Diario y Radio Universidad Chile

Escritorio

Dilma Rousseff enfrenta juicio político sin respaldo del PT

El próximo lunes la suspendida mandataria llegará hasta el Senado para enfrentar la última fase de la acusación. En dicha oportunidad, deberá encarar a los 81 miembros del Congreso. Sin embargo, desde ya los especialistas señalan: “Cualquiera sea el caso, el escenario no es alentador".

Abril Becerra

  Viernes 26 de agosto 2016 12:17 hrs. 
dilma_rousseff

El jueves recién pasado comenzó el juicio político contra la suspendida Presidenta Dilma Rousseff. Esta fase es una de las últimas instancias que deberá enfrentar la mandataria, quien desde hace cuatro meses ha sido cuestionada producto del caso Petrobras.

Esta primera sesión se desarrolló en medio de un tenso debate entre los senadores, por lo que el presidente del Supremo Tribunal Federal, Ricardo Lewandowski, debió decretar un receso con el fin de apaciguar al parlamento.

“¿Qué moral tienen ustedes para juzgar a la Presidenta Dilma Rousseff, qué moral tiene este Senado? Acá se están tramando conspiraciones”, afirmó la senadora Gleisy Hoffmann, miembro del PT. En tanto, ó Aécio Neves, senador del PSDB respondió: “Hay que desmontar la narrativa de un golpe, el ‘impeachment’ es legal”.

El ex presidente de Brasil Lula da Silva, tampoco se excluyó de la discusión y durante la jornada salió a defender a su aliada: “Comienza el día de la vergüenza nacional, el día que senadores comienzan a rasgar la Constitución del país y el día que comienza el castigo de una mujer inocente”, dijo en un acto en Niteroi, ciudad vecina de Río de  Janeiro.

Según el sociólogo de la Universidad de Río, Alexis Cortés, “el escenario es bastante desfavorable para la Presidenta Dilma Rousseff”.

“Sobre todo porque en este período el vicepresidente, Michel Temer, que pasaría a asumir la presidencia en caso que se produzca el ‘impeachment’, ha utilizado el nombramiento en uno de los cargos de confianza del Gobierno como moneda de cambio para el apoyo de la acusación”, comentó.

El sociólogo también explicó que el Partido de los Trabajadores ha dado la espalda a Rousseff, lo que se evidenció en el rechazo a la propuesta de la mandataria sobre realizar un plebiscito. “La presidenta está más sola de lo que parece estar. O sea, ahora se encuentra sin espalda política para generar una votación favorable en el Congreso”, dijo.

En este contexto, el sociólogo señaló que cualquiera sea el resultado de la votación,  el escenario político de Brasil quedará fragmentado, más aún si se considera la baja aprobación ciudadana que tiene Michelle Temer. “Cualquiera sea el caso, el escenario no es alentador. Yo tiendo a coincidir con la tesis de la defensa de Dilma Rousseff que ha planteado que la acusación, sin crimen de responsabilidad, es un golpe de Estado  institucional, parlamentario, pero un golpe de Estado al fin y al cabo”, manifestó.

Por último, el sociólogo sostuvo que el ex presidente Lula da Silva, “continúa siendo la figura con más índice de aprobación en las encuestas”. Respecto de esto, advirtió que esta inclinación de la ciudadanía puede derivar en dos aspectos; uno, en el intento continuar involucrando al ex mandatario en los casos de corrupción y dos, en la posibilidad de levantar una nueva campaña electoral.

Asimismo, el especialista indicó que las movilizaciones en Brasil pueden “modelar el paisaje político”.

Para el próximo lunes, en tanto, se espera que la misma Presidenta Dilma Rousseff llegue hasta el Senado para presentar su defensa. En la ocasión, la militante del PT realizará un discurso de media hora y, posteriormente, deberá responder a los cuestionamientos de cada uno de los 81 miembros del Congreso.  En este contexto y frente a la posibilidad de que los parlamentarios interroguen a la mandataria sobre otros temas, la misma presidenta dijo: “Si me violentan, no será mi problema”.