Diario y Radio U Chile

Año XI, 17 de junio de 2019

Escritorio

Corte Suprema despide a Mónica Maldonado

La Corte Suprema despidió a Mónica Maldonado, fiscal judicial que deja un legado como la mujer que visibilizó la crítica situación del sistema carcelario en el país, además de una de las primeras ministras en integrar el máximo tribunal. “Nuestros presos en este momento no pueden rehabilitarse en las cárceles, porque no hay espacios para ellos y menos reinsertarse en la sociedad”, afirmó en su despedida.

Pamela López

  Lunes 30 de junio 2014 21:57 hrs. 
cárcel

Este lunes Mónica Maldonado Croquevielle, fiscal judicial de la Corte Suprema, fue despedida luego de presentar su retiro voluntario el pasado 27 de junio.

Con cincuenta años de ejercicio, la ministra fue una de las dos primeras  mujeres  que en el año 2001 se incorporaron al máximo tribunal del país. Mónica Maldonado, como fiscal judicial, y María Antonia Morales, como ministra, abrieron el camino de inclusión y no discriminación también en este poder del Estado.

La abogada de la Universidad Católica será recordada por sus indagaciones en 2009 ante la Comisión de Constitución, Legislación y Justicia del Senado, donde develó las condiciones de hacinamiento en las cárceles, dando cuenta de graves vulneraciones a los derechos humanos de las personas privadas de libertad.

Una situación por la que no claudicó en manifestar sus apreciaciones, lo mismo que en cuanto a las deficiencias del sistema en materia de reinserción social.

Con un llamado a visibilizar y dar solución a ésta, una de sus más importantes causas, la ministra se despidió del pleno.

“Mi deseo, tal como lo he manifestado, es que la crisis penitenciaria esté en conocimiento y la visualicen, no sólo las autoridades sino que también las organizaciones, las universidades, la sociedad, para poder encontrar un camino que dé respuesta a nuestros presos, que en este momento no pueden rehabilitarse en las cárceles, porque no hay espacios para ellos y menos reinsertarse en la sociedad”, manifestó en su discurso de despedida.

Tanto el presidente de la Corte de Apelaciones, Sergio Muñoz, como el ministro de Justicia, José Antonio Gómez, destacaron su trayectoria. El primero agradeció el rol de visibilizar la situación de las cárceles,  además de su dedicación y servicio, donde “entregó la mitad de su vida a la Justicia, además de integrar parte de la lucha persistente de las mujeres por ser incluidas en las distintas áreas del Estado”, recalcó el presidente del máximo tribunal.

Por su parte,  el jefe de la cartera de Justicia también se refirió a su rol en el desarrollo del proceso penitenciario, refiriéndose a las medidas que en esta materia está abordando el actual gobierno.

José Antonio Gómez precisó que “Mónica Maldonado hizo una labor importantísima en torno al desarrollo del proceso penitenciario pensando en el futuro,  generando informes que eran muy duros respecto a la situación carcelaria. El gobierno y la Presidenta Michelle Bachelet  han planteado que primero nos vamos a preocupar, y lo estamos haciendo,  de la infraestructura, de Gendarmería  y estamos trabajando también en la presentación de un proyecto que va ir por una  línea muy importante de rehabilitación y reinserción”.

Cabe destacar que al término de ceremonia realizada ante el pleno de la Corte Suprema, Mónica Maldonado recibió la medalla al mérito judicial por parte del presidente del tribunal.