Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 15 de junio de 2024


Escritorio

Quiebre en la CUT genera designación de Bárbara Figueroa como presidenta

Arturo Martínez, cuya lista había conseguido la primera mayoría en los comicios, se restó de la directiva debido a que acusó que la proclamación de ésta estuvo intervenida por el Gobierno. Bárbara Figueroa fue proclamada como presidenta interina, y anunció un nuevo proceso electoral.

Diario Uchile

  Jueves 8 de septiembre 2016 21:12 hrs. 
babab

Compartir en

En medio de las denuncias de fraude en las elecciones de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), las listas encabezadas por Bárbara Figueroa y Nolberto Díaz se han concertado para tomar el control de la directiva, que continuará con Bárbara Figueroa como presidenta y Nolberto Díaz como vicepresidente, después de la automarginación de Arturo Martínez a la presidencia.

Después de que Arturo Martínez se proclamó vencedor de los cuestionados comicios, debido a que su lista obtuvo la primera mayoría de consejeros electos (19), las personas elegidas de las listas de Nolberto Díaz y Bárbara Figueroa (8 y 16, respectivamente), acordaron mantener la actual directiva, con el fin de convocar un nuevo proceso eleccionario, hecho que motivó la salida de Martínez.

Arturo Martínez expresó en la instancia que “no se prestaría para este show”, retirándose junto a sus consejeros de la reunión que sostenían en la multigremial. Tras eso, los consejeros presentes proclamaron como presidenta a Bárbara Figueroa.

El ex presidente de la CUT expresó que las elecciones que su lista ganó fueron legítimas,  y que en la decisión sobre la conformación directiva hubo intervención del Gobierno.

Por su parte, la presidenta de la multisindical expresó que “Aquí hay que destacar no solamente que hay dos listas que han decidido tomar el desafío conjunto de enfrentar desde la dirección de la Central este proceso de refundación”.

Bárbara Figueroa aseguró que la conformación de la mesa, que señaló como “interina”, tendrá como misión crear un nuevo marco regulatorio electoral para evitar futuros problemas como los que vivió la CUT en estas elecciones para, posteriormente, llamar a nuevas elecciones.

 

Síguenos en