Diario y Radio U Chile

Año XII, 6 de abril de 2020

Escritorio MENÚ

Caída del precio del cobre presiona Reforma Tributaria

Caída del precio del cobre por debajo de los 3 dólares la libra genera dudas sobre recaudación de fondos para impulsar reformas. Si bien los especialistas dicen que es una baja transitoria, insisten en que la estructura tributaria trata con guante blanco a las transnacionales en desmedro de la producción nacional y la población que sufre el aumento de los impuestos que aplica el Estado.

Cristián Pacheco

  Jueves 13 de marzo 2014 20:37 hrs. 





El cobre cerró con pérdidas en la Bolsa de Metales de Londres registrándose un valor de transacción por debajo de la barrera sicológica de tres dólares la libra.

El resultado negativo para los intereses de Chile forma parte de una baja acumulada de más de un treinta por ciento desde comienzos de 2011 a la fecha y pone de relieve la dependencia que tiene el país respecto de la recaudación fiscal que genera el metal rojo.

Una de las explicaciones de la depreciación del cobre es el viraje de la economía China que ahora privilegia el consumo interno por sobre la inversión.

Según Alberto Salas, presidente de la Sociedad Nacional de Minería, esto no debe generar mayor preocupación porque la demanda China, que llega al 40 por ciento del índice global, promoverá un alza del precio del cobre: “Hay una relación directa entre el consumo de cobre per cápita y el grado de desarrollo de estos países. Por lo tanto, dado que por el lado de la oferta cada vez es más difícil producir cobre, porque hay que cumplir más normas y regulaciones, se produce un equilibro en que creemos que vamos a tener estos precios superiores a lo que observamos hoy en día”, dijo Salas.

Para el presidente de la Federación de Trabajadores del Cobre, Raimundo Espinoza, la baja es preocupante tanto por los problemas que puede traer para la implementación de los grandes proyectos que impulsa Codelco, como por una posible reducción de la recaudación fiscal.

Para Julián Alcayaga, miembro del Comité de Defensa del Cobre y especialista en la materia, el problema principal es la falta de fiscalización a las empresas extranjeras sobre cuánto y a qué precio compran y venden los productos derivados del cobre.

Alcayaga además insiste en la necesidad de aumentar la carga tributaria de las transnacionales: “Lo que debiera hacer una reforma tributaria es aumentar el impuesto adicional a la renta de los extranjeros de 35 a 40 por ciento, pero la reforma tributaria planteada en el programa de la Nueva Mayoría en vez de aumentar el impuesto de los extranjeros, se baja el impuesto de los chilenos más ricos de 40 a 35 por ciento. Con eso, naturalmente, no se aumentan los recursos para el Fisco”, señaló el experto.

En el mismo sentido, el economista Andrés Solimano en entrevista con el periodista Juan Pablo Cárdenas, explicó que aún dependemos mucho de los impuestos indirectos, como el I.V.A. y el impuesto específico a los combustibles, para financiar la agenda de Gobierno.

Solimano indicó que el gran problema sigue siendo la estructura tributaria de la gran minería del cobre, y no la variabilidad de la economía internacional.

Para el especialista, ya no se justifica seguir subsidiando a las empresas a través del Fondo de Utilidades Tributarias, creado en 1987 para impulsar la productividad, y ya es hora de exigir mayor participación del sector privado de la minería: “En el proyecto de ley del nuevo Gobierno no se ve, quizás cuando vaya al parlamento se incorpore, una cláusula para subir el royalty del cobre y subir el impuesto a las grandes mineras. Pero en Chile a las mineras se las ha tocado con guante blanco, el parlamento de la república les dio una invariabilidad tributaria hasta el 2023, es muy favorable para ellos”, explicó el economista.

Como señalan los especialistas, la baja del valor del cobre debiera ser transitoria. Sin embargo, todavía está pendiente conocer cuánto afectará el recaudo estatal, más aún cuando las características de la reforma tributaria continúan siendo difusas.