Diario y Radio U Chile

Año XII, 8 de abril de 2020

Escritorio MENÚ

Posible venta de Copesa a PRISA revela la desregulación de los medios en Chile

Nuestro país carece de una Ley de Medios que garantice la democratización y pluralidad de la prensa, dejando en manos de unos pocos grupos económicos los medios de comunicación existentes.

Camilo Villa J.

  Jueves 30 de agosto 2018 18:07 hrs. 





Desde hace algunas semanas se rumorea en el medio: el grupo español PRISA compraría el diario chileno La Tercera. Verdad o no, esto abre nuevamente el debate de la concentración de medios en el país, pues el Grupo Prisa ya maneja gran parte de las radioemisoras FM de la Región Metropolitana, entre ellas, Radio Corazón, ADN, Pudahuel y Futuro.

En otros países del mundo y la región esta posible compra no sería permitida, pues en muchos de ellos existen leyes que garantizan heterogeneidad de los dueños de los medios, así pasa en Ecuador o Argentina, sin embargo, en Chile estamos distantes de algo parecido.

Sin ir más lejos, el comunicador y ex diputado Álvaro Escobar dijo hace algún tiempo para una entrevista con Medium que los legisladores no han logrado dimensionar la gravedad de la situación en Chile, de hecho –y haciendo referencia a la compra de emisoras nacionales por parte de PRISA- afirmó que lo único que se ha logrado en el país al respecto es consultarles a empresas con más de un 10 por ciento de capitales extranjeros si acaso en sus países de origen existe el mismo trato para los chilenos.

“Había una disposición por ahí, en la Ley de Prensa, que tenía que ver con aquellas empresas que tuvieran más de un 10 por ciento de participación de capital extranjero, donde lo que se mandataba era que la Subsecretaría de Telecomunicaciones antes de sancionar esto, antes de autorizarlo, le preguntara a esa empresa con más de un 10 por ciento de capital extranjero -en esta caso español- si acaso en España se les daba las mismas facilidades a los chilenos, ese es el principio de reciprocidad, fue lo único que pudimos alcanzar. En otros países es más fácil, tú vas a la norma donde hay límites a la concentración de medios. En Chile no existe ningún límite a la concentración de medios”.

Ante esta situación, el periodista y actual candidato a la presidencia del Colegio de Periodistas, Mario Aguilera, indicó que se hace urgente una ley que regularice los medios de comunicación, que se encargue, entre otras cosas, de garantizar pluralidad informativa y el financiamiento equitativo para todos los medios de prensa.

“Que Por un lado entregue para los medios nacionales una diversidad respecto a lo que tenemos actualmente en el país, y por otro lado tener al cuidado la posibilidad de que las vías de financiamiento lleguen también, por fondos concursables, a todos los medios de comunicación, en los que deben estar también las regiones”.

Mario Aguilera también se refirió a la concentración de la prensa en manos extranjeras, al respecto dijo que ante esta situación se debe hacer frente con una legislación que democratice los medios, pues esto constituye un derecho de la población.

“Los españoles están llegando un poco por todos lados a controlar las radios y también la prensa escrita, y ante esto debiese haber una legislación donde se oriente el cómo debiesen democratizarse los medios en el país. En democracia debiésemos democratizar el derecho a la información que tiene la población”.

Para el Claudio Silva, presidente del Sindicato de Ibero Americana Radio Chile (perteneciente a PRISA), la concentración de medios es materia preocupante, por lo mismo sugirió que el Estado debe hacerse cargo, generando entes autónomos sobre todo en el ámbito digital, donde se direccionan todos los proyectos de prensa.

“Que existan políticas del Estado sobre el espectro en lo que aparezca de aquí en adelante en el ámbito digital, la generación de medios autónomos que no necesariamente sean del Estado, sino que puedan ser de agrupaciones, ONG, con determinada fuerza o capacidad y así puedan utilizar ese espacio para evitar la concentración”.

Producto de la concentración de los medios en grandes grupos económicos como El Mercurio, Copesa, o Prisa, mucha prensa alternativa ha debido cesar sus funciones, pues carecen de financiamiento y son invisibilizadas por los grandes consorcios. Así pasó con el diario La Época, Diario Siete y Revista Análisis, entre otros. El último caso se dio con la mítica revista Punto Final, quien debió bajar cortina en marzo de este año.