Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

Colombia y Venezuela restablecen relaciones y normalizan su frontera

El acuerdo se alcanzó al final de la jornada de este lunes 21 de septiembre, Día Internacional de la Paz según las Naciones Unidas, y fue considerado por diversos analistas como “una señal de fortalecimiento de los pactos y del diálogo regional”.

Paula Correa

  Martes 22 de septiembre 2015 10:34 hrs. 
colombia_venezuela-620x330


El retorno inmediato de los respectivos embajadores, realizar una investigación sobre lo ocurrido en la frontera, reunir al equipo de ministros el próximo miércoles 23 para tratar temas fronterizos y la progresiva normalización de la frontera, son parte de los acuerdos  que adoptaron los presidentes de Venezuela, Nicolás Maduro y de Colombia, Juan Manuel Santos, bajo la mediación de Ecuador y Uruguay como representantes de la CELAC y la Unasur.

En una declaración conjunta leída por el mandatario ecuatoriano, Rafael Correa, ambos mandatarios se comprometieron a continuar trabajando unidos para enfrentar las consecuencias prácticas y diplomáticas que dejó la decisión de cerrar las fronteras, luego dela emboscada de paramilitares sobre tres soldados de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, en agosto pasado.

Después de la reunión de más de cuatro horas en el Palacio de Carondelet, el presidente Maduro sostuvo que el encuentro no estuvo exento de dificultades, pero afirmó no había cabida para el odio, la intolerancia o el revanchismo.

“Ha sido una reunión muy franca, muy clara, en medio de un clima sin lugar a dudas de hermandad. Así lo siento y así lo creo ¿Quién triunfó hoy? Triunfó la sensatez, el diálogo y lo que debe triunfar siempre, la Paz entre nuestros países, nuestros pueblos”, afirmó entre aplausos Maduro. 

Recordando las diferencias entre modelos de desarrollo de ambos países, el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, reconoció la soberanía de Venezuela al repatriar a los colombianos que están indocumentados en su territorio. Además, comprometió su apoyo en cuanto a la lucha contra el paramilitarismo y el contrabando.

“Cuando dos mandatarios tienen diferencias, quienes sufren son los pueblos. Por eso estoy muy comprometido con que estos grupos de trabajo tengan resultados concretos. Nos une esa lucha contra las bandas criminales, el contrabando, el narcotráfico, al ilegalidad y también propósito común de llevar bienestar a los habitantes de ambos lados de la frontera”, sostuvo el presidente Santos, también entre reconocimientos.

La señal de hermandad, que se dio justamente el Día Internacional de la Paz establecido por las Naciones Unidas, fue leída como un nuevo paso en el fortalecimiento de la unidad en Latinoamérica.

El presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez, lo adelantaba al indicar que se habían logrado metas y objetivos muy importantes para todo el pueblo latinoamericano.

Por su parte, el analista internacional Pablo Jofré, apuntó a las otras amenazas que la región debe enfrentar en conjunto, al señalar que “el enemigo no está entre nuestros gobiernos, está más al norte”. Jofré añadió que “llegar a esto no sólo es una necesidad, sino una obligación, una necesidad regional”. El analista saludó el paso dado y deseó que efectivamente se logren restablecer las relaciones entre ambos países, pero de paso exigió “al resto de los países que se han comprometido con la desestabilización de Venezuela que no lo sigan haciendo”. 

Por otro lado, el analista del Instituto de Estudios Internacionales (INTE) de la Universidad Arturo Prat Máximo Quitral afirmó que el conflicto se extendió por más del tiempo esperado, lo que a su vez, abrió las puertas a un proceso de diálogo que hoy se lee como un antecedente muy potente en la historia local.

“Esto viene a confirmar el rol político que tiene UNASUR, lo que es interesante, porque puede constituirse en un espacio multilateral que contribuya a la resolución de controversias entre los estados miembros y eso aporta, sin dudas, a dotar de mayor estabilidad a la región”, dijo Quital.

Los analistas afirmaron que hay que seguir observando el proceso, tanto los avances en los compromisos de ambos países para lograr normalizar la frontera y las relaciones bilaterales, como las nuevas líneas de cooperación que se abren con estos acuerdos.

 

LOS SIETE ACUERDOS 1. Construir un acuerdo que solucione los problemas de la frontera común2. Fortalecer el diálogo bilateral3. Retorno inmediato de los respectivos embajadores de Venezuela y Colombia4. Realizar una investigación profunda de la situación en la frontera 5. Reunir a los equipos de ministros para tratar temas sensibles de la frontera el miércoles 23 del mes en curso en Caracas6. La progresiva normalización de la situación en la frontera7. Continuar trabajando con el acompañamiento de Ecuador y Uruguay

 

 

 

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.