Diario y Radio U Chile

Año XII, 28 de septiembre de 2020

Escritorio MENÚ

Benito Baranda por obispos: “No basta con cambiar los nombres”

El presidente ejecutivo de la Fundación América Solidaria, en conversación con el periodista Patricio López durante el noticiario Radioanalisis de nuestra emisora, se refirió a la decisión de los integrantes de la Conferencia Episcopal y agregó que “este hecho demuestra la baja consciencia que tenían del efecto de sus actos y decisiones en la sociedad chilena”.

Claudio Medrano

  Viernes 18 de mayo 2018 9:42 hrs. 
baranda





“Esto demuestra la gravedad de lo ocurrido en la Iglesia chilena, la profunda crisis en la que estamos sumidos y desmiente a varios de los obispos que decían que no había crisis”, sostuvo el presidente ejecutivo de la Fundación América Solidaria, Benito Baranda, respecto del anuncio hecho por la Conferencia Episcopal de poner sus cargos a disposición del Papa Francisco.

A juicio de Baranda, esta situación “se fue fraguando en un tiempo en que se opta por dar protección a Karadima, en contraposición a los postulados que la propia Iglesia había impulsado a partir del Concilio Vaticano II”.

Para el presidente de América Solidaria, “la Iglesia chilena tenía esa visión en la cual la creencia en Jesucristo no es algo integral, sino parcial, que no se vincula a la vida social, sino que se circunscribe al ámbito privado” y agrega que “se creó una Iglesia alejada de la realidad y de las enseñanzas del evangelio y la Iglesia universal”.

En Baranda añade que “toda esta situación hoy comienza a cambiar. El Papa tendrá la libertad de ratificar o retirar a los obispos y va a posicionar a las comunidades de base como el alma de la vida de la iglesia”.

Asimismo, agregó que estos cambios no pasan por realizar solamente cambios en la estructura de la Conferencia Episcopal “no basta con cambios de nombres, esta iglesia monárquica, autoritaria, donde la participación laical era muy baja en el gobierno de las iglesias locales, no depende de los nombres porque la gente llegaba a los cargos y replicaba lo mismo”.

Además, Baranda sostiene que “lo que viene ahora será fuerte, porque implica no solo el cambio de nombre, sino que la concepción de la Iglesia. Hoy la Iglesia está intervenida y eso estará siendo mirado desde el Vaticano y nos va a implicar un gran esfuerzo a todos para poder salir de esta crisis, con una fortaleza mayor y más vinculado con el mundo”.

Finalmente, Benito Baranda señaló que “el Papa ha sido claro en que él quiere una Iglesia al servicio de las personas, no quiere autoridades sentadas en el trono. Además, buscará poner fin a la carrera por los cargos que en el pasado era algo bastante acentuado. El Papa dice que no hay que preocuparse de las carreras personales, sino que estar al servicio de las personas”.