Diario y Radio U Chile

Año XI, 11 de diciembre de 2019

Escritorio

Advierten sobrecarga en labor fiscalizadora del Servel

Analistas políticos identificaron los principales factores que inciden en una potencial sobrecarga del Servicio Electoral en sus labores fiscalizadoras de los procesos electorales, al experimentar cambios internos paralelos a la aplicación de nuevas leyes que buscan fortalecer la democracia.

Tania González

  Domingo 19 de junio 2016 9:53 hrs. 
Servel Primarias

En las primarias municipales que se realizarán este domingo, muchos apuestan a que no variarán los altos índices de abstención ciudadana que se han presentado en el último tiempo, y señalan que uno de los factores que inciden en esta proyección tiene que ver con que el proceso ha sido poco difundido.

No obstante, el presidente del Consejo Directivo del Servicio Electoral (Servel), Patricio Santamaría, prefiere evaluar y valorar positivamente el funcionamiento de las campañas políticas con las nuevas atribuciones de la institución para fiscalizar que se están estrenando en este proceso eleccionario.

“No tenemos mucha denuncia de propaganda ilegal o en lugares no autorizados, es la primera vez que el Servicio Electoral ha tenido que determinar en un trabajo titánico los parques, plazas y avenidas donde efectivamente se puede hacer propaganda, eso no había ocurrido antes. Esto restringe, pero nos permite contar con comunas más limpias, menos basura, menos gasto”.

Santamaría agregó que el Servel ahora está al tanto del flujo de las transferencias económicas para los candidatos y sus gastos.

En ese sentido, cabe señalar que las primarias municipales coincidieron con la entrega del primer aporte del fondo estatal permanente para los partidos políticos comprometido por la Ley de Fortalecimiento y Transparencia de la Democracia, donde destacó el recibimiento de más de 300 millones de pesos de la UDI.

Con estos procesos en marcha de forma simultánea, el abogado de la Universidad Diego Portales y ex integrante de la Comisión Engel, Álvaro Castañón, advirtió que el  Servel tiene pendiente actualmente la ampliación de su planta de funcionarios para realizar su labor fiscalizadora, a pesar que cuenta con la capacidad para exigir a otras instituciones, como el Servicio de Impuestos Internos, información relevante a la hora de generar antecedentes de los partidos políticos.

“Hace seis meses atrás no teníamos idea de cómo se financiaban los partidos y las cifras públicas que habían eran falsas, la propia gente de los partidos lo afirmaban. Te decían, por ejemplo, que un partido gastaba 100 millones de pesos en mantenimiento, pero esa cifra no era real, gastaban mucho más y hacían que las cifras cuadraran. Esos estudios incluso los tiene el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)”.

Castañón señaló que el Servel requiere de leyes propias, tal como se comprometió en el programa de Gobierno donde se apuntaba una legislación orgánica constitucional. No obstante, está en desarrollo el estudio interno para la implementación de dicha norma, al mismo tiempo que se da curso a otras reformas, lo que genera una sobre exigencia para el órgano público.

Entre los conflictos que ha atravesado la institucionalidad cabe recordar la fallida inscripción de la Nueva Mayoría en las primarias y los problemas en las elecciones internas del Partido Por la Democracia.

El sociólogo Axel Callis afirmó que el espacio de fiscalización del Servel en las recientes primarias municipales fue escaso ya que opera contra denuncia.

“Los municipios, alcaldes y concejales, también son incumbentes en este proceso, entonces no sería extraño que algunos hayan dispuestos espacios que son o no más recomendables desde el punto de vista de la circulación de las personas dentro de cada comuna. Todavía hay espacios polémicos dentro de la ley que espero vayan mejorando en el desarrollo sucesivo de las primarias que vengan”.

Con todo, quedará esperar a octubre para poner nuevamente a prueba la autonomía y fortalecimiento de un servicio que ha debido responder con déficit normativo y práctico, a los compromisos de la agenda del Gobierno.