Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 6 de diciembre de 2021

Escritorio MENÚ

Economistas desestiman incidencia de Reforma Tributaria en desaceleración

Una vez conocida la baja cifra de crecimiento del último mes, ex ministros del Gobierno de Sebastián Piñera comenzaron una ofensiva para responsabilizar al proyecto de Reforma Tributaria de la desaceleración. Economistas desestiman que la iniciativa sea un factor preponderante y aseguran que son otros los aspectos a considerar.

Claudio Medrano

  Miércoles 6 de agosto 2014 18:02 hrs. 
economía


Fue el encuentro organizado por Icare la plataforma que el ex ministro de Hacienda, Felipe Larraín, utilizó para dar a conocer su impresión respecto de la última cifra de Imacec que mostró un crecimiento acotado de nuestra economía en el último mes de un 0,8%.

En la ocasión, el ex secretario de Estado afirmó sin titubeos que la Reforma Tributaria es la gran responsable de este bajo crecimiento que experimentó la economía.

Afirmación que fue secundada por la de otro ex funcionario de Gobierno durante la administración Piñera, el ex director del Servicio de Impuestos Internos, Ricardo Escobar, quien aseguró que “las normas anti evasión y anti elusión pone un manto de duda de la coexistencia de dos sistemas tributarios, y que estos a largo plazo tendrán efectos negativos en el crecimiento del país”.

A esto se suman las palabras del ex ministro de Educación y Desarrollo Social, Joaquín Lavín, quien pidió al ministro de Hacienda, Alberto Arenas, que recapacite con estas cifras y modifique el proyecto.

Pero para los economistas, si bien puede ser un factor, considerando el carácter especulativo de la economía, la Reforma Tributaria no es la responsable de este estancamiento sino otros factores más concretos.

Así lo cree el economista jefe del Banco Penta, Matías Madrid, quien afirma que “lo que explica el dato es más bien una desaceleración más abrupta de lo esperado del consumo privado, que también podría estar afectada por la reforma tributaria, pero es más un tema de expectativas, además de la fuerte contracción experimentada por la economía y las expectativas respecto del mercado laboral, lo que termina impactando el consumo privado”, sostuvo.

Por su parte, el economista Juan Guillermo Espinoza, agregó a este análisis otros factores como el comportamiento en minería, sector que ha sufrido una baja en la inversión en los últimos meses.

Para el especialista, quienes efectúan declaraciones apresuradas deben revisar los datos antes de emitir opiniones “todos estos opinólogos, si leyeran un poco las estadísticas y vieran de qué manera en el año 2013 cayó la inversión dentro del país, pero realizada por las grandes mineras del cobre, eso era una reacción a lo que ya estaba ocurriendo en la economía china y la menor demanda o la caída del precio del cobre”, sentenció.

Juan Guillermo Espinoza agregó que este clima negativo fue apoyado, en gran medida, por el propio Felipe Larraín, quien, a su juicio, desde 2013 comenzó a hablar de una eventual desaceleración, sin siquiera tener datos concretos de que esto fuera a ocurrir.

Mientras, desde la Alianza respaldan los dichos de los ex ministros como asegura el diputado de RN, Alejandro Santana, quien cree que “estas señales de bajo crecimiento, de falta de productividad, de aumento del desempleo, se plantearon hace 3 o 4 meses atrás, por la especulación de los actores económicos de nuestro país, quienes están preocupados y están a la espera de lo que en definitiva será la Reforma Tributaria”, aseguró.

Recordemos que respecto de estas críticas, el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, afirmó que la desaceleración de la economía era esperada y que, pese a ello, se prevé un repunte hacia fines de este año.

Arenas adelantó que la desaceleración se va a notar durante el invierno aunque recordó que se espera que la economía crezca al menos un punto porcentual más en 2015 que este año.

Respecto de las medidas para reactivar la economía el ministro destacó la Agenda de Productividad Innovación y Crecimiento, la Agenda Energética, la capitalización de Codelco y BancoEstado así como la mayor inversión pública.