Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

El gobierno de EEUU suspende parcialmente sus actividades

Estados Unidos se pone a media marcha este 1 de octubre por la suspensión parcial de numerosas actividades del gobierno federal en razón del fracaso en el Congreso de la aprobación del presupuesto para el nuevo año fiscal. Miles de funcionarios federales entran este martes en licencia sin goce de sueldo.

RFI

  Martes 1 de octubre 2013 6:38 hrs. 
Obama



La dirección de presupuesto de la Casa Blanca ordenó a las agencias federales la víspera en la noche que inicien el proceso de cese de actividades. La medida fue tomada minutos antes de que el gobierno de Estados Unidos se hallara oficialmente sin dinero. Esta situación, que el país vivió la última vez hace 17 años, se explica por el fracaso de las negociaciones entre el gobierno y la oposición para llegar a un consenso en torno al nuevo presupuesto.

La primera consecuencia de esta situación es la licencia sin goce de sueldo a partir de este martes para un poco más de 800.000 empleados públicos considerados no esenciales. Los efectivos de la administración pública se verán reducidos a un mínimo, al punto que determinadas agencias pasarán a actuar con apenas un 5% del personal. Parques nacionales, museos y monumentos (incluyendo por ejemplo la famosa Estatua de la Libertad) deberán cerrar sus actividades a partir de hoy.

En la NASA, el 97% de los 18.000 empleados se verán obligados a permanecer en casa. Los sectores de la salud y la defensa también se verán afectados, excepto todo lo que tiene que ver con la seguridad nacional y la lucha contra el terrorismo. Decenas de miles de operadores de control aéreo, guardias de prisión y agentes de la guardia de fronteras serán convocados a seguir trabajando sin el goce de su salario. No se descarta que numerosas audiencias previstas en el Congreso sean pospuestas. El senador demócrata Harry Reid dijo que los legisladores republicanos “habían perdido la cabeza”, al preferir paralizar el gobierno federal para bloquear la reforma del sistema de salud.

El ‘Obamacare’ es el punto de discordia

Porque el motivo de disputa que ha desencadenado esta difícil situación es, en efecto, la férrea oposición de los republicanos a la implementación del Obamacare, el sistema de protección social que obliga a las empresas a brindar seguros de salud a sus empleados y que también prevé ayudas del gobierno a las personas sin recursos económicos para pagarse uno por sí mismas.

De acuerdo con la reforma, todo estadounidense deberá tener un seguro para el 1 de enero de 2014. Pero los republicanos se oponen a su aplicación y alegan que el sistema constituye un abuso de poder del Estado federal y que hará estallar el presupuesto federal.