Diario y Radio U Chile

Escritorio MENÚ

Violento sismo en las montañas afganas

Un terremoto sacudió el sur del continente asiático, causando al menos 100 muertos, según un balance provisional. El epicentro del sismo, de magnitud 7,5 en la escala de Richter, se sitúa en Afganistán, en la región de la cordillera del Hindu Kuch, a 250 km de Kabul.

RFI

  Lunes 26 de octubre 2015 10:30 hrs. 
AFGANISTAN





El fuerte y prolongado temblor, de casi un minuto, se dejó sentir también en India y Pakistán, provocando movimientos de pánico en la población de diferentes ciudades (Delhi, Pesawar o Kabul, entre otras). En estos tres países, numerosos edificios se derrumbaron y muchos exhiben profundas grietas.

De momento se reportan muertos en Afganistán y en el norte de Pakistán, incluyendo 12 niñas afganas, que perecieron en una estampida en el momento de evacuar una escuela. Entre las zonas más afectadas se encuentran las regiones tribales del norte de ambos países, incluyendo las zonas fronterizas.

El primer ministro afgano, Abdullah Abdullah, habla de « importantes pérdidas humanas y materiales» en las regiones de Badakhstan, Takhar, Nangarhar, Kunar e incluso en la capital del país, Kabul. Pero señaló que las « cifras no se conocen aún porque las comunicaciones están cortadas ». El acceso a las zonas siniestradas se dificulta en Badakhstan porque es una zona muy montañosa. Además, los rebeldes talibanes libran allí batalla contra las tropas gubernamentales, agravando la situación de estas poblaciones de por sí aisladas.

Los heridos se cuentan por centenas y los daños en las casas son cuantiosos, en especial donde hubo inundaciones hace un año.

Más al sur, los habitantes de Islamabad, capital pakistaní, salieron en masa, precipitadamente, a la calle. Sin embargo, esta población está acostumbrada a temblores fuertes y terremotos a lo largo del año. Una mujer declaró que la sacudida le había recordado la de 2005. En efecto, hace diez años, el 8 de octubre de 2005, un sismo de magnitud 7,6 en la misma región del Hindu Kuch ocasionó 75.000 muertos y dejó sin hogar a 3,5 millones de personas.

Más de cien personas resultaron heridas en Peshawar, al noroeste de Pakistán, ciudad casi fronteriza con Afganistán. El jefe de los servicios de emergencia de la ciudad, Mohamad Sadig, aseguró que « muchos más heridos están llegando al hospital y aún hay mucha gente bajo los escombros ».

En Srinagar, la capital de Cachemira en India, los habitantes también salieron corriendo a la calle, presas del pánico.

En muchos lugares la red de telefonía móvil quedó fuera de servicio.

Una nota de optimismo y esperanza viene de las declaraciones de un representante de las autoridades pakistaníes, quien aseguró que « la cantidad de víctimas no debía ser tan importante como en 2005 porque, esta vez, el hipocentro es mucho más profundo ». En efecto, se ubica a una profundidad de 213,5 km, según precisó el lnstituto estadounidense de géologie (USGS).