Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 29 de febrero de 2024


Escritorio

Denuncian especulación de precios en Atacama

A la posterior tragedia que vivieron los habitantes de las regiones afectadas por el aluvión de barro en el norte, se sumaron nuevas denuncias por la especulación en los precios de los víveres y pagos a privados por el uso de maquinaria para la limpieza del barro, Las cifras estarían fuera del rango común por las adquisiciones de materiales que hizo el departamento de Abastecimientos del municipio de Copiapó.

Sandra Trafilaf

  Miércoles 8 de abril 2015 20:24 hrs. 
aluvion-norte

Compartir en

Los administradores del portal Compras Públicas publicó a través de su sitio web www.compraspublicas.cl el detalle de una factura de la empresa Comercial Motorshop Limitada, por la compra 500 palas y 100 picotas para el uso ante la emergencia climática, realizada por el departamento de Abastecimientos de la municipalidad de Copiapó.

El valor de cada pala costó 17 mil 500 pesos, en tanto las picotas alcanzaron a 43 mil 850 pesos la unidad.  El monto total, con IVA incluido,  fue de 15 millones 809 mil 150 pesos.

El portal Compras Públicas monitorea permanentemente lo que publica el mercado público como también las distintas órdenes de compra que genera el sistema con la finalidad de enviar reportes especializados de las oportunidades de negocios relacionadas con distintos giros comerciales. Esta pesquisa permitió acceder y publicar una factura con precios de herramientas que superan hasta tres a cuatro veces su valor de mercado.

El director de este sitio, Miguel Caniuqueo manifestó que era predecible que, a propósito de la catástrofe del norte, se generaran órdenes que pudieran constituir situaciones irregulares. Por ello prestaron especial atención con lo que estaba sucediendo en las adquisiciones de los municipios del norte.

Miguel Caniuqueo explicó que  resulta extraño que existiendo un convenio marco no haya funcionado en este caso, además tampoco primó el criterio de territorialidad que existe para los proveedores.

“En estricto rigor, si yo soy un proveedor que tengo productos en la región de Atacama sin tenerlo bloqueado con anterioridad y una repartición me emite una orden de compra, yo tengo que proveer de aquello. De la única manera que como proveedor no pudiese responder por ello, es si yo con anterioridad bloqueo un producto de servicios. Entonces resulta bastante extraño que si una pala precio mercado tiene un costo entre los 5 mil 500 y los 7 mil 500 pesos, se esté vendiendo en 20 mil pesos”, aseguró el director de Compras Públicas.

Compras públicas es un sitio que permanentemente está dando a conocer este tipo de licitaciones o de órdenes de compra que escapan a los rangos normales. Anteriormente publicaron órdenes de compra de cigarrillos de Gendarmería; sables de carabineros; alcohol y otras sustancias adquiridas por el Ejército, que sacan de fuentes oficiales como Mercado Público o Chile Compras, repartición que administra las compras públicas.

La dirigenta de la Asociación de Mujeres Rurales e Indígenas  (Anamuri), Florencia Aróstica, también denunció lo que a su juicio constituye un aprovechamiento del drama de los habitantes de su región y además destacó que las empresas mineras no se han hecho presentes con la ayuda a las distintas comunas.

“Había una especulación en la contratación de máquinas (retroexcavadoras), las personas que tenían la urgencia de sacar el barro tenían que poner el petróleo y si no tenían para pagar los 25 mil pesos tenían que poner un operador. Si contaban con uno, ellos le podían pasar las máquinas y si no, el valor era de 25 mil pesos la hora para despejarles las entradas de las casas. Hoy día está todo más ordenado pero todavía no se ve la cooperación de las empresas mineras”, explicó Florencia Aróstica.

La dirigenta, radicada en Copiapó, manifestó que posterior al aluvión se notó una falta de coordinación entre las organizaciones locales y las autoridades de Gobierno que distribuyen la ayuda a las familias afectadas.

Otra de los hechos denunciados en forma insistente por los habitantes es la especulación de los grandes supermercados en los precios de los alimentos de primera necesidad y la ausencia de víveres perecibles como la carne, lácteos y verduras.

Síguenos en