Diario y Radio U Chile

Año XI, 14 de diciembre de 2019

Escritorio

Actor Francisco Reyes participa en video contra proyecto minero cerca de Punta de Choros

En el vídeo se ve al actor Francisco Reyes navegando en la zona junto a ballenas jorobadas y observando la vida marina que hoy se encuentra amenazada por Dominga, relacionada al grupo PENTA a través del empresario Carlos Alberto “Choclo” Délano.

Diario Uchile

  Jueves 5 de junio 2014 13:17 hrs. 
francisco reyes

El actor Francisco Reyes y las organizaciones ciudadanas MODEMA (Movimiento en Defensa del Medio Ambiente de la Higuera), Chao Pescao y Reserva Marina, lanzaron hoy un corto audiovisual  para pedir que se detenga el mega proyecto minero y portuario Dominga, propiedad de la empresa Andes Iron. Este pretende instalarse a solo 29 kilómetros de las Reservas Marinas de la zona de Punta de Choros, IV Región, donde habitan ballenas, chungungos, numerosas aves marinas, y donde nidifica el 80 por ciento de la población mundial de pingüino de Humboldt.

En el vídeo se ve al actor Francisco Reyes navegando en la zona junto a ballenas jorobadas y observando la vida marina que hoy se encuentra amenazada por  Dominga, relacionada al grupo PENTA a través del empresario Carlos Alberto “Choclo” Délano.

“Las reservas marinas generan una cultura y economía sustentable basada en el turismo de contemplación, generando importantes redes y fuentes de trabajo. Hoy este patrimonio se ve nuevamente amenazado por el proyecto minero-portuario Dominga de Andes Iron y un mega puerto de la CAP en la zona de Chungungo, los cuales podrían acabar para siempre con este magnífico hábitat natural”, explicó Reyes.

El mega proyecto de Andes Iron pretende instalarse en el medio de un Santuario de la Naturaleza a pocos kilómetros de las Reservas Marinas Isla Choros – Damas e Isla Chañaral. Es más invasivo que las tres termoeléctricas que querían instalarse años atrás, y sus descargas y puerto se ubican a pocos kilómetros del lugar donde se inhabilitó la conocida termoeléctrica Barrancones, que fue rechazada por el expresidente Sebastián Piñera. El proyecto  se encuentra en evaluación en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEA), pronto a la entrega de Adenda 2, y desde sus inicios no incluye ni reconoce el futuro impacto sobre las Reservas Marinas.

“El año 2010 un país completo alzó la voz y posicionó un derecho exigiendo al Presidente de la República salvar Punta de Choros y sus ecosistemas. Sin embargo, hoy nuevamente vemos cómo la falta de políticas públicas dejan indefensos a los ciudadanos y a nuestras riquezas naturales”, afirmó Gabriel Roa, director ejecutivo de Chao Pescao.

Distintas organizaciones científicas han estudiado el área, describiéndola como una de las de mayor biodiversidad marina del Pacífico. “La corriente de Humboldt encuentra en esta zona las características topográficas óptimas para explotar en nutrientes que generan una increíble cadena de vida. El área es una zona de amplia nidificación y migración de aves y también se han contabilizado más de 20 especies de mamíferos marinos entre lobos de mar, ballenas y delfines, cifra mayor a la biodiversidad marina de Galápagos”, señaló el buzo Cesar Villarroel, director de Reservamarina.cl

Es la propia comunidad local y nacional la que ha decidido un futuro sustentable para la zona y se ha opuesto a proyectos industriales invasivos en el pasado, así como lo hacen ahora con Andes Iron. “La comunidad lleva años sembrando un sueño de vida y los gobiernos nos han apoyado a desarrollar economías sustentables. La comuna de La Higuera tiene un gran potencial en turismo, conservación, agricultura, pesca artesanal y extracción de bentónicos como “el loco”. Hemos aprendido a cuidar y sembrar el mar en áreas de manejo para nuestra comunidad y las futuras generaciones, y llegaremos hasta las últimas consecuencias para proteger nuestra cultura y modo de vida”, aseguró el presidente de MODEMA, Andrés Álvarez

Las organizaciones hicieron un llamado a las autoridades para definir un programa de Planificación Territorial Nacional, en donde megaproyectos industriales no puedan evaluarse y menos instalarse cercanos a Santuarios de la Naturaleza, poniendo en riesgo la salud de las personas y ecosistemas de inmenso valor para la humanidad. La ONG internacional de conservación marina Oceana ha propuesto la creación de un Área Marina Costera Protegida de Múltiples Usos (AMCP-MU) para potenciar el desarrollo de este sector, sin impactar el Santuario de la Naturaleza, y así seguir con el desarrollo sustentable que sus habitantes decidieron hace años.