Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 3 de octubre de 2022

Escritorio

Crecen las protestas en Til – Til: Vecinos de Huechún reclaman por contaminación de Codelco Andina

A las manifestaciones de los habitantes de Montenegro, en Til - Til, por los malos olores de la planta de cerdos Porkland, se sumaron cortes de camino este miércoles en el acceso a Codelco Andina en protesta por la contaminación que provocaría la empresa. Autoridades y parlamentarios de la zona acusan que la comuna se ha convertido en el “patio trasero de la Región Metropolitana”.

Paula Correa

  Miércoles 26 de diciembre 2012 20:32 hrs. 
codelco-andina

Compartir en

Bloqueada amaneció este miércoles la ruta E-57 y el acceso a Codelco Andina por parte de vecinos de la comunidad de Huechún, en la comuna de Til – Til, que reclamaron en contra de la directiva de la empresa estatal por la contaminación que genera y que se transmite a través del viento, provocándoles una serie de molestias respiratorias.

Esto se suma a la situación de los vecinos de Montenegro, afectados por los malos olores que emanan de la empresa Porkland,  quienes se han movilizado estos días, criticando la lentitud de las autoridades.

Según el vocero de los vecinos del sector, Cristián Gallardo, se ha solicitado la clausura de la planta por más de un año y, aunque se le dio plazo hasta marzo para solucionar el tema de los olores,  “la empresa no ha cumplido con las fechas establecidas y esa es la molestia que tenemos, porque no se puede aguantar el olor”, dijo.

Ambos focos de conflicto han sido observados por los parlamentarios del sector, así como distintos fenómenos que vienen ocurriendo en Til – Til, donde los últimos meses se han visto movilizaciones por temas de vivienda y escasez de agua.

Como detalló el diputado DC Gabriel Silber, además aumentan de forma progresiva los proyectos contaminantes en la zona, perjudicando la calidad de vida de los ciudadanos.

“Esta sensación de desafección, de estar tan cerca de la Región Metropolitana, de la capital del país, sin embargo, la frustración de sentirse el resumidero y el patio trasero del Gran Santiago. Eso implica que tengamos dos vertederos, que reciben prácticamente  el 70 por ciento de la basura; dos enclaves mineros en el mismo sector, una cárcel y otro centro penitenciario de carácter juvenil, faenas peligrosas y molestas”, explicó el parlamentario.

Y si bien, tanto los vecinos de Montenegro, marcados por la experiencia de Freirina, así como la comunidad de Huechún, mantienen una serie de conversaciones para buscar una respuesta, el alcalde, Nelson Orellana, sostuvo que la acumulación de externalidades no puede continuar sin, al menos, garantizar una vía de desarrollo a un sector sumamente pobre que está “en pleno estado de abandono”.

“Til – Til pasó a ser el ‘patio trasero’, pero más que eso es la comuna que le soluciona todos los problemas y externalidades a la Región Metropolitana y en eso nos vamos a enfocar, en poder sensibilizar y poder dirigir en forma correcta  las mitigaciones y compensaciones que a esta comuna le urgen. Es una comuna que no tiene desarrollo, que está muy estancada, el castigo para Til – Til es mucho”, denunció el edil de la comuna.

En esta línea, el alcalde añadió que tomará todas las medidas y no descartó presentar acciones legales para frenar “el desmedido y abusivo avance de proyectos”, según afirmó, añadiendo que en la comuna “vienen a solucionar la vida los santiaguinos, perjudicando a los vecinos pobres”.

Síguenos en