Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 8 de agosto de 2022

Escritorio

Felipe Delpín, próximo presidente de la DC: “Queremos volver a ser ese partido que estaba conectado con la gente”

El alcalde de La Granja y futuro presidente de la Democracia Cristiana se refirió al resultado de la elección interna de la falange y a la relación con el nuevo gobierno.

Diario UChile

  Jueves 17 de marzo 2022 12:09 hrs. 
Felipe Delpin.

Compartir en

En conversación con la primera edición de Radioanálisis, el eventual nuevo presidente de la Democracia Cristiana y alcalde de La Granja, Felipe Delpín, se refirió al futuro de la falange y el rol que deberá jugar su partido en este nuevo ciclo político.

De acuerdo a los resultados preliminares de la elección interna de la DC, la lista que encabeza Delpín se habría impuesto a la de su camarada Joanna Pérez con un 51,3% de las preferencias , aunque dicho resultado debe ser corroborado por el Tribunal Supremo del partido.

Consultado por el director de Radio Universidad de Chile, Patricio López, respecto de esta victoria, el alcalde señaló que “ha ganado en esta elección la necesidad de que nuestro partido se pueda modernizar, que pueda tener un proceso de discusión profunda a través de un congreso ideológico, de refundar la Democracia Cristiana. Un partido que tenga una propuesta para el país y nuestra sociedad, reconociendo nuestro pasado, pero mirando al siglo XXI“.

El próximo presidente de la DC destacó que “tenemos que ser un partido se moderniza y principalmente un partido que esté en el territorio y en las organizaciones sociales como debe ser, como siempre ha sido, volver al territorio a trabajar en el mundo civil y jugados por los sectores populares, medios, aquellos que han esperado durante décadas una vida digna”.

Respecto del aporte que puede hacer la Democracia Cristiana en un escenario social y político diferente al de décadas pasadas, el alcalde de La Granja destacó que “hay una crisis que atraviesa a todos los partidos políticos tradicionales, no solo a la Democracia Cristiana. Los partidos hemos perdido algo que era muy fuerte antes como la juventud, ellos han migrado a otros movimientos y participan de otra forma”.

En ese sentido, sostuvo que “nosotros concebimos una sociedad basada en las personas y las personas están en los territorios y el humanismo cristiano tiene mucho que decir todavía. La crisis de la Iglesia Católica es la crisis de una institución a la cual la Democracia Cristiana respeta, pero este partido no es confesional, no estamos amarrados con la Iglesia Católica o cualquier otra iglesia, por lo tanto, nuestro accionar queda al margen de lo que haga o diga la Iglesia Católica aunque siempre respetamos su opinión”.

Sobre sus dichos en campaña respecto de la importancia de su rol como alcalde en el proceso de conducción política que requiere el partido, Felipe Delpín señaló que “cuando se administra el Estado o el Parlamento muchas veces, se pierde el contacto directo con la gente. Uno como alcalde es mucho más sensible a la realidad y el alejarse hace que se terminen discutiendo los grandes temas, pero, como partido dejamos de representar en el Parlamento los temas que están relacionados con la gente“.

En esa línea, Delpín recalcó que “siento que como partido debemos volver a representar a esa gente que confía en nosotros, aquellos que votan generalmente por nosotros y que son las personas más vulnerables del país. Queremos ser un partido activo, vamos a colaborar con el gobierno del Presidente Boric, pero también vamos a presentar iniciativas propias que vayan mejorando las condiciones de vida de quienes votan por nosotros”.

El alcalde de La Granja tuvo palabras también para la dicotomía que representa la pérdida de adhesión al partido que se ha visto en comunas más pudientes, respecto de las más vulnerables y señaló que “somos uno de los partidos con mayor cantidad de alcaldes y concejales del país y eso es producto que a lo largo de todo el país hay una estructura y hay militantes que están dedicados permanentemente al trabajo con nuestros vecinos en las poblaciones”.

A juicio del próximo presidente de la DC, “eso es lo que queremos revivir, que nuestra militancia esté presente en el territorio y ojalá todos, aquellos que son académicos, los dirigentes sindicales, de los clubes deportivos o los que estén en las fábricas. Queremos volver a ser ese partido que estaba conectado con la gente”.

Finalmente, respecto de la relación que tendrá el partido con el gobierno del Presidente Gabriel Boric “yo fui claro al decir que no esperaba que fuéramos oposición al gobierno del Presidente, eso molestó a muchos, pero cuando se votó el domingo 13, entre otras cosas se votó sabiendo que este presidente de partido iba a buscar colaborar. Esperamos colaborar con el gobierno y que ojalá le vaya bien porque hay esperanzas puestas, pero también debemos mantener un diálogo institucional y que si se producen miradas diferentes que se puedan conversar y llegar a los entendimientos”.

Síguenos en