Diario y Radio U Chile

Año XII, 7 de julio de 2020

Escritorio MENÚ

Ni tan transversal, ni tan acuerdo: la primera reunión entre Blumel y los partidos

Sin organizaciones sociales ni sindicatos, se llevó a cabo la primera reunión entre el Gobierno y los partidos tendiente a la búsqueda de un acuerdo nacional para enfrentar la crisis sanitaria y económica provocada por el COVID-19.

Claudia Carvajal G.

  Viernes 29 de mayo 2020 13:18 hrs. 
Concertacion





“Llegar a un acuerdo, pero con un cambio de actitud del Gobierno”, así lo planteaba este jueves Álvaro Elizalde, confirmando que participarían en una reunión en La Moneda con el ministro Gonzalo Blumel, a propósito de el acuerdo nacional anunciado por el Presidente.

El encuentro, virtual y que se iniciaría a las 9.00 horas de este viernes, no estuvo exento de polémicas, esto a propósito de cómo se fue configurando el escenario político previo a la cita. El Partido Comunista, por ejemplo, informó que no se sumaría al llamado del Ejecutivo, pero que mirarían expectantes para analizar que los dichos del Ejecutivo no quedaran convertidos solo en palabras.

A otros como el Partido Socialista o el Radical tampoco les fue fácil arribar a una decisión: el presidente del PS advertía que ellos “están disponibles para entregar el beneficio a la duda” en la acciones de la administración piñerista, sin embargo, se mostraron receptivos a las dudas presentes en otros sectores de las oposiciones. “Entendemos las desconfianzas de otros sectores de la oposición porque la tónica del Gobierno ha sido, hasta ahora, escuchar poco o casi nada. Pero dada la emergencia estamos disponibles para darle el beneficio de la duda. Esperamos que el Gobierno esté esta vez a la altura”, dijo en la previa.

El escepticismo también fue reconocido por Carlos Maldonado. El político radical confesó que, en su sector, hay sospechas sobre la verdadera voluntad que el Gobierno tenga para construir acuerdos transversales, con todos.

Sin embargo, hay algunos temas que, a juicio de los participantes, tienen importancia y prioridad en esta crisis por COVID-19. Uno de ellos, la necesidad de mejorar y extender el ingreso de emergencia, algo a lo que ya se habría mostrado dispuesto Ignacio Briones, al menos en la posibilidad de entregar el beneficio por más meses.

Quienes participaron de este primer encuentro fueron los timoneles de la DC, Fuad Chahin, del PS, Álvaro Elizalde; del PR, Carlos Maldonado; del PPD, Heraldo Muñoz, y de RD, Catalina Pérez junto a los ministros Blumel, Sebastián Sichel (Desarrollo Social) e Ignacio Briones (Hacienda). Por el lado del oficialismo, estuvieron presentes en la reunión remota los presidentes de RN, Mario Desbordes (RN), Jacqueline Van Rysselberghe (UDI), Hernán Larraín Matte (Evópoli) y Rodrigo Caramori (PRI). 

Dialogo

Desde Convergencia Social, sin embargo, reclamaron por haber sido excluidos del acuerdo. “Se ha pintado un acuerdo nacional que realmente no es, se ha utilizado de manera mentirosa estos titulares por parte del Gobierno, porque la verdad es que -primero- ni siquiera es un acuerdo nacional con todos los partidos”, dijo su presidenta Gael Yeomans entrevistada en radio Cooperativa, oportunidad en la que profundizó a propósito de lo sesgada de la invitación, que deja fuera de cualquier opción de presentar propuestas a más de uno de los partidos con representación parlamentaria.

Desde el ala liberal del Frente Amplio, el diputado  Vlado Mirosevic también criticó la falta de invitación a su partido en el llamado a diálogo transversal impulsado por el Gobierno a través de su cuenta de Twitter.

Oficialismo, la ex Concertación y RD: los  únicos convocados al diálogo

A la salida de la reunión virtual,  el Ministro del Interior, Gonzalo Blumel, manifestó que los partidos de la oposición que estuvieron presentes entregaron su disposición a avanzar en un diálogo que lleve finalmente a la adopción de un acuerdo nacional para superar la crisis provocada por la pandemia de coronavirus. También informó que serán los representantes de la comisión de Hacienda los encargados de entregar los fundamentos técnico económicos que sustentarán las conversaciones para alcanzar el acuerdo.

Para la presidenta de la UDI, Jacqueline van Rysselberghe, la instancia entregó resultados positivos. “Se avanzó, se llegó a un acuerdo en que esto tiene que ser un tema acotado a lo urgente, en cómo ayudamos a las familias. Incluso se acordó el plazo de dos semanas que es menor al que propuso inicialmente el Presidente. Demuestra que en todos los sectores hay sentido de urgencia para sacar esto adelante”.

Desde la DC, Fuad Chahin, se refirió justamente a los plazos y a las materias que debe contener el diálogo impulsado por el Gobierno. “Nos dimos plazo de dos semanas para llegar a un acuerdo acotado en materia de apoyo social a las familias, reactivación económica y empleo y un marco fiscal definido para eso”. Por su parte, la única representante de los partidos del Frente Amplio , Catalina Pérez, presidenta de Revolución Democrática, reiteró los dichos expresados en entrevista con nuestro medio respecto de la apremiante necesidad de entregar recursos a la población más vulnerable para lograr el cumplimiento de las medidas sanitarias decretadas por la autoridad. “Lo que Chile necesita es que el Gobierno y el Congreso hagan su trabajo. Le hemos dicho a los ministros que es urgente trabajar en una Renta Básica de Emergencia considerando la opinión de las organizaciones y sobre todo a las personas que hoy están pasando hambre”.

Pérez también criticó al ministro Jaime Mañalich, quien ayer en un programa matinal manifestó que desconocía el nivel de hacinamiento existente en Chile. “No podemos desvincular lo económico de lo sanitario y  es inaceptable que la autoridad sanitaria no conozca el país donde se implementa su política. Cada vez se ve más difícil mantener al ministro Mañalich en el cargo”, agregó la abogada y diputada por el Distrito 3.

En ese mismo sentido se expresó Carlos Maldonado, quien derechamente  pidió la salida de Jaime Mañalich de la cartera de Salud. Así, el presidente de los radicales expresó que la falta de confianza de la ciudadanía en la autoridad sanitaria dificulta el cumplimiento de las instrucciones del Gobierno. “La situación sanitaria es un desastre y la gente no confía en lo que dice ni decide el Ministro de Salud. No es condición para buscar acuerdos económico sociales, pero la permanencia de Mañalich obstaculiza un mejor desempeño del país frente a pandemia. Debiera dar un paso al costado”.

Jaime Mañalich

La salida del titular de Salud también fue abordada por el timonel de RN, Mario Desbordes quien manifestó que ese tipo de consideraciones deben ser tratadas en otras instancias como la mesa COVID-19, ya que esta reunión tenía otros objetivos. “Yo creo que no hay que agregar temas, es condenar el trabajo al fracaso. Hay que concentrarse exclusivamente en medidas sociales y económicas”.

“Es urgente dar una respuesta a los ciudadanos que están quedando sin trabajo, están empezando a padecer hambre y necesitan una mano del Estado. El Gobierno ha avanzado mucho, pero es necesario tomar medidas mucho más profundas y drásticas y que sean con apoyo transversal”, agregó para luego valorar la instancia y señalar que espera que los partidos estén a la altura del desafío.

El llamado al diálogo y quiénes participan de éste han sido fuertemente criticadas por ser consideradas cupulares, ya que no incluyen a representantes del mundo social, como sindicatos, federaciones de estudiantes y gremios profesionales como el Colegio de Profesores, quienes han denunciado que nuevamente se está dejando fuera del proceso de toma de decisiones a la ciudadanía. En ese sentido, también se manifestó la Comisión Nacional de Concejales de la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM), que, a través de un comunicado público se pusieron a disposición del Gobierno toda su estructura orgánica y conocimiento empírico de cada una de las localidades del país, ya que actúan como el nexo y primera puerta entre el Estado y los vecinos.