Diario y Radio U Chile

Año XII, 10 de agosto de 2020

Escritorio MENÚ

Rangers cae ante Audax y desciende a Primera B

El cuadro rojinegro no supo imponer su localía y cayó ante los itálicos, quienes se salvan en la lucha por el descenso, a costa del equipo talquino.

Diario Uchile

  Sábado 19 de abril 2014 18:21 hrs. 





La vergüenza que ningún hincha quiere vivir, hoy se hizo gigante en el estadio Fiscal de Talca. Rangers perdió de local ante Audax Italiano, dos equipos necesitados de puntos, donde el cuadro itálico se alzó con la victoria con un claro 2-0. Por su parte, el cuadro piducano se hunde en la tabla y pierde la categoría, baja a la Primera B y sus hinchas lamentan vivir esta crónica de una muerte anunciada.

En lo futbolístico, el cuadro dirigido por Jorge Garcés estaba obligado a ganar. El técnico asumido hace tres fechas (7 puntos) tenía convicción por salvar al equipo, quien no perdió tiempo y disparó contra los “sospechosos” triunfos de Calera y Huachipato.

A los 61 minutos, Bryan Carrasco abrió la cuenta para la visita, mientras Rangers no encontraba las ideas para plantearse en el campo. El partido fue una agonía para la torcida local, que esperaba un milagro en la cancha. Esto no ocurrió y en el epílogo anotó Felipe Mora, de penal, sellando el 2-0. Por si fuera poco, Francisco Tapia y Jorge Valenzuela se fueron expulsados en el cuadro rojinegro.

Lo cierto es que el descenso de Rangers es un resultado de no una, sino varias campañas nefastas. Pese a que hace un par de torneos el club llegó hasta semifinales, esto no se aprovechó en un plantel descontinuado, con solo dos jóvenes debutantes en el primer equipo en dos años.

La gestión de los hermanos Pini al mando del club no ha sido recibida con agrado en Talca. La sociedad argentina tiene investigaciones judiciales por triangulaciones en el negocio del fútbol, y la plantilla de Rangers exhibe muchos nombres extranjeros que poco y nada aportaron en la cancha. Por cierto, llegó al equipo Fernando Gamboa, un técnico argentino sin trayectoria cuya permanencia fue más de lo necesario, dejando al rojinegro en zona de descenso.

A cinco fechas del término de torneo, Jorge Garcés no pudo hacer el milagro, pese a mostrar un cambio de actitud en el juego. Hoy, las esperanzas recaen en el “Peineta” para que el equipo vuelva a la División de Honor del balompié.

El público ha reclamado por identidad local en esta escuadra, además de fustigar el aumento en el valor de las entradas, y no perdona que se entregara la galería a los visitantes O’Higgins y Universidad Católica. Una plaza destacada del fútbol regional, la centenaria escuadra rojinegra que nuevamente desciende a la Primera B.