Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 1 de julio de 2022

Escritorio

Continúan críticas por cambios en becas de magíster y posgrado entregadas por Conicyt

Las críticas a Conicyt no cesan. La Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica, encargada del apoyo a la investigación científica y al desarrollo de capital humano avanzado, se ha visto envuelto en problemas en torno a las becas de postgrado que administran.

Paula Campos

  Domingo 21 de abril 2013 9:16 hrs. 
Conicyt_2-e1351885241154

Compartir en

El cambio en las bases de postulación al proceso de becas fue el inicio del conflicto. Durante el año pasado, se aprobó el Decreto Supremo n° 325/11 que modificaba los requisitos para postular a los beneficios económicos de magíster y doctorado administrado por Conicyt.

Desde la Asociación Nacional de Investigadores de Postgrado (ANIP) denunciaron las irregularidades. Cristián Undurraga señaló que hay dificultades de los extranjeros becados en Chile, como que alumnos de segundo año de magíster -quienes por el nuevo decreto no podían postular a las becas- resultaron acreedores del beneficio y ahora no pueden cobrar su beca, además de que se les exige tener el título de licenciatura al momento de postular y al adjudicarse el concurso y no como era antes.

Para el dirigente, la solución es que los expertos se hagan cargo de las bases: “Tiene que ver con un mal decreto que se elaboró en diciembre del año pasado por parte de Conicyt y que nosotros creemos que no fue elaborado por gente que conozca el tema, que sepa lo que se va a afrontar en la elaboración de las bases. Como solución de corto plazo creemos que se debe abrir un nuevo concurso. A largo plazo, hay que elaborar un nuevo decreto donde puedan participar los involucrados, la gente de posgrado del CRUCH, de la ANIP, de la Confech”, dijo.

Jorge Babul, presidente de Consejo de Sociedades Científicas de Chile, advirtió que estas irregularidades se han sostenido en el tiempo. El doctor en Bioquímica señaló que la única forma de avanzar sería que en el diseño de las bases se incluyera la opinión de los científicos, que son quienes conocen las necesidades reales de la ciencia en nuestro país: “Lo fundamental es la participación de los científicos en la determinación de las bases de los concursos, una especie de comité asesor al que le consultaran con conocimiento de qué son los programas de posgrado, cuáles son los problemas que tienen los estudiantes. Muchos de los errores que se han cometido podrían subsanarse”, aseguró.

Desde el aparato político no se restan de la discusión. Para el senador Carlos Cantero (IND), miembro de la Comisión Desafíos del Futuro, el problema no es Conicyt, sino el sistema de entrega de becas. El parlamentario además dijo no entender la lógica del cambio en algunas de las bases: “Conicyt tiene muchos programas que están funcionando muy bien, lo que hay que arreglar es el programa de elegibilidad, que está considerado para la entrega de becas de posgrado. Yo no alcanzo a comprender qué razón puede orientar la decisión de dejar fuera a un postulante que ya hizo su primera año y que está postulando simplemente para pagar el segundo. No hay inteligencia que me dé una explicación razonable de por qué podría ocurrir aquello”, afirmó.

Los rectores, alumnos y el propio Conicyt se reunieron durante la mañana del viernes para llegar a una solución. Desde el organismo reconocieron su responsabilidad y en un comunicado señalaron que “en forma paralela se solicitarán modificaciones que subsanen estos requisitos al Decreto Supremo N° 325/11 del Ministerio de Educación, que regulará el otorgamiento de las Becas Nacionales de Posgrado en el próximo llamado”, haciendo únicamente referencia a las dificultades que también han existido con los extranjeros becados en nuestro país. De los otros temas no hubo respuesta.

Según fuentes participantes de la reunión, se están buscando soluciones para los alumnos afectados. Algunas de las posibilidades barajadas son realizar un nuevo concurso de asignación de becas para quienes quedaron fuera del proceso y el cambio del cuestionado decreto, situación que habría sido exigida desde el propio cuerpo de rectores, pero que aún está en conversaciones.

Síguenos en