Diario y Radio U Chile

Año XII, 25 de noviembre de 2020

Escritorio MENÚ

Justicia reabrirá sumario contra Gendarmes por torturas en cárcel de Rancagua

El Instituto Nacional de Derechos Humanos interpondrá una querella por torturas en contra de funcionarios de Gendarmería, ante las denuncias de maltrato ocurridas en la cárcel de Rancagua. Por su parte, el ministro de Justicia ordenó reabrir un sumario, por similares hechos, cerrado en 2013 sin sancionar a los responsables.

Sandra Trafilaf

  Jueves 21 de agosto 2014 18:25 hrs. 
carcel


La tortura es una práctica que se ha mantenido durante estos últimos años al interior de la cárceles chilenas y, la impunidad de estos hechos es una grave señal por parte de las instituciones del Estado. Así afirmó el jefe de la Unidad Jurídica del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Rodrigo Bustos, quién anunció querella en contra de funcionarios de Gendarmería que aparecen en un video, golpeando a los internos en la cárcel de Rancagua.

El abogado destacó que los hechos ocurridos luego de un intento de fuga en agosto de 2013 son la prueba de que se necesita una intervención más estructural en todos los órganos del Estado para erradicar prácticas que están reñidas con los tratados internacionales que Chile ha suscrito en materia de Derechos Humanos.

Rodrigo Bustos enfatizó que la situación es aún más grave si se considera que hubo un sumario para investigar las denuncias de 2013 y una querella interpuesta en 2012 por situaciones similares. Sin embargo, el proceso administrativo fue cerrado sin tener responsables ni sanciones.

El INDH, informó, que ha presentado 10 querellas por torturas en los últimos años.
Por ello Bustos manifestó su preocupación ante “la señal de impunidad” que están entregando las instituciones del Estado.

“Sin lugar a dudas hay un contexto general de vulneraciones de derechos de las personas privadas de libertad, pero también lo que es muy grave es la señal de impunidad que se ha dado, después de un año ocurrido los hechos Gendarmería de Chile. No ha sancionado a ninguno de los aproximadamente 20 funcionarios que aparecen como involucrados en estos actos de tortura y tampoco ha habido una respuesta desde el sistema de justicia puesto que tampoco hay ningún funcionario de gendarmería formalizado. Lo que se está diciendo acá es que estos hechos pueden ser amparados por las instituciones del Estado y que finalmente pueden repetirse en las cárceles de nuestro país”

El ministro de Justicia, José Antonio Gómez, junto con condenar la práctica de la tortura, señaló que instruyó la reapertura del sumario, para continuar con la investigación de estas denuncias al interior de la cárcel de Rancagua. Asimismo explicó que dispuso plena colaboración con el Ministerio Público.

“Para nosotros es muy importante que los internos cumplan condenas, pero también respetar derechos que tienen que tener todos los chilenos”, dijo Gómez.

El director de Gendarmería, Juan Letelier Araneda, eludió responder si la evidencia visual sobre la golpiza recibida
por los reclusos, muestra la práctica de tortura al interior del penal. Eso, manifestó, es una tipificación que debe resolverla el Ministerio Público.

“Yo creo que las imágenes son decidoras al respecto. La tortura como ustedes bien saben no está tipificada en nuestro ordenamiento jurídico, pero si podría eventualmente una tipificación, que tiene que resolverla el Ministerio Público para hacer su presentación en los tribunales”.

El director de Gendarmería, informó que el proceso administrativo que se ha ordenado reabrir, tiene una duración de 20 días para la investigación, a menos que el Fiscal a cargo decrete nuevas diligencias, agregando que en su oportunidad se entregarán los antecedentes que arroje este nuevo procedimiento administrativo.