Diario y Radio U Chile

Año XI, 8 de diciembre de 2019

Escritorio

Estatuto laboral joven: otra derrota para el Gobierno

Así fue calificada por parlamentarios y dirigentes sindicales la reciente aprobación en la Cámara de Diputados de las modificaciones al original proyecto impulsado por el Ejecutivo, que cambió sustancialmente la idea que pretendía regular, bajo un estatuto laboral especial, los contratos para jóvenes estudiantes.

Rodrigo Fuentes

  Jueves 20 de junio 2019 8:34 hrs. 
estatuto 1

Organizaciones sindicales y parlamentarios valoraron la contundente aprobación que tuvo este miércoles en la Cámara de Diputados el modificado proyecto de ley que establece un nuevo reglamento para aquellos alumnos que estudian y necesitan trabajar, debido, por ejemplo, al alto costo de aranceles universitarios y bajos ingresos familiares.

La idea original de Gobierno, que se denominaba “Estatuto laboral para jóvenes”, ahora pasa a llamarse, “Jornada parcial alternativa para estudiantes trabajadores”.

Desde su ingreso al Congreso, los primeros meses del 2018, el proyecto de ley oficial sufrió una serie de modificaciones por parte del Senado, las que posteriormente fueron ratificadas por la Cámara Baja.

El reglamento ya no estará regulado bajo un estatuto especial, como pretendía el Ejecutivo, sino que será incluido dentro del mismo Código del Trabajo, pero con normas específicas.

El presidente del sindicato de Starbucks, Andrés Giordano, advirtió que no es completamente lo que se esperaba, esta nueva presentación de la legislación laboral  para jóvenes sí apunta a dar protección a los trabajadores borrando con esto, los altos niveles de precarización laboral que proponía el Gobierno.

“En muchas instancias rechazamos este proyecto, pero no se puede negar el efecto que tuvo la articulación transversal de organizaciones sindicales y estudiantiles que transformó por completo el espíritu original del proyecto. Se mantuvieron algunas cosas que para nosotros son nefastas, como el fraccionamiento de la jornada”.

El texto legal señala que los jóvenes trabajadores podrán pactar “sólo una interrupción diaria la que deberá coincidir con el horario académico lectivo vigente del estudiante y se justificará anexando éste en el respectivo contrato de trabajo”,

Para Giordano, lo anterior significa un fracaso para las propuestas iniciales del Gobierno. “No se cumplió con esa promesa que tenía el Gobierno con los empresarios del comercio y servicios, de poder contar con mano de obra en horarios de alta demanda y a completa disposición de los empleadores, por tanto, para nosotros esto es una alta derrota para el Ejecutivo”, afirmó.     jovenesfinal-723x364

La indemnización por años de servicio, mantención de beneficios por concepto de asignación familiar, seguro en caso de accidente ocurrido en el trayecto de ida o regreso a casa, incluso desde el establecimiento educacional sumado a que los ingresos percibidos no serán considerados como renta para efectos de determinar su condición socioeconómica o la de su grupo familiar para el acceso al Fondo Solidario y otros beneficios sociales fueron algunas de las modificaciones aprobadas por la mayoría de los diputados.

Para el jefe de la bancada PC-Independientes, diputado Boris Barrera, si bien lo aprobado es muy distinto a lo propuesto por el Ejecutivo, existen algunos aspectos que son insuficientes y que fueron perdidos en la votación como es el hecho que la jornada parcial solo tendrá aplicación por acuerdo a las partes, en circunstancias que, tratándose de una relación asimétrica, el empleador siempre va a imponer el tipo de contrato que le sea más  beneficioso.

“Se eliminan en parte normas que iban a perjudicar a los trabajadores, como el fraccionamiento múltiple de la jornada, el acceso a licencias médicas, antigüedad laboral, en fin, todas las medidas que intentó impulsar el Ejecutivo en ese estatuto laboral para precarizar el trabajo quedaron rechazadas, por lo que esto es una clara derrota del Gobierno”, argumentó el parlamentario.estatuto

Para el investigador de la Fundación Sol, Benjamín Sáez, el permiso sin goce de remuneraciones para rendir exámenes o para períodos de vacaciones, además de un trabajo continuo que no superará las 10 horas de trabajo diarias son algunos de los artículos que seguirán perjudicando el bienestar de jóvenes estudiantes.

“Esto sigue incrementando la condición de subempleo estructural que existe en el país, flexibilizar al máximo las múltiples funciones. Si este proyecto pusiera en su interés fundamental el bienestar del joven, no sería un requisito el común acuerdo, la firma contractual, para poder garantizar, por ejemplo, el descanso del estudiante durante sus vacaciones. Sin embargo, con esta normativa los jóvenes no podrán aliviarse en ningún momento”, subrayó el experto.

Otras de las modificaciones importantes dice relación con la reducción de edad para quienes accedan a esté régimen dejando un rango que va desde los 18 hasta los  24 años.

La jornada de trabajo diaria continua no deberá exceder las 10 horas con un límite semanal de 30 horas, y no 45 como era la idea original propuesta por el Ejecutivo. A lo anterior se suma el derecho a que se respete el derecho a colación del estudiante y que el empleo sea concordante con el horario académico.

Luego de aprobado el proyecto, el Gobierno, a través de su ministro del Trabajo, Nicolás Monckeberg, señaló sentirse satisfecho con la normativa que impactará al 40 por ciento de los jóvenes que actualmente trabajan desformalizadamente y sin ninguna protección laboral.