Diario y Radio U Chile

Año XII, 5 de junio de 2020

Escritorio MENÚ

Familiares de Carolina Torres, joven agredida en Pudahuel: “Ella ya no es la misma de antes”

Este sábado, los familiares de Carolina Torres realizarán un bingo en su beneficio. Con ello, pretenden apoyar la rehabilitación de la joven que hoy arrastra varias secuelas.

Andrea Bustos

  Sábado 16 de marzo 2019 13:39 hrs. 





Hace aproximadamente un mes, Carolina Torres (24) junto a su novia, Estefanía, fueron agredidas por tres sujetos, específicamente, en la intersección de las avenidas Laguna del Inca y Laguna Sur, de la comuna de Pudahuel.

Este ataque generó que Carolina fuera trasladada a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) de la Posta Central de Santiago, donde se le constató una fractura de cráneo y una hemorragia interna.

Actualmente, Carolina se encuentra en pleno proceso de recuperación, pero no ha sido fácil, ya que al atenderse en el servicio público ha debido enfrentar la postergación de sus atenciones.

Por lo mismo, este sábado se efectuará un bingo en su beneficio. Esta actividad se efectuará este sábado 16 de marzo a las 19:00 horas en el Liceo CEP de Pudahuel (San Pablo #8560).

foto 2

foto 1

Ricardo Moyla, primo hermano de Carolina y vocero de su familia, sostuvo que en este momento la joven agredida se encuentra con movilidad reducida y que posee evidentes secuelas: “Quedó con una fractura nasal, con problemas en el oído medio, una fractura en el cráneo y una herida bien complicada por los palos que recibió”, comentó en conversación con Radio Universidad de Chile.

Moyla sostuvo además, que no se sabe si las secuelas de Carolina son temporales o definitivas. Respecto de su estado de ánimo, explicó que la joven todavía no sabe del todo cómo fue la exposición de su caso. Tampoco recuerda los detalles de la situación que debió enfrentar, por lo mismo, Moyla explicó que en ocasiones sufre de crisis de ansiedad y un ánimo inestable.

“La Carolina que nosotros teníamos hasta hace un mes o dos días atrás no es la misma que está hoy con nosotros. Es así de simple y radical la diferencia. Es por eso que necesita una rehabilitación rápida, constante y urgente”, manifestó.

Luego del anuncio de cambios a la ley Zamudio, Moyla dijo que hoy la familia siente una desconfianza con el sistema, porque este no es el primer caso y no será el último. Además, como los atacantes siguen prófugos se encuentran aún más intranquilos: “Al Gobierno le ha costado poner más mano dura en todo el tema de los ataques por odio”, apuntó.

Los familiares de Carolina también descartan aquellas versiones que decían que a Carolina le pegaron por su equipo de fútbol, por un ajuste de cuentas o porque asaltaba gente. Según advierten, esta fue una estrategia del círculo cercano de los agresores para descartar la ley Zamudio y quitar el agravante del ataque.

Además, Moyla cuentó que ya le habían pegado una vez, botándola de la micro y que verbalmente la agredían mucho; que Carolina era muy valiente de pololear públicamente a pesar de que la agredían, dijo.

“Sentíamos mucha rabia, mucha frustración e incluso también sentíamos el mismo odio que quizás sintieron ellos cuando agredieron a Carolina, pero nos fuimos dando cuenta de que no es válido luchar odio con el mismo odio, sino que lo distinto de eso es luchar con valentía”.

Por otro lado, el primo hermano de Carolina indicó que si bien al inicio recibieron mucha ayuda política, hoy sienten que hubo populismo y aprovechamiento político frente al caso.

Asimismo, relató que desde la Municipalidad de Pudahuel solo les ofrecieron una caja de mercadería y lo sintieron casi como una burla, así que al final llegaron al trato que les faciliten un colegio para realizar el bingo de este sábado. “Vamos a hacer lo que sea para que Carolina salga adelante. Si tenemos que hace mil bingos, mil bingos vamos a hacer”, planteó.

“Ella no debió haber sufrido este ataque. Aquí hay indicaciones de seguridad, garantía que debieran estar cuberitas  en el sentido de la recuperación de mi prima”, concluyó el familiar de Carolina.