Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 15 de agosto de 2022

Escritorio

Expertos detallan la lista de pendientes de la Reforma Educacional

La necesidad de tener una Reforma Educacional que mejore el sistema segregado y lucrativo que domina la educación chilena en todos sus niveles es una certeza compartida por amplios sectores del mundo político y social. Pero existen discrepancias en torno a cómo debe ser este proceso que el Gobierno de Michelle Bachelet trasladó desde las inquietudes que presentó la sociedad movilizada a un Programa que ha recibido diferentes cuestionamientos.

Andrés Ojeda

  Jueves 23 de octubre 2014 11:23 hrs. 
Profesora en sala de Clases

Compartir en

Cuando Michelle Bachelet llegó a La Moneda una de sus principales promesas fue una educación de calidad y gratuita. Consigna que se trasladó desde los estudiantes y el movimiento social a un Programa de Gobierno, es decir, entraron a un proceso de debate institucionalizado en el Congreso traducido en proyectos de ley.

Como consecuencia se generó un amplio debate sobre el tipo de educación que Chile debe tener,  instancia que ha sido la vitrina de cuestionamientos, críticas y apoyo a las iniciativas del Ejecutivo.

Cerca del cierre de este año, diferentes actores analizaron los temas ausentes y las proyecciones que esperan para el 2015 en la Reforma Educacional.

Carlos Ruiz Encina, presidente de la Fundación Nodo XXI, criticó la carencia de un “timón” político que guíe la Reforma, y que se esté dejando fuera a la educación pública, uno de los pilares del Programa de la Nueva Mayoría.

“Gran parte de la Reforma se está basando en cuestiones relativas al financiamiento, esa es la verdad y, por lo tanto, hay una restricción en las definiciones, sobre todo en el compromiso con la educación pública, con la idea de reconstruir la educación pública”,  y agregó que “la voluntad política de la reforma aparece diluida en discusiones de control, en este caso, lucro y copago”.

Basado en esa idea, Ruíz planteó una exigencia al Ejecutivo:  la necesidad de que “se defina el horizonte claro que tiene todo el cuerpo de la reforma, en donde el Gobierno ha sido muy ambiguo”, y debido a esto puntualizó un aspecto clave, como la participación de “instituciones no legítimamente políticas de la política abierta, de la democracia liberal, que es la que rige actualmente, como la Iglesia, que empieza a intervenir en cuestiones como la penalización del arriendo, etcétera. Si lo miramos, en definitiva, el arriendo es lucro, es una de las formas que tiene para disfrazarse el lucro, entonces se desdibuja la voluntad política de una transformación”.

El analista de Nodo XXI  señaló además que “como no hay un horizonte político en esta cuestión todo se diluye. En el caso específico de la educación superior, el hecho de pasar esto no por compromisos basales, como aumento de estos aportes, sino como alza de presupuesto que año a año se debe discutir, va a implicar que se subsume la orientación política en una discusión presupuestaria y que, además, no tiene ninguna garantía de que el año que viene continúe”, concluyó el especialista.

Para los expertos, otros de los temas no tratados en la presentación de la Reforma Educacional son carrera y estatuto docente, dos demandas centrales del profesorado.

Posición que la Agrupación de Colegios Particulares (Conacep) no ha tocado en profundidad, ya que insisten en que al aprobarse el fin al lucro, copago y selección, la educación subvencionada dejaría de existir, a pesar de los anuncios del Gobierno que reiteran que esto no sucederá. Sin embargo, plantean su preocupación y esperan lograr un cambio satisfactorio en esta materia en el Senado.

En este contexto, el presidente de la instancia, Hernán Herrera evitó referirse a temas como la desmunicipalización, pero sí adelantó la visión de su agrupación con respeto a la posibilidad de que los profesores puedan tener un estatuto docente y beneficios como un mejor salario. Sin embargo, aclaró que este premio sólo debiera ser para quienes tengan méritos suficientes.

Manuel Sepúlveda, director de Política Educativa de Educación 2020, se mantiene expectante ante los temas pendientes, los que pidió incluir en el debate que viene: “Todo lo que tiene que ver con la nueva profesión docente, con la formación de los profesores, con su selección, con la remuneración y con la carga de trabajo y la cantidad de horas que tienen para preparar su trabajo”.

Además, agregó la necesidad que el “nuevo trato docente, el fin del copago, lucro y selección son cuestiones que deben caminar de la mano”.

Sebastián Aylwin, vicepresidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (FECH), dio la visión del mundo estudiantil y lamentó que únicamente se hayan tocado temas como el financiamiento de la educación particular subvencionada.

“Cuesta creer que todo el año se nos haya ido en la regulación del sistema privado y que no se haya tocado temas como la reducida matrícula del sector público y que va de la mano con el tema docente”.

En la visión crítica de varios sectores, más allá de los mecanismos de financiamiento en los que está centrado el proyecto de fin al lucro, copago y selección, coinciden que la educación pública es el ausente de este inició del proceso de discusión de la Reforma Educacional.

Síguenos en