Diario y Radio U Chile

Año XII, 25 de noviembre de 2020

Escritorio MENÚ

CUT reitera llamado a cuarentena nacional y exige protección del empleo

La dirigenta de la multigremial, Bárbara Figueroa, se refirió a los planes de recuperación económica y al proyecto de ley de teletrabajo que actualmente impulsa el Ejecutivo.

Mª Luisa Cisternas R.

  Jueves 19 de marzo 2020 12:28 hrs. 
Bárbara Figueroa, presidente de la CUT.



En el marco de la crisis del COVID-19, la presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Bárbara Figueroa, asistió este miércoles al Consejo Superior Laboral, instancia que contó con la presencia de la ministra de la cartera, María José Zaldívar, y representantes de trabajadores y empleadores del país.

Durante la reunión se abordaron las medidas sanitarias y laborales que se implementarán para garantizar la salud y tranquilidad de los trabajadores. Esto, en pleno desarrollo de las iniciativas del Ejecutivo en materia laboral, como el proyecto del teletrabajo.

En conversación con Radio Universidad de Chile, la dirigente de la multisindical explicó las propuestas que el gremio presentó en la mesa y fue enfática en reiterar el llamado a cuarentena nacional para resguardar la salud y seguridad de la población: “La mejor medida, desde el gobierno central, desde el Presidente de la República y no a partir de la discrecionalidad de cada empleador, de cada sector o de los alcaldes, es que se tomen decisiones que bajen la angustia, la incertidumbre y la preocupación”.

No obstante, la dirigente aseguró que esta demanda no implica una paralización general, ya que es necesario el permanente funcionamiento de áreas estratégicas, tales como faenas y fundiciones que pueden operar con equipos de emergencia y cadenas de suministros básicos de medicamentos y alimentación.

“Hablamos de servicios esenciales que permiten la sobrevivencia de la población y no mínimos, porque nuestra legislación contempla servicios mínimos muy ambiguos, que fue el debate fuerte que dimos en materia de reforma laboral. En ese caso decimos, seamos más estrictos y apeguémonos al estándar OIT sobre servicios esenciales para que funcionen equipos de emergencia”, señaló.

trabajadores covid

En lo inmediato y, relativo a la protección de empleo, la dirigenta explicó que se ha propuesto derogar las causales de despido por caso fortuito o fuerza mayor y las relativas a la ausencia laboral “de manera de impedir la tentación al abuso y, por otro lado, garantizar que aquellos trabajadores y trabajadoras contagiadas de coronavirus, no solo tengan la seguridad de la prestación, sino que después no tengan que transitar entre la Mutual o el Compin para que se decrete como enfermedad profesional”.

Respecto de las medidas reactivas a la crisis sanitaria del COVID-19, la CUT planteó un plan de recuperación económica que considere, no solo un acápite sobre la crisis sanitaria, sino también la protección de empleo o medidas económicas.

“Hemos planteado seis o siete medidas, pero hay dos que grafican muy bien lo que queremos hacer. Por un lado, hemos dicho que el Gobierno cuenta con la posibilidad de poder aplicar a libre discreción un 2% del presupuesto nacional. Creemos que eso, sin ser hoy una medida inmediata, debería estar en carpeta. Lo segundo es un fondo de solvencia al alero del Banco Estado que permita el rescate de empresas pequeñas y medianas, pero que vengan con el respaldo de que trabajadores no van a ser despedidos y que tampoco se van a ver mermadas sus condiciones laborales”, explicó Bárbara Figueroa.

En relación a las garantías que esgrime actualmente el Ejecutivo en materia de resguardo laboral, Figueroa se mostró crítica al proyecto de ley de teletrabajo. “Hay una serie de materias que nosotros planteamos que nunca fueron incorporadas (…). Tiene que cumplir –el proyecto de teletrabajo- con una red de protección social muy fuerte, porque cuando trabajas a distancia, primero tienes que asegurar el derecho a no vivir jornadas extenuantes, el derecho a la desconexión, que si bien está contemplado en el proyecto de ley, tiene que tener mecanismos de fiscalización”.

“¿Qué pasa en el caso de enfermedades profesionales? De accidentes en el espacio donde este el trabajador, ¿eso va a estar protegido? La norma es difusa en cuanto a eso (…). En la lógica del Gobierno de modernizar la Dirección del Trabajo, cuando se discutió el finiquito electrónico, ¿qué certeza tiene el trabajador de que no primó el derecho del empleador por sobre el trabajador, si no va a tener que firmar o no va a tener que hacer clausulas presenciales? Tiene que haber garantía en la protección de derechos, sino es avanzar en precarización del trabajo”, manifestó.

Para la presidenta de la CUT, hay que poner atención a las señales que, de aquí en adelante, dé el Gobierno en lo relativo a dignificar el trabajo, considerando que los ejes de desigualdad y falta de protección respecto de las grandes mayorías, forman parte de las principales demandas sociales de las movilizaciones que se han dado desde el 18 de octubre.

Finalmente, Bárbara Figueroa manifestó la disponibilidad de la multigremial para enfrentar los desafíos que involucra esta pandemia, pero siempre teniendo como tarea fundamental la  defensa de los intereses de los trabajadores  y de las trabajadoras.