Diario y Radio U Chile

Año XI, 9 de diciembre de 2019

Escritorio

Fernando Atria: “La clase política le habla a El Mercurio”

El abogado y profesor de la la Facultad de Derecho de la Universidad de Chile criticó duramente la decisión del gobierno de decretar estado de emergencia y señaló que no se está entendiendo que el estallido social de ayer es mucho más profundo que el reclamos por el alza de pasajes de metro. "La decisión de entregar mayor represión implica no haber entendido en ningún momento cuál es la naturaleza del problema que se enfrenta".

Diario UChile

  Sábado 19 de octubre 2019 12:19 hrs. 
1478261186-auno431399-1

Luego de la decisión del Gobierno de declarar estado de emergencia, varias voces se han alzado en orden a criticar duramente esta resolución de que los militares tomen el control del orden público por primera vez en 43 años. El abogado constitucionalista Fernando Atria calificó la resolución del Ejecutivo como un error notorio de diagnóstico.

“La decisión de entregar mayor represión implica no haber entendido en ningún momento cuál es la naturaleza del problema que se enfrenta”.

Atria también fue crítico de la oposición, particularmente en relación a los dichos del senador PS José Miguel Insulza quien señaló que había que reprimir con la mayor energía,  y del senador Felipe Harboe quien consideró que esta movilización solo respondía a actos delictuales.

felipe-harboe-e-e-e

“Hay una falta de comprensión de los que está pasando que excede con mucho al gobierno y que tiene más bien que ver con la política institucional, con la clase política”. “Hay que distinguir no solo lo que detona este estallido sino lo que va a pasar con estas protestas en el sentido más inmediato y qué efectos van a tener en un sentido más profundo”, analizó el académico de nuestra casa de estudios.

“Lo que explica esto es algo que se viene desarrollando desde hace mucho tiempo: una creciente conciencia de que la vida en Chile está ordenada en todo caso en favor del poder económico y en perjuicio de los ciudadanos. eso se manifiesta en que sube el pasaje del metro con independencia que los salarios suban o no. En que suben las tarifas eléctricas, que las AFPs pagan pensiones de miseria y tienen utilidades exageradas, en que las isapres vienen siendo condenadas desde hace 10 años y no pasa nada, en que el agua es para las empresas y no para las personas. Entonces por donde se mire se encuentra este fenómeno que el ciudadano experimenta como abuso”.

Proyectando políticamente esta ola de movilizaciones sociales, Fernando Atria señala que no es fácil que alguien pueda articular en un proyecto político esta indignación.

“Es importante analizar cuál será el impacto de lo que está pasando en la tramitación de uno de los proyectos estrellas o más importantes del Gobierno y que es un paso más en la decisión de beneficiar al poder económico sobre los ciudadanos como es la Reforma Tributaria”.

Consultado respecto de si las autoridades lograrán revertir esta desconexión entre lo que se vive en la calle y lo que se discute a nivel político, el ex precandidato presidencial fue enfático al señalar que esta situación se mantendrá.

“Creo que enfatizarán en el discurso más duro contra la violencia, van a hablar de lo querido que es el Metro porque creo que quienes operan en el circuito de la política disfuncional creen que lo más importante es la opinión que de ellos va a tener la siguiente editorial de el diario El Mercurio. Ellos le hablan al Mercurio y esperan que El Mercurio los caracterice como hombres de Estado”.

1478212261681-atria

El también profesor de la Universidad de Chile señaló que cree que lo vivido en Santiago el viernes será interpretado como un estallido de violencia y que requiere represión, pero que no se verá el espectáculo que está dando la clase política que mientras esto está pasando en la sociedad, discute una Reforma Tributaria y la posibilidad de ampliar en cuatro puntos del ahorro individual cuando lo que más hay es encono ciudadano contra las AFP que representan esta asimetría fundamental: ellos ganan y ganan y nosotros tenemos que sufrir pensiones de pobreza”.

El oasis chileno

El miércoles recién pasado, el presidente Piñera analizó la situación regional y aseguró que Chile está al margen de las crisis institucionales que inundan a América Latina.

“En medio de esta América Latina convulsionada veamos a Chile, es un verdadero oasis, con una democracia estable, el país está creciendo, estamos creando 170 mil empleos al año, los salarios están mejorando” expresó el mandatario públicamente.

Para Fernando Atria, que el presidente tenga ese percepción es una señal clara del nivel de desconexión que existe con la sociedad.

multimedia.normal.aecf8508958fb8ba.446973637572736f206465205069c3b16572615f6e6f726d616c2e6a7067

“Eso demuestra la capacidad de análisis y comprensión de la sociedad en que vive” señaló enfáticamente el abogado.

“Vivimos un proceso largo de deslegitimación de la política institucional, la ciudadanía ve cada vez más distante a los políticos y cada vez más preocupados de cosas que no son las que realmente nos interesan. Eso evidentemente tendrá un impacto, pero no necesariamente este se producirá mañana inmediatamente, sino que puede ser más largo y como tal será más difícil de interpretar”, agregó.

Para el profesional, una muestra patente de esta distancia entre las autoridades y la ciudadanía es  el discurso del Presidente al declarar el estado de emergencia en el que se hizo una breve mención a una futura comisión transversal para analizar el alza de pasajes o posibles subsidios. “Para un lado acción rápida, eficaz y oportuna y para el otro palabras”.

Respecto de la dimensión ilícita de la protesta, Atria expresó que espera que se responda con cautela. “No hay que pensar que la manera de responder de modo enérgico es mediante la represión más dura posible, porque es perfectamente concebible que una respuesta de este tipo puede causar más violencia. Se requiere acción inteligente de control de esos actos y eso debería ir acompañado por decisiones que demuestren que el problema no se reduce al control de orden público en la calle”.

 

Foto referencial @Agencia Uno