Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 29 de junio de 2022

Escritorio

Natalia Compagnon habla sobre el Caso Caval: A lo mejor fui imprudente

La nuera de la Presidenta Michelle Bachelet habló luego de más de un año de silencio y se refirió al impacto que el caso ha tenido en su familia, al quiebre con sus antiguos abogados y a la relación con su ex socio Mauricio Valero.

Diario Uchile

  Domingo 12 de junio 2016 14:49 hrs. 

Compartir en

La nuera de la Presidenta Michelle Bachelet, Natalia Compagnon, señaló este domingo que no ha cometido ningún delito en el marco del Caso Caval, pero admitió que “a lo mejor fui imprudente”.

“Entiendo que hay un sentimiento de rabia en la sociedad que supera el caso Caval. Uno de repente dice ‘pucha, a lo mejor sí fui imprudente’ o a lo mejor ‘no debí haberlo hecho como lo hice’, pero siempre he estado tranquila, porque yo sé que no cometí ningún delito. Pero todo eso da lo mismo: tienes que matar a alguien para que la gente se calme, tiene que salir alguien condenado”, dijo en una extensa entrevista publicada por el diario La Tercera.

La esposa de Sebastián Dávalos habló además del impacto que el caso ha tenido en su vida personal: “No salgo a la calle. Me muevo a los lugares en que me siento segura. Al colegio de los niños una vez nos persiguieron, en mi casa siempre ha habido autos de prensa afuera. Comencé a aislarme (…) Somos un lote súper cerrado hace muchos años, y de repente no poder salir porque te vas a encontrar con más gente, y sólo salir a ambientes controlados, emocionalmente a uno le afecta”, afirmó.

“Yo un par de veces he tenido encontrones con gente. La primera vez que declaré ante la fiscalía me pegaron, ese fue el primer contacto con gente enojada, molesta. Todas las personas creen y se sienten con el derecho de decir lo que se les ocurra. Una vez andaba con mi hijo chico y una señora me gritó: “¡Cara de raja!”. Entonces, además te das cuenta de que hay gente cobarde”, añadió.

Natalia Compagnon consideró además que “la gran víctima de todo este caso ha sido Sebastián, porque hoy todo el mundo lo ve como el peor de los peores y él no ha hecho nada. Como mucha otra gente que trabajó en Caval o en otras empresas cuestionadas, los que se tienen que hacer cargo son los dueños o representantes legales de la empresa y no sus trabajadores”.

“Trabajo no tenemos, porque con el caso se nos cerraron todas las puertas. Ahora, nadie quiere trabajar ni conmigo ni con Sebastián. Estamos viviendo de ahorros, de liquidar algunas cosas que teníamos y de endeudarnos. Estamos pasando el mismo momento que está pasando un gran porcentaje de la población, porque la situación económica está mala. Hay mucha gente cesante que se endeuda, que está buscando qué hacer para poder seguir viviendo y para poder cubrir los gastos que tienen, como educación, dividendos. Somos uno más”, agregó.

Natalia Compagnon, quien aseguró que nunca ha conversado sobre el Caso Caval con la Presidenta Bachelet, afirmó además que se siente “utilizada” por su ex socio Mauricio Valero, a quien acusó de utilizar el vínculo con la mandataria para hacer negocios.

“Por considerarlo mi amigo confié en él. El tema es que después, con el pasar del tiempo, te das cuentas de que la mayoría de las personas que están siendo cuestionadas hoy día llegan a trabajar a Caval y a meterse en nuestros temas por Mauricio. El no hizo el filtro de la gente con la que efectivamente nos podíamos relacionar. Siempre traté de ser súper cuidadosa en eso. Pero entiendo que en algún momento mi socio no tuvo ese cuidado e involucró a gente que usó mi relación familiar para conseguir resultados personales. Yo nunca ocupé eso”, argumentó.

Asimismo, habló del quiebre con los abogados Jessica Norambuena y Felipe Polanco, de quienes dijo que buscaban “que ojalá salpicara lo menos posible al Gobierno, siempre la idea fue separarme completamente de La Moneda”.

“Mis antiguos abogados tomaron malas decisiones, y si tuvieron que ver con mejorar la situación del gobierno se equivocaron, porque la evaluación del gobierno no mejoró y siento que me terminaron perjudicando”, agregó.

Finalmente, Natalia Compagnon consideró que la compra de terrenos en Machalí que detonó el caso “fue un negocio entre privados, donde todos los que interactuaron eran privados. Y fue un negocio como cualquier otro. Una de las cosas que más me han perjudicado es que me sigan vinculando y que se aprovechen mi relación familiar. Yo creo que si esta causa hubieras sido tú u otra persona que no estuviera directamente vinculada con la Presidenta, el bullying habría sido mucho menos. Creo que se ha manipulado mucho políticamente este caso”.

Síguenos en