Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 13 de agosto de 2022

Escritorio

A casi un año del gobierno de Sebastián Piñera: ¿dónde está la oposición?

En algunas semanas más se retomará la actividad legislativa y con ello las negociaciones del pacto administrativo de la oposición que quedaron pendientes. Según distintos representantes de la centroizquierda, marzo será clave para definir el rumbo de la oposición y si ésta actuará como bloque frente a las distintas iniciativas legislativas que generan un fuerte rechazo en el sector.

Montserrat Rollano

  Jueves 21 de febrero 2019 10:03 hrs. 
foto_0000001620190126092321

Compartir en

No ha sido un año fácil para la oposición. Luego de la aplastante derrota en las elecciones presidenciales y la disolución de la Nueva Mayoría, las fuerzas políticas de izquierda y centro-izquierda no han logrado generar una coordinación ni siquiera siendo mayoría en el Parlamento.

Es así como a pocas semanas de cumplirse el primer año del segundo mandato de Sebastián Piñera, los balances internos no son positivos.

Uno de ellos, es el que realizó el ex ministro y actual dirigente PPD, Francisco Vidal, quien criticó la fuerte desarticulación del sector. “Somos ocho oposiciones, entonces le estamos fallando a la mayoría del país que le dio la mayoría a la oposición en ambas cámaras”.

En esa línea, el ex vocero de La Moneda anunció que junto a los partidos de la ex Nueva Mayoría -excluyendo a la DC- se reunirán el próximo 11 de marzo para “defender aquellas políticas públicas aprobadas en el segundo gobierno de Bachelet, que significaron una sociedad un poco más justa”.

Esto, tomando en consideración la nutrida agenda legislativa del Gobierno a partir de marzo, que considera reformas en el ámbito tributario, laboral, previsional, además de cambios al Código de Aguas y el cuestionado proyecto de “admisión justa”.

En ese escenario, desde distintos partidos de la oposición reconocen que lo que ocurra el próximo mes será determinante para el futuro del sector durante este año, principalmente en lo relativo al acuerdo administrativo para presidir la Cámara de Diputados y las comisiones legislativas.

Desde Revolución Democrática, la presidenta electa, Catalina Pérez, dio algunas luces de lo que podría ocurrir durante las próximas semanas, enfatizando que “en el Frente Amplio están las puertas abiertas para llegar a acuerdos con la Democracia Cristiana y toda la oposición”.

Además, la parlamentaria fue categórica en que no es a ellos a quienes les interesa quebrar el acuerdo, pero debe existir un piso mínimo que aglutine a la oposición, al menos, en las votaciones de los proyectos del Ejecutivo.

Sin embargo, desde el partido liderado por Fuad Chahín aseguran que no dejarán de entablar un diálogo con todos los sectores políticos, incluyendo al Gobierno. Así lo afirmó Rodrigo Albornoz, vicepresidente de la colectividad, quien además fue categórico en señalar que no está en el horizonte de la DC conformar una coalición política: “Nosotros, y ahí está la diferencia, no compartimos el ideal de coalición siendo oposición hoy día. Uno escucha algunos personeros de otros partidos de oposición y claro, hay un afán, pero es un camino que ellos han optado. Así surgió Convergencia Democrática, pero nosotros no creemos que haya que achicar, sino que hay que ampliar la oposición, hay que darle riqueza, diversidad”.

Asimismo, el dirigente de la falange tomó distancia respecto de la autocrítica de algunos representantes de la ex Nueva Mayoría, señalando que “nosotros no hemos visto esta teoría que se ha levantado de la descoordinación de la oposición. Vamos a consolidar un actuar de la Democracia Cristiana que pueda ser un aporte desde nuestra visión de una oposición de diálogo constructivo, fiscalizador, crítico, pero está abierto a tratar los grandes temas que le interesan a la ciudadanía”.

Desde el Frente Amplio, en tanto, apuestan a conformar una alianza que vaya más allá del pacto administrativo de la Cámara de Diputados. Es por esto que previo al cierre del año legislativo, representantes de la coalición se reunieron con sus pares del Partido Socialista y el Partido Comunista.

En ese marco, el presidente del Partido Liberal y uno de los voceros del bloque, Luis Felipe Ramos, aseguró que se han conversado varias temáticas, pero que existe “un denominador común”: la postura frente a la reforma tributaria y el proyecto de pensiones.

Además, reconoció que lo que suceda a partir de marzo será determinante en el futuro de la oposición: “Inevitablemente, un hito importante va a ser la decisión que se tome respecto del acuerdo administrativo. Va a ser un hito que va a permitir seguir acercando a toda la oposición o mantenerla en este estado actual. Por lo tanto, estamos expectantes para que lleguemos a un acuerdo que vaya más allá de lo administrativo, permita definir cuáles son los puntos legislativos que nos definen como oposición y ordenarnos en torno a un pacto administrativo que además tenga algunos ejes legislativos definidos”.

Síguenos en