Diario y Radio U Chile

Año XI, 11 de diciembre de 2019

Escritorio

Diputados aprueban proyecto que busca terminar con la violencia hacia las mujeres

La inciativa define la violencia hacia las mujeres como "cualquier acción u omisión, sea que tenga lugar en el ámbito público o privado, basado en el género y ejercida en el marco de las relaciones de poder históricamente desiguales que emanan de roles diferenciados asignados a hombres y mujeres, que resultan de una construcción social, cultural, histórica y económica"

Pilar León

  Jueves 17 de enero 2019 19:02 hrs. 
mujeres

En mayo de 2018 el presidente Sebastián Piñera, en el marco de la presentación de Agenda Mujer, le puso suma urgencia al proyecto de ley sobre el derecho de la mujer a una vida libre de violencia, el que fue presentado en 2017 por el gobierno de Michelle Bachelet y que se aprobó este jueves en la Cámara de Diputados.

Los principales objetivos de la normativa son, por un lado, mejorar las respuestas institucionales que se ofrecen frente a la violencia contra las mujeres desde la prevención, la denuncia y el proceso de investigación. Por otro lado, busca generar un cambio cultural para lograr la igualdad de género.

De acuerdo a la ministra de la Mujer y la Equidad de Género, Isabel Plá, “el proyecto apunta tanto a la violencia que tiene al interior del hogar, en las relaciones familiares, como también reconocer que en el espacio exterior, en la universidad, en el colegio, en el transporte público, igualmente las mujeres y las niñas son objeto de violencia, y es una violencia que debe estar visibilizada, prevenida y sancionada”.

Este proyecto se trata de una ley marco que unifica la legislación en materia de violencia en Chile. Además, establece deberes para todas las instituciones del Estado respecto de la prevención y protección, junto con ampliar las facultades del Servicio Nacional de la Mujer (SernamEG)

En ese sentido, de promulgarse la ley, el SernamEG podrá asumir el patrocinio y representación de las mujeres víctimas de violencia, como también podrá interponer querellas en los casos de femicidio.

DIPUTADAS

Asimismo, la iniciativa define los distintos tipos de violencia a los que están expuestas las mujeres y las niñas, desde la violencia física hasta la simbólica.

“Hoy no sólo hemos definido la violencia física, sino que también la violencia psicológica, económica, simbólica, institucional, política, laboral, e incluso la violencia indirecta, porque las formas de ejercer la violencia hacia nosotras son múltiples, no podemos seguir acotando a la posibilidad que la violencia de genero se ejerce poniéndonos un dedo encima. Eso ya es inaceptable, partimos de esa base. Pero la erradicación de la violencia tiene muchos más ámbitos que debemos resguardar y prevenir”, aseguró la diputada del Partido Comunista, Karol Cariola, durante la votación del proyecto en la Cámara de Diputados.

La normativa también amplia la aplicación de la ley de violencia intrafamiliar a las relaciones sin convivencia e incorpora nuevos tipos penales, que permitirían sancionar el acoso callejero y la difusión de imágenes íntimas.

La diputada de Revolución Democrática, Natalia Castillo, afirmó, durante la discusión de la iniciativa, que “la violencia hacia la mujer se produce por una reproducción histórica de estereotipos que ha permitido que esa violencia se enquiste en nuestra sociedad como un cáncer, que nos está matando. Y no mata solamente a las mujeres, mata también a las familias, mata a la felicidad de un pueblo y es por eso que la tenemos que erradicar”.

Y agregó que “mientras no seamos capaces de tener una educación no sexista que siga reproduciendo esos estereotipos, que concientice, que sea un efectivo motor para generar ese cambio cultural, vamos a tener que seguir lamentando situaciones de violencia, vamos a tener que seguir pensando que la cárcel es la única solución para eso”.

La aprobación y despacho de este proyecto de ley al Senado se da en un contexto en que, de acuerdo con la encuesta del Instituto Igualdad que publicó La Tercera, el 57 por ciento de las mujeres considera que la violencia en su contra ha aumentado. Además, durante el 2019 ya se han registrado cinco femicidios, siendo el último de ellos el de Rosa Cañulef, en la región de Los Lagos.