Diario y Radio Universidad Chile

Escritorio

“El déficit de salas en Chile es dramático”: productores de conciertos insisten en la falta de recintos para eventos culturales

Desde la AGEPEC relevaron la necesidad de que eventos culturales y deportivos convivan en espacios como el Estadio Nacional. Por otro lado, exponen la desventaja que enfrentan artistas nacionales para arrendar venues de baja y mediana capacidad.

Jocelyn Jara

  Domingo 3 de marzo 2024 14:35 hrs. 
Falta de recintos para realizar conciertos en Chile

Compartir en

El pasado 15 de febrero la Asociación Gremial de Empresas Productoras de Entretenimiento y Cultura (AGEPEC) emitió un comunicado en el que pedían que el Estadio Nacional pudiera tener más disponibilidad para albergar grandes conciertos, puesto consideran que priorizan el uso del recinto para partidos o entrenamientos de futbol.

En conversación con Radio y Diario Universidad de Chile, distintos actores del mundo de la música analizaron esta situación, y coincidieron en que el problema de fondo es la falta de recintos para la realización de conciertos en Chile.

Jorge Ramírez, miembro del directorio de la AGEPEC y productor de Multimúsica, aclaró que no se trata de priorizar unos eventos sobre otros, sino de que convivan entre ellos y que el Estadio Nacional se pueda usar para las distintas manifestaciones masivas.

“Lo que está ocurriendo es que actualmente el Estadio Nacional no entrega un manual de procedimientos, no existe un protocolo para acceder al mismo, queda al libre albedrío de alguna autoridad que tiene poco fundamento como para negarlo, y se producen situaciones muy distorsionadas como que no haya fechas de tres grandes eventos y sí para programar fútbol, que ya sabemos todas las externalidades negativas que a veces hay”, sostuvo el productor.

Ramírez relevó la importancia de encontrar “una manera de convivir en un recinto emblemático, que no es obviamente sólo para el fútbol, acordémonos que estuvo ahí el Papa, se juntaron Los Prisioneros ahí, se despidió Soda Stereo, estuvo Michael Jackson, The Police, y que no esté disponible para la cultura, arriesga la posibilidad de que los grandes eventos no pasen por Chile, porque no tienen otro lugar donde presentarse”.

“Evidentemente, en un país donde más de 5 millones de chilenos van a ver entretenimiento, cultura y esparcimiento, donde hay 160 mil empleos directos o indirectos, donde cada evento convoca entre mil y 5 mil trabajadores y más de cincuenta pymes, la conversación con el Estado no tiene que ver sólo con el Estadio Nacional, tiene que ver con la infraestructura pública”, agregó.

Asimismo, aseguró que “el Estadio Nacional va a costar casi 7 mil millones mantener, y lo que paga el espectáculo por la recaudación que se tiene permitiría mitigar el costo y que no lo absorba el Estado, y por ende, el bolsillo de todos los chilenos”.

“Cuando un evento trae una puesta en escena de cierta magnitud, sólo pueden caber en estadios de gran amplitud, y desde ese punto, el Estadio Nacional es el único que reúne eso. Efectivamente para espectáculos como Taylor Swift, AC/DC, Pearl Jam, Madonna, The Rolling Stones, o incluso otros, que no tienen tanta complejidad, sí requieren gran convocatoria”, indicó.

Los artistas chilenos y las salas de conciertos

Los artistas nacionales deben pagar altos aranceles para el arriendo de salas de baja y mediana capacidad, lo que genera que en muchas ocasiones los eventos dejan de ser rentables, por lo que quedan en desventaja ante los artistas internacionales que pueden cobrar gran cantidad de dinero por sus entradas.

Sobre esto reflexionó Alfredo Troncoso, manager de Inti-Illimani Histórico, Quilapayún, entre otros, e integrante de la Asociación Gremial de Managers de Músicos Chilenos (MAMCHI).

“Soy manager de artistas nacionales como Inti Illimani Histórico, Quilapayún, trabajo con Amaya Forch, Pedro Aznar, son artistas que trabajan en lugares intermedios, que van desde 1500 a 6 mil o 7 mil personas, dependiendo del evento que se realice. Nosotros que somos empresas medianas, también nos vemos afectados, porque si en el caso de Santiago es sobre 900 personas, inmediatamente salta a un Caupolicán que son 4 mil como mínimo o a un Movistar Arena, y con precios altísimos, entonces se ve una falta importante de lugares que sean para actividades múltiples”, afirmó.

A su vez señaló que “nosotros con la Asociación Gremial de Managers de Músicos Chilenos (MAMCHI), hemos estado hablando con las autoridades para poder evitar que antiguos cines sean transformados en templos o en malls, y que se rescaten para el objetivo que tenían, que era actividad cultural, cine, teatro o espectáculo”.

“El déficit de salas en Chile es dramático, y lamentablemente se ha hecho poca inversión en esa dirección, tanto desde el punto de vista privado, como del punto de vista del Estado. Se hace bastante cuesta arriba para el artista nacional tener salas en condiciones razonables. Artistas internacionales tienen otra dificultad porque, por ejemplo, un Caetano Veloso, viene al Teatro Municipal de Santiago y cobra $125.000 la entrada, pero eso no es posible para Manuel García, Gepe, Inti Illimani Histórico, o algún artista nacional que vive en Chile y depende de su trabajo y de las salas”, recalcó.

En tanto, se ha rumoreado en distintos portales de noticias, que shows de grandes artistas internacionales podrían peligrar si no se llega a un acuerdo entre las autoridades y los productores de conciertos en torno al uso del Estadio Nacional. Es el caso de Pearl Jam, Madonna y AC/DC.

Para Fernando Mujica, reconocido comunicador, productor, y comentarista de música que creó la mítica revista Extravaganza!, el negocio de la música no es rentable en Chile, y estos conciertos sí podrían quedar fuera de la cartelera de recitales del país.

“Tener un venue o una gran arena es una inversión bastante grande. Los inversionistas no están preocupados de la cultura en este país, eso está súper claro, es mucho más fácil importar un producto y venderlo e invertir el dinero en otra cosa que tener una sala para la cultura”, afirmó.

Mujica acusó que si la fecha de un partido importante de futbol coincide con la de un show, está “claro que las autoridades van a privilegiar el deporte, y si no se llega acuerdo a modificar un partido con un concierto de Pearl Jam, o de Madonna o quien sea, evidentemente que la que va a perder es la música”.

“Chile es un país en que poco a poco el tema de la música ha ganado bastante fuerza, pero durante mucho tiempo a la gente poco le importaba”, dijo.

Este tipo de situaciones han develado la falta de recintos para la realización de eventos musicales en territorio nacional, lo que deriva en la utilización de espacios no habilitados como estadios y parques.

No obstante, el pasado 29 de febrero, la misma AGEPEC informó que sostuvieron una reunión con la subsecretaria de Cultura, Noela Salas; la subsecretaria de Deporte, Antonia Illanes; el director del Estadio Nacional, Álvaro Ipinza, y con el subdirector del recinto, Gustavo San Martín, donde se acordó trabajar en la sistematización para la disponibilidad de la infraestructura, a través de la conformación de una mesa de trabajo, donde confluyan todos los actores para llegar a un buen resultado.

Imagen de portada: Agencia ATON.

 

Síguenos en