Diario y Radio U Chile

Año XIII, 17 de mayo de 2021

Escritorio MENÚ
Nataly Campusano Díaz

Encerrado en un Larroulet

Nataly Campusano Díaz | Miércoles 28 de abril 2021 18:40 hrs.


La semana pasada presenciamos nuevamente la nula empatía del Gobierno recurriendo a su último recurso, el Tribunal Constitucional —que este martes le dio un portazo feroz— para frenar el avance de tercer retiro del 10% de AFP’s. En la coalición de gobierno se mantiene fiel la UDI, pero vemos que el gobierno avanza a perder un importante respaldo de gran parte de Renovación Nacional al punto que, desde el partido oficialista, diversas voces salieron a criticar el actuar de Piñera y en particular de un hombre: Cristián Larroulet, a quien califican como el responsable de la actual debacle en La Moneda.

Larroulet es sindicado como el gran asesor e ideólogo del actual gobierno, y aunque se le vea poco, es dueño y señor del segundo piso. Es un economista que al tenor de su participación en el acto de Chacarillas, ha defendido históricamente el legado de Pinochet y durante el primer mandato de Sebastián Piñera fue ministro secretario general de la presidencia. Aunque se declara “independiente”, siempre ha sido cercano a la UDI, al punto de que fue fundador de Libertad y Desarrollo (LYD), el mismo centro de pensamiento que hoy lidera Marcela Cubillos, y desde donde se impulsó el voto rechazo al nuevo plebiscito y que hoy propone un borrador constitucional que profundiza el actual modelo neoliberal.

Larroulet junto a Piñera, tiñen este Gobierno de un sello autoritario y de falsa apertura al diálogo, porque su clave política sigue siendo la misma de la dictadura: someter al resto a su política, aunque ésta sea rechazada por la inmensa mayoría de la población. Eso lo expone la encuesta CADEM, la misma que Piñera financiaba para su campaña y para hacer contracampaña al Gobierno de Bachelet, pero que hoy lo sepulta frente a la opinión pública con apenas un 9% de aprobación.

Sin embargo, a Larroulet y Piñera poco y nada les debe importar las encuestas y el clamor de la ciudadanía; claramente la popularidad del gobierno es un tema que hace mucho tiempo dejó de ser prioritario. Hoy lo que vemos es un intento por amarrar lo máximo posible el modelo neoliberal antes de la discusión constitucional: prueba de aquello son los numerosos intentos de poner en tabla el TPP-11, o el anuncio de un nuevo proyecto de retiro de fondos de pensiones que presentó el domingo en la noche.

Lo que debió ser el anuncio del retiro del requerimiento ante el Tribunal Constitucional, y el inicio del debate con altura de miras sobre el Impuestos a los Súper Ricos, del Royalty a la Minería y de una Renta Básica de Emergencia que esté por sobre la línea de la pobreza y que deje atrás la eterna focalización, terminó siendo un anuncio sin sentido de realidad de los tiempos que vive nuestro país y cuyo único objetivo claro fue el resguardo el gran bastión del sistema económico neoliberal: el modelo de AFPs.

A todas luces la propuesta presentada es una irresponsabilidad, toda vez que enviar un proyecto de ley de retiro de fondos previsionales, cuando otro -con la misma materia- ya está aprobado, significa aumentar la espera y angustia de la gente que ya lleva cinco semanas de cuarentena total.

La propuesta presentada inyecta recursos directos a la AFPs sin ninguna razón. Por ejemplo, para las cuentas que no tengan recursos, se entregará un bono de $200 mil, pero la letra chica indica que irán a las cuentas previsionales de las personas para que luego las saquen. Negocio redondo para las AFPs, que tendrán millones frescos para poder especular, cuando dichos fondos debiesen transferirse de forma directa.

Por último, una propuesta con un 1% de cotización, que va en la línea de seguir fortaleciendo el actual modelo de cotización individual, la que además ya ha sido criticada por las Pymes debido a su imposibilidad de hacerse cargo de ese 1% adicional, en gran parte porque este Gobierno ha abandonado a dicho rubro económico.

Sebastián Piñera, junto a los presidenciables oficialistas: Lavín, Desbordes, Matthei y Sichel, intentó mostrar unidad en su coalición, pero lo que exhibió en realidad fue el último intento por salvar un conglomerado que se cae a pedazos. Prueba de aquello es que Evópoli no participó y no porque esté a favor de fortalecer la seguridad social de la ciudadanía, al contrario, es el partido que económicamente más quiere profundizar el actual modelo La performance desesperada del domingo mostró la realidad de un Presidente que está solo, que ha perdido parte importante de los apoyos de su coalición e incluso de elite empresarial que originalmente lo respaldó.

Teniendo aquello en cuenta y con el reciente anuncio de inadmisibilidad del Tribunal Constitucional al requerimiento, ¿se atreverá Piñera a vetar el proyecto original del tercer retiro y con eso arriesgarse a una nueva derrota política de su gobierno? Esa respuesta la tiene el segundo piso de Cristián Larroulet.

 

La autora es Consejera Regional de Valparaíso y Directora de Fundación Territorios.