Diario y Radio U Chile

Escritorio

NSA recolectó millones de datos de usuarios de Google y Yahoo!

The Washington Post aseguró que los servicios secretos norteamericanos interceptaron cientos de millones de elementos de personas dentro y fuera de EE.UU. que utilizan Google y Yahoo!. Los responsables de estos dos gigantes de internet protestan por el espionaje a sus centros de datos, mientras continúa la polémica por las escuchas a los europeos.

RFI

  Jueves 31 de octubre 2013 12:19 hrs. 
fisa-nsa-google-facebook

La polémica por el espionaje masivo organizado por la Agencia de Seguridad Nacional estadounidense (NSA) no deja de crecer a medida que siguen ventilándose los documentos suministrados por el ex consultor Edward Snowden.

El miércoles, basándose en estas informaciones, el periódico estadounidense The Washington Post publicó en su sitio web que la NSA interceptó datos de cientos de millones de usuarios de Google y Yahoo!, incluidos los de muchos estadounidenses.

De acuerdo con el Post, que cita a altos funcionarios, la NSA utilizó el programa “MUSCULAR”, operado con el británico Government Communications Headquarters (estado mayor de las comunicaciones del gobierno, GCHQ), y que forma parte de PRISM, un proyecto mayor para recolectar datos de empresas de tecnología con la autorización de la justicia norteamericana.

Uno de los documentos citados por el Washington Post, fechado el 30 de enero de 2013, indica que en los 30 días anteriores habían sido interceptados 181 millones de elementos de texto, audio o video.

El diario estima que el espionaje estaba orientado a usuarios del extranjero y funcionaba interceptando datos que circulaban entre los sitios de internet de las empresas y los servidores deslocalizados de Google.

Tanto Yahoo! como Google aseguraron no estar al tanto de estas prácticas y denunciaron el espionaje.

“Hemos realizado controles muy estrictos para proteger la seguridad de nuestros centros de datos y no hemos dado acceso a estos centros ni a la NSA ni a ninguna otra agencia gubernamental”, escribió Yahoo! en un comunicado.

Por su parte, el responsable jurídico de Google, David Drummond, enfatizó que su grupo no estaba implicado en las intercepciones.

“Estamos preocupados desde hace mucho tiempo por la posibilidad de este tipo de vigilancia, y por eso seguimos poniendo códigos cada vez en más servicios y enlaces de Google, especialmente los enlaces que se ven en el esquema”, dijo Drummond.

“No damos acceso a nuestros sistemas a ningún gobierno, incluyendo el gobierno de Estados Unidos. Estamos escandalizados por el alcance de estas intercepciones realizadas por el gobierno a partir de de nuestras propias redes privadas de fibra (óptica), que muestran la necesidad de una reforma urgente”, añadió.

En cuanto a la NSA, su jefe, el general Keith Alexander, interrogado sobre los señalamientos de The Washington Post, dijo no estar al tanto de la publicación, aunque aclaró que la información le parecía incorrecta. “Hasta donde sé, esa actividad jamás ha sucedido”, afirmó.

Alexander llamó además a los líderes europeos, que protestaron públicamente por las interceptaciones de comunicaciones en su continente, a “sentarse” con autoridades de estos países para cooperar mejor en materia de ciberseguridad y antiterrorismo.