Diario y Radio Universidad Chile

Año XIII, 30 de noviembre de 2021

Escritorio MENÚ

Javier García, alcalde de Colchane: “Se ha creado una ley migratoria desde Santiago, sin conocer la realidad en la zona”

El edil instó a las autoridades a cumplir con el resguardo de toda la nación, de velar por los derechos humanos de las personas en Colchane y de resolver esta crisis por medio de las relaciones que pueda establecer Cancillería con los países vecinos, en favor de los pueblos.

María Luisa Cisternas

  Domingo 29 de agosto 2021 9:59 hrs. 
Colchane


Los últimos acontecimientos ocurridos en la comuna de Colchane han recrudecido la emergencia migratoria en el territorio que se ha visto desbordado ante la absoluta ausencia de la autoridad central, luego del anuncio del denominado Plan Colchane y en general de las disposiciones de un gobierno que se ha ensimismado en una política miope sobre el fenómeno de la migración y sus dimensiones.

La comuna del Norte Grande, aledaña al poblado boliviano de Pisiga, es la principal puerta por la que cientos de ciudadanos del extranjero han hecho ingreso al país. Un éxodo que emprenden los vecinos y vecinas de Latinoamérica y el Caribe que por supervivencia y estabilidad, son empujados a abandonar el país de origen.

En conversación con nuestro medio el alcalde de Colchane, Javier García, explicó que la localidad ha experimentado el fenómeno migratorio en distintos momentos y circunstancias. Él recuerda el año 2018 en momentos que 400 cubanos y cubanas llegaron a la comuna, a los cuales asistieron y brindaron apoyo desde el municipio. El 2020 bajo las inclemencias de la pandemia, 840 bolivianos quedaron varados e impedidos de cruzar la frontera por orden de la expresidenta Jeanine Áñez, tras lo cual el ingreso promedio a Colchane se mantuvo entre 150 a 200 personas diarias.

Fue en febrero del 2021 que la localidad se sobrepobló con más de 2 mil migrantes, provocando el revuelo mediático que atrajo al ministro del Interior, Rodrigo Delgado, junto a los ministros de Defesa y Relaciones Exteriores a la zona para declarar el Plan Colchane, que tenía como objetivo el que las Fuerzas Armadas colaborasen con Carabineros en el control de la migración ilegal en la frontera. Sin embargo el gobernador de la Región de Tarapacá, José Miguel Carvajal ya lo ha catalogado como un tremendo fracaso.

Para García la iniciativa del Ejecutivo no ha disminuido la cantidad de migrantes que pernoctan en el sector, tampoco ha contrarrestado los problemas de seguridad a los que se ven expuestos y derechamente el alcalde duda si efectivamente se elaboró un plan para la comuna.

“El momento en que fue conocida esta crisis humanitaria y fenómeno migratorio, esas personas fueron derivadas a los centros sanitarios de Iquique después de toda la situación mediática que provocó aquello con las autoridades regionales. Sin embargo, el fenómeno continuó en su proporción, es decir de un aproximado de 100 a 150 migrantes que ingresaban diariamente sin mayor control, eso se mantuvo, hubo semanas en que se registró un aumento significativo de migrantes”, explicó el alcalde.

WhatsApp Image 2021-08-25 at 5.58.58 PM

Javier García. 

Una problemática que excede las arcas municipales para ir en ayuda de esta población que llega en condiciones inhumanas  y con muchos menores de edad, varios de los cuales llegan sin el acompañamiento de adultos, evidenció la autoridad local. “Hay más de dos mil, solamente este año, ingresados en la región que corresponden a menores de edad, situación que continua hasta el día de hoy”.

“Lo que nos preocupa de sobremanera son los gastos económicos que esto genera al municipio, sobre todo al consultorio de Colchane que diariamente está atendiendo, asistiendo a los migrantes con recursos municipales que no tenemos y que por cierto no hemos recibido apoyo del poder central para enfrentar este fenómeno, lo que se traduce en abandono de migrantes en las rutas. Constantemente estamos atendiendo a familias con hipotermia producto de las bajas temperaturas que llegan a entre 8 a 10 grados bajo cero en invierno”, declaró.

El fracaso de la militarización

Tarapacá es otra región del país en la que el gobierno ha aumentado la dotación de las policías y ha dispuesto a funcionarios de la Armada para efectos de resolver los conflictos. No obstante, el edil denunció que la presencia de los funcionarios en la comuna “pareciera ser más decorativo” en cuanto poco tributa a la resolución del control migrante o a la seguridad de los y las vecinas de la comuna.

“No realiza ningún acto tendiente a impedir el ingreso de inmigrantes. Lo que hace El ejército es prestar asistencia de trasladarlos al consultorio, o son llevados (las personas migrantes) a Carabineros, que realiza el trámite de auto denuncia. Son llevados a la residencia sanitaria de Iquique solamente los acompañados por menores de edad, como también de aquellos que necesitan de asistencia médica. Esa cifra debe constituir el 10 por ciento del total que ingresa a la Región, porque muchos migrantes por temor a ser expulsados ya no realizan el trámite, pasan por el costado y caminan”.

migracion-desierto

Uno de los hechos recientes y graves que se dio a conocer en el Salar de Coipasa durante esta semana fue la intercepción que realizaron militares bolivianos a seis automóviles chilenos, que fueron retenidos por los uniformados y sometidos a múltiples agresiones. La hermana de una de las víctimas- una mujer agredida sexualmente por los militares del país conjunto en ese episodio- denunció que el Ejército chileno no hizo nada en su auxilio en cuanto fue apresurada a pedirles ayuda. 

“De acuerdo a los relatos que la víctima hizo a los medios de comunicación, se trataría de una persona del ejército boliviano que les robó los vehículos y hubo tratos que no es necesario repetir, pero es materia de investigación y esperamos que la Fiscalía pueda realizar un trabajo más minucioso en este sentido. Esto, ya que en los últimos años Colchane ha perdido cinco vecinos que han sido asesinados en diferentes localidades y creemos que los delincuentes arrancaron a Bolivia o son de otros lados, por lo que no tenemos responsables sobre esas muertes” , lamentó García.

El Salar de Coipasa es una arena de conflictos, donde funcionarios de la Municipalidad ya se han visto intimidados por los cuerpos militares bolivianos, episodios que se desatan y que ameritan la acción inmediata de las bases militares dispuestas en Colchane. Esto con la finalidad de proteger a la comunidad pero además, para reivindicar la cultura Aymara nuevamente amenazada, señaló el Alcalde.

“Todos han visto esto como un tema humanitario de los migrantes y que por cierto tienen el derecho de migrar, pero también estamos en presencia de un pueblo Aymara que la ha costado bastante mantener su postura por siglos, aún no se recupera del proceso de chilenización donde se les prohibieron las expresiones culturales, el uso de la lengua, después del despoblamiento por la falta de atención de Santiago y ahora tenemos que enfrentar un fenómeno migratorio que pone en riesgo la seguridad y consecuencialmente a nuestra población y por cierto, la identidad cultural, la que no estamos dispuestos a ceder”, afirmó.

Para García la defensa del territorio se asocia a una protección inclaudicable de la cultura originaria, que históricamente tiene un lazo estrecho con el país contiguo -son del mismo Aillu menciona el alcalde- no obstante la agudización de la crisis por la que pasa la comuna mandata a exigir el respeto por su población y justicia para los crímenes que perpetran los funcionarios militares de Bolivia contra el pueblo chileno, que quedan en la impunidad. García los interpreta como bolivianos de ciudades que poco saben de la historia ancestral de la zona y de la fraternidad que existe entre ambos pueblos.

2UXQXIVMYRGRBMPDKOKZDWPPN4

 La política fracasada del Gobierno

Para el alcalde del epicentro del fenómeno migratorio del país, el Gobierno ha realizado una estrategia centralista e inconsulta en lo respectivo a las autoridades de la zona, que se ha abocado a establecer una imagen comunicacional procurando generar una falsa tranquilidad de que una ley sería suficiente para manejar la migración o bien, que la migración irregular sería controlada por medio de la misma. Sin embargo en Colchane la crisis no ha amenguado y en eso García aseguró que no se puede pretender que sea el municipio quien se encargue de resolver las falencias que ha provocado la incompetencia del Estado y la ausencia de relaciones diplomáticas.

“Creo que se ha trabajado en la creación de una ley migratoria desde las oficinas, desde Santiago, sin conocer la realidad en la zona. Y cuando se trabaja de esa manera por cierto que los resultados son los que estamos viendo (…). Hace años venimos pidiéndole al gobierno de Chile la creación de una tarjeta de tránsito vecinal que facilite a nuestros vecinos de Colchane poder usar las fronteras con menos burocracia a través del complejo fronterizo, para poder comprar productos de primera necesidad, como también para que nuestros niños pasen  a estudiar la forma de vida tradicional”, señaló.

La necesidad de dar a conocer la realidad por la que atraviesa la localidad no apunta a una discriminación del fenómeno migratorio ni de los migrantes, enfatizó el alcalde, en cuanto es un tema que siempre se ha tratado con altura de miras y respeto, sino más bien se realiza para instar a las autoridades a cumplir con el resguardo de toda la nación, de velar por sus derechos humanos y de resolver esta crisis por medio de sus capacidades y mediante las relaciones que pueda establecer Cancillería con la comunidad internacional, en favor de los pueblos.