Diario y Radio U Chile

Año XI, 18 de agosto de 2019

Escritorio

Amplias críticas contra nombramiento de senadora UDI para presidir Comisión de DD.HH.

Fruto de los cuoteos políticos entre los partidos, este año la encargada de presidir la comisión de Derechos Humanos del Senado será la Senadora Jacqueline Van Rysselberghe. Noticia que molestó a las organizaciones que promueven la defensa de los DD.HH. y que sorprendió al mundo político.

Andrés Ojeda

  Miércoles 18 de marzo 2015 21:00 hrs. 
Jacqueline Van Rysselberghe
Senadora UDI

Desde la mañana de este miércoles y por todo el 2015, la Comisión de Derechos Humanos, Nacionalidad y Ciudadanía será presidida por la senadora de la VIII Región Jacqueline Van Rysselberghe (UDI).

Esto porque hace un año Renovación Nacional y la UDI definieron  quien sería el sucesor del senador de la DC Manuel Matta. Así lo explicó el mismo Matta, ex presidente de la instancia parlamentaria: “Simplemente fue un acuerdo interno de los partidos de la Alianza”.

Ante estos hechos, Alicia Lira, presidenta de la Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP), dijo no entender esta designación y cómo una persona que viene desde “el partido cómplice directo de la Dictadura Cívico-Militar” y que, además, “viene desde una acusación que tuvo en Concepción por poca transparencia”, puede llegar a ocupar este cargo.

“Eso habla muy mal de los gobiernos, del gobierno actual, y de los diputados y senadores de este país que lo permiten sin escuchar a la gente, sin escuchar a los familiares, sin escuchar a las víctimas, siguen llegando a acuerdos que realmente son vergonzoso  e inmorales para esta sociedad”, criticó enfáticamente.

El abogado de Derechos Humanos Alberto Espinoza, no tiene ninguna expectativa sobre el trabajo que podría hacer la Senadora. Por ello, calificó su designación como una mala señal para la defensa de los derechos fundamentales.

“Instalar a la cabeza a una comisión que se va a dedicar al estudio de la legislación de Derechos Humanos a una persona que tiene un compromiso ideológico con la Dictadura Militar, resulta absolutamente contradictorio con lo que representan los Derechos Humanos”, dijo.

Para el abogado esto es “una muestra más de que la política está con profundos grados de descomposición”, lo que alcanza incluso a lo valórico.

En tanto, la doctora en Sociología y coordinadora del Observatorio Género y Equidad, Teresa Valdés, espera que la legisladora de la UDI pueda  cumplir su rol: “Mi preocupación es que vele efectivamente por el máximo celo por el cumplimiento y el avance de los Derechos Humanos. Hay una serie de temas relacionados que pasan por la comisión de Derechos Humanos, que tienen que ver con la diversidad sexual, que tienen que ver con las mujeres”.

La senadora de Amplitud e integrante de la comisión de Derechos Humanos, Lily Pérez, rechazó que las cabezas de las comisiones sean designadas fruto de un acuerdo hecho el año pasado y que no consideró a los legisladores del mundo independiente.

Finalmente, el diputado Hugo Gutiérrez (PC), presidente de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara Baja calificó a la senadora Jacqueline Van Rysselberghe como una “pinochetista, fascista y defensora de la Dictadura de Pinochet” y agregó que “la comisión de Derechos Humanos del Senado es una burla”.