Diario y Radio U Chile

Año XI, 11 de diciembre de 2019

Escritorio

Justicia mexicana confirma pena de 60 años para el “comandante Emilio”

La confirmación de la sentencia se informó la noche del lunes 14, hora mexicana. Chile había solicitado la extradición del ex frentista, la que en principio fue aprobada por Mexico para luego ser suspendida en virtud de un recurso de amparo interpuesto por la defensa de Escobar Poblete.

Diario UChile

  Martes 15 de octubre 2019 8:42 hrs. 
1542159674-t13-comandante-emilio

Este martes se supo en Chile de la condena emitida por la Décima Sala Penal del Supremo Tribunal de Justicia del Estado contra Raúl  Escobar Poblete también conocido como “Comandante Emilio” quien fue sentenciado como culpable del delito de secuestro agravado en contra de una ciudadana franco estadounidense.

Según los hechos que logró acreditar la Fiscalía General del Estado de México, el 13 de marzo de 2017, Escobar Poblete secuestró a una persona de nacionalidad franco-americana en San Miguel de Allende y la mantuvo cautiva durante varios meses en un domicilio, además  el ex guerrillero exigió una fuerte suma de dinero a sus familiares a cambio de su libertad.

 

El ex guerrillero se mantuvo en la clandestinidad  por más de 20 años usando la identidad de Ramón Alberto Guerra Valencia. Fue detenido  el 30 de mayo de 2017 y  acusado de secuestro, siendo condenado a 60 años de prisión. La justicia chilena solicitó su extradición, solicitud que fue concedida por México, pero suspendida en diciembre de 2018 debido a un recurso de amparo solicitado por su defensa.

Habiendo sido confirmada la sentencia a 60 años de prisión, el ex frentista cumplirá la pena en el Centro de Readaptación Social de Guanajuato.

El comandante Emilio ha sido sindicado como uno de los responsables del atentado que resultó en la muerte del senador Jaime Guzmán, también intervino como en el que secuestró a Cristián Edwards y lideró la llamada operación Vuelo de Justicia, que rescató a los frentistas Hernández, Palma, Pablo Muñoz Hoffman y Patricio Ortiz Montenegro desde la Cárcel de Alta Seguridad de Santiago en 1996.