Diario y Radio U Chile

Escritorio

Cineteca de la Universidad de Chile rinde homenaje a Armando Rojas

Al conmemorarse 120 años de su nacimiento, este martes 13 de diciembre se iniciarán una serie de actividades que buscan recuperar el legado del fundador del Instituto de Cinematografía Educativa en 1929.

Diario Uchile

  Martes 13 de diciembre 2016 14:11 hrs. 
afiche-arc2

Corría el año 1920 cuando en las salas chilenas se estrenó lo que sería la primera película con contenido social realizada en el país. Uno de Abajo, filme realizado por el entonces joven estudiante de arquitectura llamado Armando Rojas Castro, que impactó al medio local al mezclar realidad con ficción, al emplear locaciones naturales como bares y un prostíbulo, y abordar el tema del alcoholismo con fin educativo.

Después de esta experiencia, Rojas Castro emigró a los míticos estudios alemanes Universum Film AG (UFA), durante el mismo periodo en que se grababan clásicos como Tartufo de Friedrich W. Murnau (1925)  y Metrópolis de Fritz Lang (1927), iniciando así sus primeros cursos de cine.

En 1929 es convocado para encabezar uno de los proyectos más innovadores del Estado con el cine chileno, el que consistía en crear el Instituto de Cinematografía Educativa (ICE), de la Universidad de Chile, cuya finalidad fue realizar y distribuir películas destinadas a su uso pedagógico en todos los colegios del país.

Con más de 30 sedes regionales, un archivo que superó las mil películas, laboratorios de revelado y cámaras, este proyecto buscó elevar el nivel de la educación pública en el país, principalmente de aquellos sectores más pobres, siendo el cine el motor principal de esta revolución en los métodos educativos y antecesor directo de los procesos actuales que mezclan los medios con la educación.

Al cumplirse 120 años de su natalicio (un 5 de diciembre de 1896), la Cineteca de la Universidad de Chile -unidad tutelada por el Instituto de la Comunicación e Imagen y la Facultad de Artes- busca relevar el legado y figura de quien es considerado pionero del cine como medio educativo, a través de charlas, la preparación de un libro y la restauración de películas.

Las actividades se inician este martes 13 de diciembre con la charla “El Cine como herramienta Educativa”, que será dictada por las historiadoras Daniela Colleoni y Analía Álvarez, quienes han destinado dos años a reconstruir la historia del cine educativo en Chile. Como invitado también expondrá el periodista Marcelo Morales de Cinechile, que junto a las investigadoras de la U. de Chile, entregarán antecedentes sobre el contexto del cine chileno durante los años treinta y el rol del Estado con la educación pública.

En la misma jornada se realizará el reestreno de la película restaurada La Tirana, filmada en 1944 junto al musicólogo Pablo Garrido, obra que es considerada la filmación más antigua que se conserva de la fiesta realizada en la región de Tarapacá, cuya recuperación pudo realizarse gracias al apoyo del Departamento de Música y Sonología de la Universidad de Chile, el proyecto Artificios y la Iniciativa Bicentenario de la misma casa de estudios. A esto se suma la restauración de La Antártida, documental sobre las primeras expediciones nacionales al sexto continente, proyecto de recuperación que será posible concretar en 2017 gracias al financiamiento del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes.

La charla y la exhibición de “La Tirana” se realizarán el martes 13 de diciembre a las 19:00 hrs. en la Sala Sazié – Cine Club, ubicado en la Casa Central de la Universidad de Chile (Av. Libertador Bernardo O´Higgins 1058, Santiago. Metro Universidad de Chile). Entrada liberada.

afiche-arc

Luis Horta, coordinador de la Cineteca de la U. de Chile, sostuvo que “en relación a los usos pedagógicos del cine, el legado de Armando Rojas Castro le confiere a esta expresión artística su capacidad de ser un vehículo para problematizar elementos tanto de la naturaleza humana y la comunidad.  El cine promueve el desarrollo de sujetos críticos con la imagen y a la vez con sus propias realidades, aumenta el sentido analítico y conocimiento en muchas dimensiones”.

El académico de la carrera de Cine y Televisión del ICEI, agregó que “actualmente la Cineteca tiene líneas de trabajo muy similares tanto al ICE como al Departamento de Cine de los sesenta, expresadas por ejemplo, en el trabajo formativo que hacemos periódicamente en regiones como Talca, Valdivia, Punta Arenas, entre otras, o el énfasis que damos a la investigación aplicada y vinculada al desarrollo educativo y cultural”.

Asimismo, respecto al valor e impacto educativo que implica la restauración de obras cinematográficas, Luis Horta señaló que “aún se debe hacer un trabajo mucho más profundo, donde el Estado reconozca a sus propias instituciones, las que actualmente se encuentran en una situación de fragilidad ante la voracidad del mundo privado. Creemos importante que el patrimonio audiovisual no debe quedar expuesto a las veleidades del mercado o la competitividad, por lo tanto, se debiese destinar aportes basales que garanticen su recuperación y posterior uso con fines educativos”.

Finalmente, en el marco de este homenaje a Armando Rojas Castro, la Cineteca de la Universidad de Chile prepara para el 2017 la edición de un libro sobre su figura, que contempla la publicación de guiones, fotografías y manuscritos inéditos del cineasta, con el objetivo de contribuir al estudio del cine educativo en el país.