDS.
Quisiera entonces, respetable señor Director, por este medio, hacer un llamado a no importar un conflicto que no es de la incumbencia de Chile. También quisiera llamar a la reflexión. Tengo la impresión de que algunos parlamentarios no piensan antes de hablar sobre estos temas. A varios de ellos, quisiera decirles que, en estas elecciones de noviembre, somos muchos los ciudadanos que “les pasaremos la cuenta”, porque nuestra conciencia no nos permite votar por personas que son capaces de demonizar tan fácilmente a un país y a sus 8 millones de habitantes. Eso es judeofobia pura.
También quisiera invitar a la Federación de Árabes (que dicen ser Palestinos) en Chile, a que “moderen el tono”. Porque el último comunicado que difundieron sobre este tema, sonaba demasiado amenazante. Y de seguro, en cualquier país del primer mundo, sus emisores tendrían que haber dado explicaciones por eso ante un tribunal.
Para finalizar, quiero recordarles a todos que el movimiento BDS ya ha sido ilegalizado en países como Francia y España. Sus postulados se consideran “discurso que incita al odio”. Urge en Chile legislar al respecto.

El contenido vertido en esta Carta al director es de exclusiva responsabilidad de su autor y no refleja necesariamente la posición de Diario y Radio Universidad de Chile.

Envíanos tu carta al director a: radio@uchile.cl