Diario y Radio U Chile

Año XI, 15 de noviembre de 2019

Escritorio

Comisión que revisa acusación constitucional contra Harald Beyer queda con mayoría oficialista

Tres diputados UDI y dos DC serán los encargados de continuar con la tramitación de la acusación constitucional contra el Ministro de Educación, que fue presentada esta mañana en el Congreso. Personeros de Gobierno entregaron su completo apoyo al ministro, quien, de proceder la medida disciplinaria, podría ser destituido.

Oriana Miranda y Narayán Vila

  Miércoles 20 de marzo 2013 21:21 hrs. 
BEYER2

Los diputados Gastón Von Muhlenbrok, Cristián Letelier y Mónica Zalaquett, de la Unión Democrática Independiente, además de los DC Fuad Chahín y Carolina Goic fueron elegidos por sorteo para integrar la comisión que analizará la acusación constitucional contra el Ministro de Educación, Harald Beyer.

La instancia será la encargada de notificar al ministro de la acusación y recibir sus descargos presencialmente o de manera escrita en un plazo de diez días. Luego,  tendrán que elaborar un informe para ser votado por la Cámara y definir si procede o no la medida constitucional.

El presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (Fech), Andrés Fielbaum, considera importante que finalmente se haya concretado la presentación de esta acusación ante el Congreso. “Es imposible que después de dos años de movilizaciones estudiantiles, y a punto de empezar un tercero, se mantenga en su cargo un ministro que no está dispuesto a enfrentar realmente el lucro en todo el sistema universitario. Todos los ministros que ha habido desde el 90 hasta ahora han sido silentes ante el lucro en la educación, pero el señor Beyer ha sido el principal cómplice”, señaló.

En tanto, el Ministro de Educación calificó la iniciativa en su contra como un “acto político carente de fundamentos jurídicos”, agregando que “los argumentos son débiles, es un proyecto político y no es una acusación constitucional que tenga fundamentos serios”.

Desde el oficialismo otorgaron su completo respaldo a la labor de Beyer. La Ministra del Trabajo, Evelyn Matthei, se refirió a los parlamentarios opositores como “cara de palo”, ya que “durante 20 años ni un solo ministro de la Concertación fiscalizó nada. Ni un sólo ex Presidente de la República pidió que fiscalizaran. La Concertación miró y actuó pasivamente y muchos de sus propios militantes son dueños de universidades”.

Por su parte, la vocera de Gobierno, Cecilia Pérez, consideró que “tratar de perseguir políticamente al único ministro que ha fiscalizado el lucro en las universidades es una vergüenza”.

De acogerse la acusación constitucional en la Cámara de Diputados, será el Senado el encargado de aprobar o rechazar la destitución del ministro Beyer.