Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 12 de junio de 2024


Escritorio

Louis Van Gaal el “jubilado” que busca dar a Países Bajos su primer Mundial

Amado u odiado, el técnico de la "Oranje" no genera reacciones intermedias entre los aficionados al mundo del fútbol. El holandés decidió poner en pausa su retiro del fútbol para asumir el desafío de darle a Países Bajos su primer Mundial.

Claudio Medrano

  Martes 6 de diciembre 2022 11:40 hrs. 
van gaal

Compartir en

La carrera de Louis Van Gaal debe ser una de las más contradictorias cuando se habla del legado de un director técnico en el mundo del fútbol. Amado por quienes valoran su rol en el Ajax de mediados de los noventa y odiado por quienes no le perdonan su paso por el Barcelona y su relación con Riquelme, gran parte de lo que dirán los libros de historia sobre el neerlandés pasa por lo que será este Mundial de Qatar 2022.

Heredero de los fundamentos que revolucionaron al fútbol a mediados de los 70, Van Gaal plasmó lo mejor de la escuela neerlandesa en aquel Ajax de mediados de los 90 con una generación de futbolistas irrepetibles: los hermanos De Boer, Kluivert, Overmars, Davids, Seedorf, sumados a hombres de experiencia como Rikjaard y Blind más el aporte de extranjeros como Litmanen dominaron la escena europea y catapultaron a Van Gaal como uno de los mejores técnicos del mundo.

Pero ese estilo ofensivo de cobertura de los espacios que impulsó en ese Ajax no pudo llevarlo a cabo en otros proyectos como fue el Barcelona de fines de los 90 o “Barcelanda” por el gran número de futbolistas holandeses que había en ese plantel o incluso con su selección donde encabezó uno de los fracasos más grandes de la “Oranje” que no pudo clasificar al Mundial de Korea y Japón en 2002 pese a tener una de las mejores generaciones de futbolistas de la historia de ese país.

Luego de ese fracaso vino otro periodo en Barcelona que no fue mucho mejor y donde comenzó a evidenciar uno de los problemas que ha tenido Van Gaal como técnico: no saber compatibilizar su estilo al de ciertos jugadores, como le ocurrió con Juan Román Riquelme, uno de los mejores futbolistas por aquellos años pero que fue incapaz de encajar en el mecánico estilo de Van Gaal.

Ese periodo negro dio paso a una nueva etapa de éxitos para el entrenador “tulipán”, desechado por varios equipos Van Gaal asume el desafío de dirigir al modesto AZ Alkmaar, equipo con historia en Países Bajos pero que pocas veces tuvo la posibilidad de destacar internacionalmente. Pese a eso, el AZ de Van Gaal fue un constante animador de los campeonatos europeos en la década del 2000 y devolvió la credibilidad en un Van Gaal que retornó a la primera línea del mercado europeo.

Posterior a un paso irregular en el Bayern München, Van Gaal asume la dirección técnica de la selección de Páises Bajos nuevamente y encabeza un proceso que lo llevó a las semifinales de la Copa del Mundo Brasil 2014 mostrando un fútbol vistoso y con exhibiciones contundentes como ese 5 a 1 a la selección de España que hasta hoy es la mayor derrota que ha recibido un campeón defensor en los mundiales.

Pero su relación con algunos futbolistas volvió a ocasionar problemas para Van Gaal en su paso por el Manchester United donde no pudo ensamblar un equipo que fuese exitoso pese a la inversión millonaria que se hizo para traer figuras como Ángel Di María y otros. De hecho, el trasandino ha dicho en reiteradas ocasiones que Van Gaal es el peor entrenador que ha tenido en su carrera.

Luego de su paso por el United anunció su retiro del fútbol. La muerte de algunos de sus familiares y el desgaste de la actividad le habían provocado un desencanto que solo ha podido revertir con este nuevo proceso al mando de la selección holandesa.

Ahora Van Gaal parece otro. Ya no es el seleccionador rígido de anteriores procesos. La batalla anónima que tuvo que dar ante el cáncer de próstata parece haber originado un quiebre en un seleccionador que parece disfrutar cada partido que Países Bajos ha disputado en esta Copa del Mundo.

“Podemos ser campeones” ha dicho en reiteradas conferencias de prensa. Pero dichas palabras han quedado invisibilizados por el brillo del fútbol brasileño, francés o argentino. Pero ahí está nuevamente Países Bajos y ahí está nuevamente la libreta de Van Gaal buscando la fórmula para saldar esa deuda que el fútbol le debe a Países Bajos desde hace ya varias décadas.

Síguenos en