Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 24 de octubre de 2021

Escritorio MENÚ

Advierten fracaso del Ministerio Público en caso Luchsinger-Mackay

Mientras, la machi Francisca Linconao, imputada en esta investigación, mantiene su huelga de hambre al revocarse por cuarta vez el cambio de la prisión preventiva por arresto domiciliario total, el Abogado Rodrigo Román sostuvo que en el caso la Fiscalía no tiene pruebas suficientes para acusar a ninguno de los comuneros acusados.

Raúl Martínez

  Domingo 25 de diciembre 2016 16:10 hrs. 
2274892


Afectada de salud y emocionalmente está la machi Francisca Linconao, quien inició una huelga de hambre luego que por cuarta vez la Corte de Apelaciones de Temuco revocara la decisión del tribunal de garantía de modificar las medidas cautelares de prisión preventiva por arresto domiciliario total.

La líder espiritual reclama por su detención que califica como una injusticia, en el marco de la investigación por la muerte del matrimonio Luchsinger-Mackay.

Uno de los abogados defensores de los comuneros imputados en este caso, Rodrigo Román, destacó que la machi está decidida a mantener el ayuno como forma de exigir al Gobierno a poner fin a las acusaciones en su contra.

Román subrayó el accionar de la Corte de Apelaciones que revierte el régimen de arresto domiciliario total en base a las exigencias de la Ley Antiterrorista por la cual están procesados los comuneros en este caso.

“Todas las veces ha sido en voto de minoría, teniendo en consideración que como está invocada y se le está aplicando a la machi y a los otros comuneros del caso Luchsinger-Mackay la Ley Antiterrorista, una de las aberraciones que contempla es que para la libertad provisional se requiere la unanimidad de los votos en la Corte de Apelaciones. Vale decir, esta última vez la machi Francisca Linconao obtuvo dos votos a favor y uno en contra, pero por no tener la unanimidad ella volvió a la prisión”, relató el abogado.

Respecto de la investigación, Román sostuvo que los magistrados del tribunal de Temuco donde se analiza el caso, sostienen que no hay antecedentes serios por parte del Ministerio Público que puedan sostener la participación de los imputados por este crimen.

En ese sentido, comentó que el viernes recién pasado se consiguió la libertad de cinco comuneros coimputados en este caso, por lo que a juicio del abogado se trata de una nueva evidencia de una persecución política en contra de los mapuche y la falta de seriedad de la investigación de la fiscalía.

“Da cuenta de lo que nosotros hemos sostenido, que el caso Luchsinger-Mackay, dentro de los que se cuenta el encausamiento de la machi Francisca Linconao, se sostiene única y exclusivamente por razones políticas. No hay ninguna razón de derecho seria que sostenga dicha acusación. Lo ocurrido el viernes con la libertad de los cinco comuneros es un primer gran paso a la absolución que pronto vendrá cuando se celebre el juicio oral”, puntualizó el penalista.

Por otra parte, el abogado de la Defensoría Popular subrayó que al inicio de la preparación del juicio oral, el tribunal tuvo que dar plazo a la Fiscalía para presentar en regla los antecedentes. “En otras palabras, precisó Román, no hicieron bien su pega”, dijo.

Esto se refleja en una serie de vicios que tiene el caso y que incluso apuntan a situaciones más graves, como por ejemplo en las denuncias de torturas por parte de José Peralino, otro de los imputados en este proceso, con el objetivo que acusara a otras personas de estar involucradas en el incendio ocurrido el 4 de enero de 2013 en la comuna de Vilcún.

Para Román, “el Ministerio Público sabe que con eso inevitablemente va camino a un nuevo fracaso y a comprometer no solamente la seriedad y el prestigio del Ministerio Público, con esto también se compromete la responsabilidad del Estado chileno ante la comunidad internacional. Hoy día estamos viviendo una verdadera aberración, no sólo con el encausamiento de la machi Francisca Linconao. La circunstancia de encontrarse ella en su tercer día de huelga de hambre da cuenta de que aquí no se están haciendo bien las cosas y el conflicto entre el Estado chileno y el pueblo mapuche por supuesto que desde los ricos, de los usurpadores como lo lleva el Gobierno, está siendo muy mal tratado”.

Francisca Linconao mantiene el ayuno en el Hospital Intercultural de Nueva Imperial, desde donde a través de una carta al director regional de Gendarmería anunció el inicio de la huelga producto de los sucesivos cambios de las medias cautelares.

Para la autoridad mapuche los tribunales están “jugando con mi vida y salud que ya está muy delicada, humillándome como mapuche siendo que yo soy inocente y no existen pruebas en mi contra. Exijo mi libertad lo más pronto posible”, concluye la misiva fechada el sábado 24 de diciembre.

Información importante
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.