Diario y Radio Universidad Chile

Año XIV, 6 de diciembre de 2022

Escritorio

Voto obligatorio y aborto libre: Los temas que complican nuevamente el proceso constituyente

Esta jornada el oficialismo, la oposición y la DC entablarán una nueva reunión bilateral para acercar posturas de manera de avanzar a una nueva constitución. Sin embargo, algunas fuerzas manifestaron sus dudas en cuanto a la definición de los bordes.

Natalia Palma

  Martes 4 de octubre 2022 13:36 hrs. 
Valparaiso, 2 de junio de 2022.
Sesion del Senado en el Congreso Nacional
Sebastian Cisternas/Aton Chile

Compartir en

A solo instantes de que comience una nueva reunión bilateral entre el oficialismo, la oposición y la Democracia Cristiana, las conversaciones para llegar a un acuerdo para habilitar un nuevo proceso constituyente nuevamente comenzaron a presentar complejidades.

Y es que durante la jornada de ayer lunes un sector de la DC condicionó la posibilidad de llegar a un consenso a la aprobación del voto obligatorio.

Según la senadora Ximena Rincón “no vamos a avanzar en ningún aspecto si no se acuerda de manera clara y categórica que cada una de las partes de este proceso que viene hacia adelante y de cada una de las votaciones que vamos a enfrentar como país, van a tener que contar con voto obligatorio”, emplazando, además, al Gobierno a poner discusión inmediata al proyecto de ley para dichos efectos.

A esto se suma los cuestionamientos de parte de parlamentarios de la UDI, quienes pusieron en duda el proceso constituyente a propósito de los dichos de la ministra de la Mujer y Equidad de Género, Antonia Orellana, sobre el ingreso de un proyecto que busca permitir el aborto libre, acusando al Gobierno de elegir “el camino del enfrentamiento”.

El presidente de la Cámara de Diputadas y Diputados, Raúl Soto (PPD), si bien no quiso profundizar en la controversia, destacó los tres elementos principales que aún quedan por definir del nuevo proceso, relativo a los principios institucionales, la configuración del nuevo órgano redactor y el rol de los expertos.

Sobre el primer punto, Soto apuntó que “entendemos que, si bien tiene que haber una deliberación democrática del órgano que se va a definir para redactar la nueva constitución, al mismo tiempo tiene que haber un marco de acción mucho más claro para no volver a cometer los mismos errores y dar esa tranquilidad institucional a la ciudadanía”.

“Si definimos esas tres cosas yo creo que vamos a estar en condiciones de construir un buen acuerdo para Chile, para ofrecer un camino constitucional claro y con una buena base de apoyo político”, expresó.

El diputado de Acción Humanista, Tomás Hirsch, planteó que respecto de los bordes del proceso “nosotros creemos que de ninguna manera hay que limitar, impedir, amarrar, censurar, bloquear o cualquiera sea el sinónimo, a quienes democráticamente elijamos para redactar la propuesta de nueva constitución”.

En esa línea, dijo que “una cosa es tener un marco general como el que se estableció la vez pasada respecto del reconocimiento de Chile como un país unitario, el respeto a los tratados internacionales, el respeto a los derechos humanos, y hemos agregado la independencia de los poderes del Estado, pero otra cosa es cuando se quieren meter bordes, que tienen que ver con el contenido. El contenido lo deben redactar las personas que legítimamente sean electas, del color político que sean, con las ideas que crean más razonables y ahí se discutirá y se votará, pero no podemos ponerle una camisa de fuerza previa al debate necesario”.

En tanto, el jefe de bancada de diputados PPD e independientes, Cristián Tapia, rechazó los condicionamientos de la Falange y enfatizó en que “recordemos que la Democracia Cristiana fue invitada como partido político, la institucionalidad. Si vamos a estar opinando por fuera todos los diputados, diputadas, senadores y senadoras, tenemos que recibir la opinión de los 155 y del Senado a los 50”.

“Para eso la Democracia Cristiana mandató al senador (Francisco) Huenchumilla para que fuese su representante y él tendrá que llevar toda la voz de la DC y no nos parece que se estén entregando opiniones aparte porque eso lógicamente retrasa más el proceso”, manifestó el legislador.

Tras esta segunda reunión bilateral, que se llevará a cabo en el Congreso Nacional en Valparaíso, se espera una nueva convocatoria ampliada entre los partidos políticos con representación parlamentaria el próximo jueves 6 de octubre.

Síguenos en