Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 22 de mayo de 2022

Escritorio

Consumidores exigen revisar normativa que regula grasas trans en alimentos

El objetivo es analizar el Artículo 115 del Reglamento Sanitario de Alimentos que permite a los productos declararse como libres de grasas trans cuando éste no supera el 2 por ciento del contenido total del alimento.

Abril Becerra

  Jueves 4 de febrero 2016 16:09 hrs. 
grasas trans

La Organización de Consumidores y Usuarios (ODECU) realizó un nuevo estudio sobre la presencia de grasas trans en snacks y alimentos. Para ello, la agrupación analizó un total de 49 productos, entre los que destacaron alfajores, barras de cereal, papas fritas y tortillas de maíz.

Para la muestra, Odecu sondeó los principales supermercados del país, así como también las farmacias de Santiago.

De esta manera, los resultados indicaron que la mayoría de los productos cumplen con el Artículo 115 del Reglamento Sanitario de Alimentos, que establece que un comestible  puede considerarse ‘libre de grasas trans’ cuando su contenido no excede el 2 por ciento del total del producto.

Sin embargo, desde Odecu advirtieron que dicha normativa puede confundir a la población al momento de adquirir un alimento.

Por ello, Stefan Larenas, presidente de Odecu,  señaló que “los resultados indican que todos los productos analizados cumplen con la normativa, pero también indican que la Ley en Chile es muy permisiva”.

“Dejar rotular ‘cero grasas trans’ cuando  se tiene 0,5 es algo que no existe en otras partes. Esto a nosotros nos indica que es absolutamente necesario que el Gobierno actúe y transforme el reglamento sanitario de los alimentos”, añadió.

En esta línea, Nicole Aguilera, nutricionista de ODECU, señaló que bajo la actual normativa, los derechos de los consumidores son vulnerados: “Pero, ¿qué pasa con la persona que quiere comprar un alimento libre de grasas trans?, O sea, de forma simple, se está engañando a la gente, porque aunque diga ‘libre’ el producto sigue conteniendo este componente”, recalcó.

“Si lo vemos en términos legales esto está bien, pero para un consumidor que no tiene mucha cultura, nuestra iniciativa es que tenga en consideración que por mucho que un alimento diga ‘libre’, sigue conteniendo grasas trans”, dijo.

Según el estudio, una de las marcas que más grasas trans posee es Sureña, Papas Lays, Marco Polo, Dos en Uno y Braunichoc.

En este sentido, desde la organización advirtieron que el consumo de grasas trans puede generar efectos en la salud, tales como aumento en  los niveles de colesteron, enfermedades cardiovasculares y tipos de cánceres.

Por lo mismo señalaron que pondrán la información a disposición del Ministerio de Salud para  incidir en que los alimentos no contengan este aditivo.