Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 4 de julio de 2022

Escritorio

Rostros se sumaron a Greenpeace y a osos polares en busca de firmas para salvar el Ártico

radio.uchile.cl

  Miércoles 25 de julio 2012 18:46 hrs. 
Radio-Uchile

Compartir en

Durante este miércoles un grupo de osos polares de Greenpeace se hicieron presentes en diez  estaciones del Metro de Santiago en busca de apoyos para salvar el Ártico, cuyos hielos se ven amenazados por el calentamiento global y por la explotación petrolera.

La acción fue respaldada por rostros como Fernanda Hansen, Karol Dance y Andrea Velasco, entre otros.
Matías Asún, director nacional de Greenpeace, afirmó que “estamos diciendo junto a miles de santiaguinos que también nos sumamos a una tarea vital: parar la destrucción del Ártico. Este ecosistema clave para el equilibrio del planeta se ha visto amenazado por la incompetencia humana, que ha empujado el calentamiento global y la explotación de los combustibles fósiles en la región. Ahora estamos actuando para remediar este error”.

En este sentido, Greenpeace realiza una de las campañas más importantes de su historia a nivel mundial y convoca a apoyar la campaña global en el sitio web www.firmaporelartico.cl

La organización afirma que una de las principales causas del derretimiento del Ártico es el uso de combustibles fósiles y que, en un futuro cercano, la región podría quedarse sin hielo por primera vez desde que la especie humana habita el planeta.
La organización se ha propuesto duplicar la meta y llegar a dos millones de firmas para que la zona sea declarada santuario global, luego de reunir un millón de firmas el viernes de la semana pasada.

En Chile, la iniciativa cuenta además con el apoyo de personalidades como Álvaro Gómez, Amaya Forch, Eliana Albasetti, Francisco Melo, María José Prieto, Andrea Hoffmann,  Claudia Schmidt, Francisca Ayala, Hotuiti Teao, Eliana Albasetti, Carmen Gloria Arroyo, Katherine Bodis, María José Campos, Andrea Dellacasa, Rayen Araya, Guido Vecchiola, Matías Vega, Luis Weinstein e Íñigo Urrutia.

Síguenos en