Diario y Radio U Chile

Año XI, 25 de junio de 2019

Escritorio

Casa Memoria José Domingo Cañas presentará denuncia por extraño robo

Marta Cisterna, parte del directorio de Casa Memoria José Domingo Cañas, alerta ante el poco profesionalismo de la PDI en esta situación y el abandono del Estado de sus sitios de memoria.

Héctor Areyuna

  Viernes 17 de enero 2014 13:39 hrs. 
josedomingocanas

Este lunes en la fiscalía de Ñuñoa, el directorio de la Casa Memoria José Domingo Cañas presentará una denuncia sobre un extraño robo del que fue objeto el inmueble de la agrupación.

Según han señalado, el delito “pareciera estar más vinculado con la información sustraída que con una acción delictual”, ya que el fin de semana pasado los objetos robados fueron muy pocos.

Según Marta Cisterna, parte del directorio de la CMJDC, sólo se robó la “caja chica” y un computador, quedando documentación en el piso y mucho desorden.

La directiva del Sitio Histórico de Memoria y Patrimonio Nacional señaló que la acción de la Policía de Investigaciones, que llegó al sitio luego del robo, motivó la acción frente a la justicia.

“No tomaron lo relevante que era, que es la violación a un lugar de memoria. Entonces, también se habla del cojo profesionalismo con el que actuó la PDI. Por eso nosotros decidimos interponer la denuncia ante el Ministerio Público y pedir que se investigue seriamente lo que pasó”, manifestó.

Marta Cisterna agregó que en Chile no hay protección alguna de los Sitios de Memoria que son Patrimonio Nacional ni medidas preventivas para cuidarlos y preservarlos, por lo que se hizo un llamado al Estado.

“Pensamos que es una muestra de lo vulnerables que podemos ser, lo vemos más bien como una advertencia de este estado de vulnerabilidad. Y además, lo que estamos denunciando es que el Estado no se ha hecho cargo de los sitios de memoria, porque no tiene políticas de memoria, no se hace cargo de los sitios pero tampoco de la prevención, del cuidado o de la mantención de sus monumentos”, expresó.

Es por esto que se relacionó el hecho con el robo ocurrido hace un mes la ex Clínica Santa Lucía, otro sitio de memoria que fuera un centro de detención y tortura a cargo de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) durante la dictadura militar.