Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 5 de julio de 2022

Escritorio

Caída del precio del cobre enciende alarmas entre las autoridades

El ministro de Hacienda, Felipe Larraín, manifestó la preocupación del Gobierno por la caída del precio del cobre este martes, derivado en la baja proyección del crecimiento en China. Los analistas apuntan a distintos factores de vulnerabilidad en la economía local, y el Ejecutivo no descarta medidas de emergencia si el gasto público queda en riesgo.

Juan San Cristóbal

  Miércoles 24 de abril 2013 18:16 hrs. 
cobre

Compartir en

El cobre alcanzó este martes un valor de 3,08 dólares la libra, el índice más bajo en 18 meses, lo que puso en alerta a los economistas. Si bien esta caída provocó una reacción que ayer lo empinó sobre los 3,12 dólares, existe atención por el Presupuesto 2013, el cual fue elaborado con una proyección de 3,06 dólares. Una caída por debajo de esa cifra pondría en riesgo la entrega de recursos fiscales durante este año.

En la Clase Inaugural de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad de Chile, el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, señaló que existen fondos de reserva ante una situación de ese tipo y una normativa legal que delimita su utilización.

En este sentido, el titular de Hacienda señaló que “todavía no es necesario hacerlo, pero en caso de ser necesario, la ley regula explícitamente la forma cómo utilizar los fondos de estabilización económico social. Estos fondos, por ejemplo, pueden usarse para cancelar compromisos externos, también pueden utilizarse para cubrir un déficit fiscal”.

Las principales agencias internacionales han reducido la proyección de venta de materias primas, sumado a la desaceleración de China genera un escenario de preocupación.

En esa línea, el encargado de las finanzas públicas indicó que “afortunadamente nuestra política fiscal se ha divorciado del precio del cobre del día y eso le ha dado más estabilidad a largo plazo. Hoy ha tenido una pequeña recuperación, este es un tema que sin duda nos preocupa. Los ingresos fiscales dependen en forma importante del cobre, y por lo tanto, estamos siguiendo con mucho detalle lo que pasa en este mercado. Una explicación a lo que ha pasado, sin duda que el crecimiento más lento de China que lo esperado en el primer trimestre y acostumbrémonos a una  China que va a crecer no al 10%, sino entre el 7,5% y el 8%”.

En este punto coincide el economista Hernán Frigolet, quien apuntó a la demanda efectiva que surge en la recuperación de Europa y Estados Unidos. Este fenómeno permitirá alivianar otro escenario complejo, ya que estabilizará el nivel de cambio con el dólar.

Por esto, el economista explicó que “sobrevaloramos China y despreciamos lo que implica la Unión Europea y Estados Unidos en términos de demanda efectiva de nuestros productos de exportación. En ese sentido, me parece que en efecto la recuperación del tipo de cambio probablemente empiece a alimentar proyectos de inversiones en Chile, en sectores que han estado bastante alicaídos y distintos de la Minería”.

Por su parte, el vicepresidente del Centro de Estudios de Desarrollo Alternativo, Manuel Riesco, subrayó en las condiciones vulnerables de una economía exportadora de materias primas, con ventajas comerciales que benefician a las empresas mineras, sin un impacto positivo en el empleo.

Sobre este aspecto, el especialista detalló que “la vulnerabilidad de la economía chilena nunca había sido tan alta. En este momento, la Minería por ejemplo, representa 2/3 de las exportaciones y las exportaciones equivalen más o menos a la mitad de PIB y la causa de esto es que se extraen los tesoros que ellos venden con muy poca gente, para eso promueven estas políticas de arancel cero, tratados de libre comercio con medio mundo, desprotección de la producción interna y por eso se ha terminado con la producción manufacturera y la mayor parte de los chilenos trabajan en cosas que producen muy escaso valor agregado”.

El presupuesto fue elaborado con un precio de cobre efectivo de 3,6 dólares, y el metal promedia 3,53 con una caída anual de 15,75%. Por cada centavo que baja el promedio anual del cobre, Chile recibe US$ 120 millones menos por envíos y cae US$ 58 millones la recaudación fiscal.

Síguenos en