Diario y Radio Universidad Chile

Escritorio MENÚ

¿Dónde está Peng Shuai?

A menos de tres meses de los Juegos Olímpicos de Invierno, el escándalo internacional provocado por la desaparición de la estrella del tenis Peng Shuai literalmente le ha estallado en el rostro al régimen de Pekín. Por redes sociales, la deportista acusó de abusos sexuales nada menos que al ex Vice Primer Ministro de la República Popular China hasta 2017, Zhang Gaoli. “Me llevaste a tu casa y me obligaste a tener relaciones”, denunció en su perfil de Weibo la tenista, agregando que “esa tarde no te di mi consentimiento y no pude dejar de llorar”. Es más, la acusación involucra incluso a la esposa del alto dignatario. Naciones Unidas y estrellas del tenis mundial exigen saber dónde está la destacada deportista.

Luis Hernán Schwaner

  Viernes 19 de noviembre 2021 16:32 hrs. 
Peng Shuai


Como sucede habitualmente en China, el posteo de Peng Shuai fue borrado en el curso de la siguiente media hora de haberlo publicado y, además, fue  censurado en todos los medios oficiales. Y no era para menos: se acusaba de violencia sexual al destacado economista y político quien, entre 2012 y 2017, aparte de ser el Vice Primer Ministro, era también miembro del Politburó y del Comité Permanente del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista, históricamente compuesto por entre 5 a 9 miembros. En definitiva, uno de los hombres más importantes y poderosos de China. No obstante, gracias a que algunos internautas lograron salvar una captura de pantalla difundiéndola en el extranjero, la situación fue conocida internacionalmente. La  indignación y la preocupación han ido en aumento, ante todo en el mundo del tenis, donde se ha desatado una imparable ola de solidaridad y apoyo a Peng Shuai.

En su publicación, escrita como una carta abierta al amante, la tenista afirma que abrió su corazón a Zhang, ahora de 75 años, durante una relación intermitente que abarcó al menos 10 años. La estrella del tenis, de 35 años, confidencia que una mañana, hace tres años, después que Zhang se retirara de sus altos cargos, sorpresivamente recibió una invitación suya para jugar tenis. Accedió. Después del juego -continúa la carta- Zhang y su esposa, Kang Jie, la invitaron a cenar a su hogar. Peng también  aceptó y, según escribe, fue allí donde el matrimonio la habría presionado para tener relaciones sexuales con Zhang. “Esa tarde no estuve de acuerdo al principio y lloré  todo el tiempo”, escribió Peng. Finalizada la cena con Zhang y su esposa, y tras mucha persuasión por parte de éste, accedió a mantener relaciones sexuales con él. “Tenía miedo, pero acepté por mis sentimientos hacia ti desde hace tantos años”, dice en su posteo la tenista.

Más adelante afirma que la semana anterior a su confesión, ambos discutieron por teléfono y Zhang se negó a reunirse con ella, desapareciendo. Afirma que, por lo demás, carecía de pruebas para demostrar sus acusaciones, agregando que al alto dignatario  siempre le preocupó que ella pudiese grabar sus encuentros. Como sucede con los ex jerarcas del régimen, Zhang y su esposa Kang Jie siguen siendo protegidos por el gobierno y ninguno de ellos ha podido ser localizado para obtener algún comentario respecto a las acusaciones de Peng. La información que rodea la vida personal de los altos funcionarios chinos suele estar cubierta por el secreto e, incluso, algunos de los datos biográficos más básicos de estos personajes se consideran tabú.

Otro ingrediente en esta historia es lo sucedido este jueves 18, cuando la televisión y los medios estatales de comunicación chinos publicaron un correo electrónico supuestamente enviado por la estrella del tenis en el que afirma que está bien, que sólo está descansando en su hogar y pareciera querer retractarse de sus acusaciones. Pero fuera de China el supuesto correo ha sido recibido con reticencia pues se estima tan sólo como una cortina de humo para intentar disimular el escándalo.

De hecho, Naciones Unidas exigió este viernes saber dónde se encuentra la campeona china de tenis. “Enfatizamos que es importante saber dónde está y conocer cuál es su estado de salud”, indicó la portavoz de la Oficina de Derechos Humanos de la ONU, Liz Throssell, agregando que “cuando Peng reaparezca, será importante investigar sus denuncias”. Igualmente, la Asociación Femenina de Tenis ha expresado su inquietud por la seguridad de la jugadora, sobre todo después de que los medios chinos presentasen el correo de marras.

Hay mucha solidaridad en el medio tenístico con Peng Shuai, quien encabezó en 2012 el ranking mundial de dobles y ganó en Wimbledon y Roland Garros, lo que la llevó a la cúspide del tenis y la convirtió en una de las reinas de la raqueta a nivel mundial. Otras estrellas del tenis como Serena Williams, Naomi Osaka, Martina Navratilova y Chris Evert se han unido a las voces que reclaman una investigación de la denuncia de Peng y exigen conocer su paradero actual.

El escándalo estalla, además, pocos días antes de la crucial reunión de las élites del partido en Pekín, donde se espera que Xi Jinping allane el camino para conseguir un tercer mandato. Pero, entre tanto, la pregunta seguirá rondando… ¿Dónde está Peng Shuai…?