Diario y Radio Uchile

Escritorio
Internacional

Brasil exportó toneladas de carne podrida y con salmonela

RFI |Sábado 18 de marzo 2017 18:46 hrs.

2017-03-17t180739z_944945449_rc11f0347f00_rtrmadp_3_brazil-corruption-food

Las autoridades brasileñas destaparon una masiva red de corrupción que exportaba a Europa y a Asia carne de vacuno en mal estado, disimulada con productos que en algunas ocasiones eran cancerígenos. Brasil es el mayor exportador mundial de carne de vaca.

La policía brasileña lanzó a primera hora de este viernes una vasta operación policial llamada “Carne débil” contra una amplia red de corrupción que afecta al gran sector de procesamiento de carne roja, que afecta a al menos seis estados del país. Tres plantas de tratamiento de carne han sido cerradas y 21 están bajo sospecha de haber participado en un sistema que sobornaba a oficiales públicos para que certificaran como buena carne que estaba en mal estado. Más de 30 empleados públicos han sido suspendidos ya de sus funciones por sus presuntos vínculos a la trama.

Los investigadores policiales acusan a más de 30 compañías de un gran número de prácticas que violan las normas higiénicas. Entre estas compañías está el gigante JBS, el mayor exportador de carne de vacuno del mundo, que se defendió en un comunicado diciendo que habían seguido todas las normas sanitarias.

“Usaban ácido y otros productos químicos para enmascarar el aspecto de la carne. En algunos casos estos productos eran cancerígenos”, según la policía. En otros casos, patatas, agua e incluso cartón se mezclaba con carne de ave para aumentar los beneficios. También se habrían procesado y exportado carnes con trazas de salmonela.

En algunos casos los inspectores públicos de la carne dejaban incluso a los empleados de las empresas cárnicas que utilizaran sus computadoras para que ellos mismos emitieran sus certificados de calidad de la carne que vendían.

El ministro de Agricultura brasileño se reunirá el lunes con embajadores de países a donde se habría exportado la carne, para evitar que se bloqueen las exportaciones de productos de Brasil. Su gobierno también estaría implicado en el escándalo de corrupción ya que, según los fiscales del caso, al menos dos partidos de la coalición gobernante habrían recibido dinero de los sobornos.