Diario y Radio Universidad Chile

Año XVI, 19 de junio de 2024


Escritorio

Marta Valdés, coordinadora de Víctimas de Trauma Ocular, por muerte de Jorge Salvo: “Es la impunidad la que termina con la vida de nuestros compañeros”

De acuerdo a la organización de víctimas, la decisión del joven estuvo motivada por una "enorme carga de frustración ante el abandono del Estado”. En tanto, desde Amnistía Internacional, aseguraron que efectivamente hay una deuda.

Fernanda Araneda

  Viernes 30 de junio 2023 18:47 hrs. 
Jorge Salvo

Compartir en

La tarde de ayer jueves, la Coordinadora de Víctimas de Trauma Ocular, dio a conocer el suicidio de uno de los integrantes de su agrupación.

Se trata de Jorge Salvo, un hombre de 30 años, que sufrió el impacto de una bomba lacrimógena en enero de 2020 y que de acuerdo a lo señalado por la entidad, se quitó la vida “producto de una enorme carga de frustración ante el abandono del Estado”.

Para abordar este tema, Radio y Diario Universidad de Chile conversó con la vocera de la Coordinadora de Trauma Ocular, Marta Valdés, quien recordó que no es la primera vez que se da un caso como este: “Nosotros siempre hemos estado con el miedo que algún compañero o compañera tomará una decisión tan terrible como quitarse la vida, y lamentablemente tuvimos que lamentar lo de Patricio Pardo, compañero de Valparaíso y ahora lo mismo con Jorge”.

Pese a que reconoció que en el último tiempo han habido avances en los programas de reparación para las víctimas del estallido, Valdés planteó que estos han resultado insuficientes. De acuerdo a la vocera, lo más importante para la organización es que se comience a sancionar a quienes ordenaron las vulneraciones.

“Nuestros compañeros y compañeras lo que nos piden es que paguen los responsables, quienes dieron las órdenes. Eso está. Eso está visibilizado, ¿por qué no los castigamos? ¿Por qué vamos a seguir en esta cultura de la impunidad? Es la impunidad la que duele, la que indigna y la que finalmente termina con la vida de nuestros compañeros y compañeras”.

La representante también mencionó la creciente criminalización de las protestas de 2019, que a su juicio, no hacen más que acrecentar el dolor de las víctimas y sus familiares.

“A nosotros lo que más nos indigna y nos duele es la criminalización del movimiento social que se hizo durante el 2019 en adelante y cómo se ha criminalizado a nuestros compañeros. Decir, por ejemplo, que el monolito de Cristian Valdebenito es de un traficante, nos parece una falta de respeto. Ya es suficiente con el daño que le provocaron a esa familia, de perder a su padre, a su marido, para que además también insistan en criminalizar el movimiento”.

En todo caso, Valdés anunció que la Coordinadora de Víctimas de Trauma Ocular “se volcará a las calles, porque creemos que es necesario visibilizar. Ya basta. ¿Hasta cuándo? Vamos a estar con mucha fuerza en las calles pidiendo verdad, justicia, reparación y no repetición. Queremos por lo menos que este Gobierno termine con la cultura de la violación a los derechos humanos”.

Rodrigo Bustos: “Lo que tenemos es un panorama de mucha impunidad”

Consultado respecto al caso de Jorge Salvo y a la situación general de las víctimas del estallido, el director ejecutivo de Amnistía Internacional Chile, Rodrigo Bustos, aseguró que efectivamente “el Estado de Chile tiene una deuda con las víctimas de violaciones a los derechos humanos del estallido”.

“En Chile, después de casi tres años y medio desde el estallido social y a más de un año de iniciado el Gobierno del Presidente Gabriel Boric, todavía no hay una política pública de reparación integral y eso tiene que ver tanto con víctimas de lesiones oculares, como con otras víctimas de golpiza y de violencia sexual. Eso, por cierto, hace que muchas víctimas hoy en día se sientan abandonadas por parte del Estado”, dijo.

Asimismo, Bustos mencionó graves problemas a nivel de causas judiciales (de acuerdo a cifras de Amnistía, solo el 0,2% cuenta con sentencias condenatorias) y de garantías de no repetición. “Lo que tenemos es un panorama de mucha impunidad y además no se ha avanzado adecuadamente, con la profundidad que se requiere, en una garantía de no repetición que es clave, que es una reforma profunda a Carabineros de Chile”.

El director ejecutivo de Amnistía Internacional además sugirió como posible medida para mejorar la situación de las víctimas del estallido “más recursos para la Fiscalía, para el Servicio Médico Legal, para la PDI y por otra parte, que el Gobierno avance en esta política pública de reparación integral”.

“En algunos casos esas medidas requerirán de algún tipo de iniciativa legislativa, en otros casos no, pero no es aceptable que a tres años y medio del estallido aún no se avance como corresponde con las víctimas de las violaciones a los derechos humanos”, afirmó.

Desde el parlamento, la diputada del Partido Comunista y expresidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, Lorena Pizarro, señaló respecto al caso, que “no hay nada más brutal y más doloroso que vivir la impunidad, y creo que lo que están viviendo particularmente las y los mutiladas y mutilados oculares es esa impunidad que te quita la esperanza de todo”.

Pizarro expresó sus condolencias por la muerte de Jorge Salvo, a quien describió como “un compañero que le destruyeron la vida agentes del Estado”.

“A los pocos años de aquella tragedia que vivió Chile, donde muchas y muchos salimos a la calle para pedir mayor justicia social, nos enfrentamos a un Estado que no asume sus compromisos y obligaciones de asegurar garantías de no repetición, de buscar la verdad, la justicia y reparación integral a las víctimas, sino que, por el contrario, lleva adelante una ley como la Naín Retamal, que dice que todos aquellos agentes del Estado que cometieron estas atrocidades pueden recurrir a los tribunales y quedar en libertad”.

En cuanto a las medidas que el Estado debería tomar frente a esta problemática, Pizarro indicó que “enumerarlas sería enorme, pero no lo que se está haciendo. Lo que se está haciendo es todo lo contrario. La ley Naín Retamal es todo lo contrario, es un insulto, es una burla, es volver a disparar una lacrimógena a la cara de Jorge, de Fabiola, de Gustavo y de tantos que fueron mutiladas y mutilados ocularmente por salir a exigir un Chile más justo”.

Síguenos en